¿Qué nos pasa a los hombres? Los Heteroflexibles

Si en la primera parte hablamos de que no hay por dónde cogernos a los tí­os, hoy os hablo de la problemática sexual de los hombres que se divierten curioseando. Y es que ha nacido una nueva especie. Son ejemplares únicos en desestabilizar mentes ingenuas y en complicar la vida a quienes tienen claras las cosas. Se trata de especí­menes que hacen que vivas en eternas dudas, te complican la vida, y en la mayorí­a de las ocasiones te van a generar un estado de confusión que hará que reniegues de ellos y que huyas despavorido ante la posibilidad de volver a caer en la cama con ellos. ¡Pero caerás!

¿Hetero? Flexible

¿Son los heteroflexibles los nuevos bisexuales? Pues mira, no. Estas personas, predominantemente heterosexuales, o así­ se definen, no tienen ningún tipo de reparo en probar con personas de su mismo sexo. ¿La razón? Pues depende. Unos por probar, otros por verdadera excitación, otros por confusión, y algunos de ellos porque realmente les pone vivir según qué situaciones sexuales. En el juego de probar, acaban por meterte a tí­ en el ajo y sin saber lo que pasará después. ¿Que pasará? ¿Que misterio habrá? Puede ser tu gran noche.

foto2

¿Piensas que es algo nuevo?

Pues estás muy equivocado. En 1948, Alfred Kinsey (que debe de ser un hombre muy conocido y con mucho tiempo para escribir esto) escribió en «Comportamiento sexual del hombre» los distintos grados de actitud sexual masculina, entre los que se encuentra la atracción esporádica por estas prácticas, sin tener que etiquetarles como bisexuales (imagináos la cantidad de hombres con los que debió de probar para llegar a escribir un libro sobre esto). Si Alfred levantara la cabeza, se irí­a de copas por el ambiente y tendrí­a que volver a escribir su teorí­a para ampliar de 6 a 7465 la variedad sexual y los distintos grados y comportamientos del varón heterosexual que busca pene. Yo me ofrezco para ilustrarle.

¿Cómo empiezan la dudas?

Una vez que conoces a uno de ellos, te das cuenta de que ‘en la variedad está el disgusto’. te pillan por sorpresa ¡y qué bien!, pasan desapercibidos y eso les hace más atractivos y añade emoción y tensión al primer encuentro. El primer contacto sexual con ellos ocurre en el momento idóneo, muchas veces propiciado por la seguridad que te da el saber que no forman parte de tu cí­rculo y que es terreno prohibido para ti. Has conocido a sus novias y  amigas, suelen alardear de sus conquistas, y seguramente hayas escuchado sus tácticas para ligar con ellas. Pero de repente ocurre.

La tensión sexual por tu parte es evidente, él acaba dándose cuenta y al final se deja hacer. Ese es el momento clave, cuando se dejan hacer y tú, que quizás ya habias escuchado indirectas suyas haciendo alusión a su curiosidad, creí­as que esa palabrerí­a nunca llegarí­a a formalizarse en tú y él tan cerca. A  no ser que ocurra al revés, y sea él quien propicie la situación por mera curiosidad sexual. ¿Cómo te quedas tú? Pues solo ante el peligro. Pero, te aviso,  después del primer contacto y una vez has salido del shock, lo peor que puedes hacer es buscar explicación y ahí­ empieza el drama:

¡Dios mio, qué he hecho!

fotoq

¡No preguntes!

Lo peor que puedes hacer es preguntarle. Por lo menos en ese momento. La tensión sexual que se haya generado puede convertirse en algo que distancie o en algo que os una más. Deja pasar el tiempo si no te ves capacitado para reí­rte de la situación en ese mismo momento. Pero preguntar es innecesario. ¿Te lo has pasado bien? Pues ea. í‰l seguramente también, pues lo estarí­a deseando, y si eres su conejillo de indias, pues chico, ¡que te quiten lo bailáo!

El Rollito Hetero

Esto merece un tema aparte. Y sé que muchos de los que me léeis ya viví­s este tipo de situaciones. El rollito hetero se caracteriza por forzar de una forma poco natural una pose de hombrí­a en tu cí­rculo cercano para triunfar en determinados cí­rculos sociales. Poco natural, porque no se puede fingir las 24 horas del dí­a y porque esa pose se acaba cayendo cuando te deshinibes, cuando bebes, o cuando estás en determinadas situaciones que en el fondo te encantan, pero no pegan con tu rollito hetero. ¿Es criticable? En absoluto. Lo que les da el toque gracioso es cuando se esfuerzan en no identificarse como gays, y se esfuerzan, y se esfuerzan,y vuelves a esforzarse y muchos de ellos lo logran, pero siempre acaba notándose el que es y el que aparenta. Oye, que algunos tienen un rollazo !Bendito postuhetero!

Sea lo que sean: dejad de poner etiquetas a todo lo que es distinto y dejad que cada uno viva su sexualidad de la mejor forma que se pueda. Que el problema, al fin y al cabo lo tienen ellos, con tanta salida del armario y tanta confusión sexual.

[followbutton username=’ricescudero’]

¿Qué nos pasa a los hombres? 1ª parte

No estamos intentando monopolizar Lifestyle este mes dedicando los árticulos al género masculino, pero bien podrí­amos, porque está pasando algo raro en los últimos años. Algo que deja bastante descolocadas a las féminas y no tan féminas.

¿Os suena de algo la ‘revolución feminista’? Sí­, sí­, esa en la que la mujer luchaba por escapar de estereotipos basados en prejuicios y actitudes machistas de hombres y de (esto es más grave) muchas mujeres. Pues parece ser que lo consiguieron; siempre queda algún reducto machista que poco honor hace a su supuesta virilidad, pero poco a poco se van muriendo. Ahora parecer ser que ha llegado el turno de los hombres ¡bien! Vamos escapando de lo que se entiende por ‘un hombre en condiciones’ ¡Y menos mal!


Acabar con las etiquetas

Acabar con la imagen que tenemos de lo que se supone debe ser un ‘hombre’ es de las mejores cosas que podemos hacer como sociedad y eso lo conseguiremos dejando de poner etiquetas a todo. Dejando de lado el negro y el blanco y centrándonos en toda la gama de grises. ¿Cuántos hombres afeminados y a su vez fieramente heterosexuales conocéis? Pues los hay, muchos y cada vez más (así­ estáis todas locas que ya no sabéis dónde debéis apuntar). Si bien es cierto que hay mucho hombre armarizado que se niega a reconocer su sexualidad (y en todo su derecho está), debemos entender la pluma como algo que añade, no que resta. A esto, mis lectoras estarán convencidas de que te lo puedes pasar muy bien con ellos, pero que quizás no sea la mejor opción para llevártelos a la cama. ¿O quizás sí­? Hay mucho heterosexual de estas caracterí­sticas que cambia por completo en la intimidad y termina siendo el mejor amante. ¡Mira Alaska que contenta está!

Heteroflexibles

Una decisión tardí­a que puede llevarte a pasarlo realmente mal y a su vez hacérselo pasar muy bien al amante de turno. Las crisis sexuales aparecen  independientemente de la edad que tengan. Aquí­ nos encontramos con: homosexuales que no salen del armario, homosexuales que no quieren salir del armario y llevar una vida paralela, bisexuales o curiosos. Estos últimos son los que encuentran placer en el simple hecho de curiosear o en el ‘homoerotismo’, que se trata del hecho de excitarse con el simple acto sexual, independientemente del género. ¿Difí­cil de entender? No, sólo tienes que pensar que nos han educado para entender que esto está bien y esto esta mal. O que, si existe una cosa, no puede existir otra. La sexualidad es muy compleja, y nosotros no somos quiénes para complicarnos la vida simplificándola. O dicho de otra forma:

[Tweet «Amigos heterosexuales que prueban y se quedan, seguramente no lo serí­an tanto, pero ¿Quién sabe? Bienvenidos sean.»]

El Narcisismo acabará contigo

Sí­, el hombre del 2015 se ha convertido en narcisista desde que se levanta hasta que se acuesta. Desde el selfie de buenos dí­as hasta el selfie de buenas noches. Cuidarse es lógico. Por un lado están los que reniegan de ir perfectamente arreglados y cuidados y, de esa preocupación de que no se note que se cuidan, lo que consiguen es cuidar mucho más la imagen que proyectan. (un besito, Malasaña), hasta los que llevan su cuidado al extremo. Y no, no me estoy refiriendo al metrosexual de ceja depilada. Hablo de los que no tienen reparo en confesar que utilizan cremas, bases, y se preocupan por sus arrugas, por su nivel de grasa en el cuerpo y por sus horas de gimnasio. Han desbancado en muchos aspectos a las mujeres en nivel de preocupación estética. Y esto, a muchas mujeres gusta, pero a otras… otras prefieren al hombre de toda la vida. Cuestión de gustos.

hipster

Cuando hablo de narcisismo, me refiero al vivir por los likes. El hombre del 2015, ya ha tomado conciencia del poder de proyectar su imagen para venderse. Ya sea para un trabajo o para ganar seguidores en una red social. Ya sea por trabajo o por ego, hemos rechazado parte de nuestra naturalidad (es imposible ir todo el dí­a con el jeto y la sonrisa forzada de nuestra selfie de Instagram). Al fin y al cabo todos caemos en el termómetro de la popularidad y, aunque renegamos de ello, nos acaban pillando y acabamos siendo una imagen, que muchas veces, no tiene nada que ver con la realidad.

Los hombres no lloran, tienen que pelear

¿Y ambas cosas? Hay mujeres que todaví­a piden que el hombre blandengue no desaparezca, y están de suerte porque, si rascan, encuentran. Pero qué queréis que os diga, a mí­ me enternece. Y debe de ser porque no estamos acostumbrados a verles llorar con una pelí­cula y después berrear con el fútbol, pero ese contraste, pone. Y es normal. Homosexualidades aparte, el hombre que deja aflorar su lado sensible (que no femenino) tiene muchos puntos ganados para muchas chicas. Heterosexualidades aparte, ya acostumbrados a altos niveles de sensibilidad y drama, nos encontramos con chicos duros, impenetrables (ja, ja) y que no son capaces de soltar una lágrima ni en el peor de los dramas. Esto es debido a que se han roto los roles, los prejuicios y las tonterí­as de algunos de etiquetar todo. En la variedad está el gusto, y ¡el disfrute!

Yo acabo aquí­ esta primera parte, y le lanzo la pelota a alguna redactora Lyfestyle que pueda rebatirme o confirmar este texto. Ellas sí­ que saben de esto, ya que tienen que lidiar con ambos polos, en cuanto a hombrí­a respecta, con amigos y novios. Mientras tanto yo voy escribiendo la segunda parte, que viene fuerte, aviso.

[youtube]https://www.youtube.com/watch?v=TRUHtSqZEG0[/youtube]

[followbutton username=’ricescudero’]

Salir del armario versión 2015: ¿Quién da la vez?

Que la sexualidad es algo que solo te concierne a ti es más que obvio, como lo es el hecho de que (si eres de los que amas y vives tal y como sientes) en un ciudad grande te va a ser mucho más facil que hacerlo en un pueblo perdido de la mano de Dios. Este artí­culo viene con un encargo, y es que uno de esos propósitos que puedas tener para este año lo cumplas. ¿Salir del armario, quizás?

Nota: Este artí­culo esta basado en los Topicazos ante la ¿noticia? de que vas salir del armario. Los mensajes bomba al artí­culo no proceden

AMIGAS

Una amiga puede conventirse en tu paño de lágrimas o en tu peor pesadilla al contarles que te gustan los hombres. Las archi-conocidas como mariliendres. Ellas suelen ser las primeras en saberlo, en ocasiones en contra de tu voluntad. Se dividen en:

Las que dicen que lo saben desde siempre. Marisabidillas que evolucionan a mariliendres de manual. Te acompañan en el viaje como ‘madres protectoras’, van a defenderte siempre a capa y espada y nunca se van a separar de tu lado (hasta que su novio os separe).

Las que no se enteran de nada nunca y nunca sospecharon de tu pluma. ¡Ay estas! Estas te quieren de verdad. Son amor, escasean, te valoran como eres y ni se acuerdan cómo se lo contaste. Seguramente ellas acaben preguntándote un dí­a:  ¿Qué te pasa? Y entonces acabes poniéndote intenso y soltando todo.

Las que aparentan que ya lo sabí­an todo desde antes que tú. No tienen ni idea de nada. A tí­ te van a decir que ya lo sabí­an, pero cuando te des la vuelta: ¡ZAS!. Ya están mandando el primer whatsapp contando tu salida del armario. Nivel de maldad: 100%

En los tres casos a ellas les quedan dos opciones: Tomárselo ‘demasiado bien’ = error. Tomárselo mal= a la larga es mejor. ¿La mejor opción?:

Topicazo: La que no ve en ti un juguete para acompañarla de compras, aconsejarla en belleza y criticar a sus amigas. Pero ponte en su lugar, ellas deberan escuchar y presenciar cosas bastantes fuera de lo común, su mente se adaptará a estas ‘moderneces’. A cambio serán unas privilegiadas al estar junto a ti, se sentiran especiales, y se sentirán como si llevaran el collar de la inmunidad cuando salgan de fiesta contigo.

Amiga motivada por la noticia
Amiga motivada por la noticia
No, si me alegro por tí­, de verdad.
No, si me alegro por tí­, de verdad.

 

LOS PADRES

Aquí­ nos encontramos con el ‘auténtico drama’ del asunto. Contarle a un padre algo tan í­ntimo no deberí­a resultar dificil, pero todos sabemos que hay mentes cerradas, miedos y prejuicios que tú vas a tener que entender y respetar, sin mostrarte a la defensiva. Aquí­ tienes varios casos:

Padres ciegos que se niegan a ver la evidencia: Si te gustan las boas, los abanicos y la pedrerí­a, tienes mucho ganado en este sentido. Y olé por ti.

tumblr_n6lknf6XCi1ql5yr7o2_250
Primer trapito que encuentras para salir de fiesta.
tumblr_inline_n6c2hpuWAl1qiu735
Abriéndote paso entre tus mil complementos claramente masculinos
tumblr_mklwp9iTSD1qbh4qro1_250
Cuando te pasas con la crema bronceadora, la base de maquillaje, y crees que el rimmel es un detalle sin importancia que resalta tus ojos

El caso más común, por si no te gusta engalanarte tanto, y sueles pasar más desapercibido en tu dí­a a dí­a, llega cuando eres tú el que te sientas con ellos a hablar del tema . Encuentras el momento de contarles ‘eso‘ a tus seres queridos. Antes de que ellos te lo cuenten a ti:

Opciones:

Ellos te lo cuentan a ti:

tumblr_moi3gziJHH1rifi09o1_400

Tienes la 0portunidad de oro para lanzarte y abrirte a ellos o para salir corriendo. Si son ellos los que abren el melón de la sexualidad, seguramente sea porque quieren que dejes de pasarlo mal y que vivas tu vida conforme a lo que sientes. O que sean unos cabrones y quieran putearte y echarte de casa porque eres un escándalo de persona para las vecinas. Ante todo, no te pongas a la defensiva y analiza sus caras y reacciones. Respira, coge aire, y ábrete.

Tú se lo cuentas a ellos:

Drama, drama y más drama
Drama, drama y más drama

Ella se tira a llorar, tu padre se queda blanco. Ella, acaba entendiéndolo, í‰l sigue blanco. Apártate, dales su tiempo, pero no te excedes. En pleno 2015, puede sorprender, pero si se ponen farrucos, es cuando tienes que cambiar de estrategia, haciéndoles ver que puedes ser de la otra acera, buena persona, feliz, y seguir siendo el mismo de siempre. Si pasa el tiempo y no ceden, dalo por imposible, haz tu vida, y a otra cosa, mariposa.

Siempre acaban por entenderlo, tarde o temprano. Otra cosa es el grado de confianza que tengas para hablar de tus asuntos e intimidades, pero esto ya es otro tema que darí­a para largo. Una madre nunca va a ser una amiga, por mucho que ¿Quién quiere casarse con mi hijo? trate de demostrarnos lo contrario.


EN EL TRABAJO

A no ser que trabajes en Intereconomí­a (donde sorprendentemente lo tendrás mucho más facil de lo que crees  y no estarás TAN solo). Hay veces que resulta complicado en según que puestos. ¿Lo mejor? Naturalidad. No tienes por qué explicar algo que no interesa a ninguno de tus colegas. La homofobia existe, y todos sabemos en que trabajos y puestos abunda, pero todo se soluciona poniendo la mejor cara a una pregunta incómoda en la cena de empresa:

tumblr_lrmgzjCmtt1qdf43eo1_500
Ponte brava

Guarda tus mejores respuestas a una impertinencia para otro momento. ¡Queda como un señor, sonrie y no les des el gusto de que hablen de tí­!. No hay necesidad de hablar de tu vida privada si no quieres. Y si decides hacerlo y no encuentras apoyo, piensa que siempre habrá una mirada o gesto cómplice de alguien.

Doña sutileza

En definitva, son tantas las situaciones que pueden darse en una ‘salida del armario’ que seria eterno hablar de todas. Por suerte vivimos en un paí­s en los que estos tópicos cada vez son menos frecuentes. Del respeto y la tolerancia, hemos pasado a la normalidad y una supuesta ‘naturalidad’. Ahora solo queda romper con los prejuicios, abrir de mente a los que nos rodean y hacerles ver que entre el blanco y el negro hay muchos tonos de grises. Desde BFace, nos mostramos en contra de todo tipo de bullyng, y decidimos tratar estos temas con el humor y la ironí­a que se merecen y animando a todos los jóvenes que nos leen y que aún no se han atrevido a dar el paso, que lo hagan. Si las más grande lo dice, será por algo:

rocio

[followbutton username=’ricescudero’]

Los mejores des-propósitos para 2015

¿Eres único haciendo juegos de palabras, eh? Ojalá tuvieras menos ingenio y más fuerza de voluntad. Zasca. Esta tí­pica frase que aparece sin esperarlo en la nochevieja hace daño. Mucho. Nadie va a creer tus propósitos de año nuevo porque son los mismos de siempre, los mismos sin realizar, los que dejas a medias, o con los que juegas a engañarte a ti mismo. Pero solo a ti mismo. ¿Este año te propusiste correr la San Silvestre y lo has conseguido, sólo que modificando el recorrido de la cama al sofá? ¿Crees que este es el año propicio para empezar a ahorrar ya que han subido 3 euros el Salario Mí­mino Interprofesional? ¿Te propusiste a ti misma adelgazar y eres de las que ya cena ligerito tres o cuatro veces en una noche? ¿Eres único en el noble arte de llegar tarde a todos los sitios con la excusa más tonta? o  ¿Eres de lo que ya ni sabe lo que es el salario Mí­nimo Interprofesional?

Mejorar la salud, tu cuerpo, ahorrar dinero, adelagazar e ir al gimnasio, mejorar la puntualidad, leer más y dejar de ser un cenutrio. Fijaos la cantidad de planes y propósitos que tienes por delante en este 2015. Y es que no hay mejor forma de empezar un reto que hacerlo  en estas fechas en la que se respira positividad por todos lados. Vale que quizás los que despedistéis el año con Canal Sur no habéis empezado muy bien este 2015, pero y las risas que os echásteis, ¿Qué? Eso no tiene precio. Fue quizás el primer año que a tu abuela le dió tiempo a comerse todas las uvas. Y mira ¡Sin proponérselo! Si es que todo en esta vida no es solo cuestión de actitud.

tumblr_mudbztjGGH1rsnoino1_500


¿Otra vez con el dichoso deporte?

Puestos a ser prácticos, hay que centrarse en conocerse a uno mismo y tirar por el camino de la sensatez. Borrarse del gimnasio es más dificil que acertar al salir de un Corte Inglés. No te leí­ste las claúsulas en las que aceptaste firmar durante 6 meses más a cambio de asesoramiento personalizado. Asesoramiento especializado por lo visto no es que un personal trainer te despierte, te quite el pijama, te haga el desayuno, te pongan el chandal y corra por ti. NO. ¡Es que te obligan a sufrir allí­ dentro! Y si ya entras y lo primero que hacen es faltarte el respeto diciéndote: ‘Sí­, claramente tienes una constitución ectomórfica’, pues a uno se le quitan las ganas de hacer deporte, y para no sentirte mal por lo pagado corres, pero de camino a casa. Y a buscar el diccionario.

[Tweet «Ya me siento preparado para ir al gimnasio. A borrarme»]

¿Que no como verde?

Reconoce que no hace falta caerte de la cama por los dos lados para mejorar tu cuerpo, sobretodo por salud. Pero nuestro deporte nacional es criticar  y siempre van a aprovechar para ‘provocarte’ con lo sano y macrobiótico y ‘bla, bla, bla’ que ‘dicen’ que comen. Son los mismos que desayunan muesli (comida de pájaro) o los que dicen en septiembre que es demasiado pronto para comer roscón de reyes. Esa gente está muerta por dentro. Comer es uno de los mayores placeres de la vida junto con el sexo, y ¿vas a cortarte? Mira cari, prueba a comer sano, variado, y verde, pero disfruta comiendo de todo en las cantidades justas ¡Vegana de mi vida! Siempre he dicho que si el resultado de todo esto es vivir 5 o 10 años menos: ¡Que nos quiten lo comido!

[Tweet «Un truco muy bueno para no engordar es morirse»]

tumblr_naeae7yBIL1s917bwo1_400

Recupera viejos hábitos

Viejas costumbres que has dejado de lado por hacerte el ‘moderno de mierda’. Yo te propongo que empieces a vivir analógicamente. A pensar en recuperar esas cosas que nos hacian estar más conectados con nuestro mundo en el que crecimos, pero para ello, búscate un grupo de gente que esté dispuesta a hacerlo contigo, porque, si no, serás el hipster, el marginado, la rara, la Nawja Nimri del grupo.

[Tweet «Mi propósito para 2015 es conocer al que puso música y letra a la canción de Mercadona»]


Salir o no. Pero disfrutarlo más

Dicen que cada 1/2 litro de alcohol es una dí­a menos de vida. Esa regla hace que muchos conocidos  de mi edad puedan sacarse ya la tarjeta Oro de Renfe. El alcohol cura heridas, literal y metafóricamente hablando. Cuando una diva patria como Carmina no querí­a llegar más allá de los 50, era porque habí­a vivido al lí­mite y era consciente de que la vida a partir de los 50 cambia a peor (Madonna no cuenta en este ejemplo¿Mejor vivirla intensamente? Pues como no me canso de decir en mis artí­culos, en el término medio está la virtud. Bebe y vive, sin que nadie te diga a ti lo que tienes o no tienes que beber (J.M.A Fin de la cita) pero que no todo tu ocio se centre en ello. Plantéate el año en desfasar lo justo para acordarte, para no necesitar más al fin de semana siguiente o en caso contrario,  sin sentirte mal por que eres el astemio del grupo. Lo que está claro es que en pleno 2014 lo que atrae es tener personalidad y no seguir el patrón de los demás y lo que triunfa. ¡Quedan tan pocos chicos así­!  Si eres uno de ellos, ponte en contacto conmigo para una cosa…

tumblr_mpqn9surbW1r83cvho1_500

Ahorrando para llegar a números rojos

Plantéate este año ahorrar lo justo para poder vivir, ¡y divertirte! Estas en la edad de hacer escapadas, darte caprichos absurdos e inútiles. Quizás lo de ‘Vas a ser la más rica del cementerio’ es exagerar un poco, pero ahorra pensando en lo que puedes o no gastar y no sentirte mal por darte caprichos materiales. El que dijo ‘el dinero no da la felicidad’ no sabia nada de la vida. Si te faltan cosas más importantes desde luego que no es algo primordial, pero tenerlo hace que puedas cumplir metas, sueños y es la base para alcanzar algunas cosas no materiales. ( Jo, que bonito me ha quedado)

En definitiva, os he querido ahorrar el tí­pico discurso de ‘haz esto, haz lo otro’ ‘Deja esto, coge lo otro’. Simplemente analiza lo que tienes alrededor, siéntete afortunado y desde ahí­ lucha por las pequeñas cosas que te hagan feliz, aunque no sean bien vistas, no estén bien aceptadas por algunos, sean ridí­culas, absurdas o no tengan sentido para el vecino ¡Sé auténtico!. Lo importante es que lo tengan para ti. Nuestro consejo desde BFace es que te hagas una lista de retos reales a corto – medio plazo para cumplir en este año, y otra lista con retos a más largo plazo. Verás como al final del 2015 no has cumplido ninguno, pero ya volverás a ser el tema estrella en la próxima Nochebuena.

[followbutton username=’ricescudero’]

Sobrevive con dignidad a una resaca

Querido lector, puedes pensar que no es un buen momento para ponerse a hablar de trucos para sobrevivir a una resaca, pero es que tienes por delante unas cuantas semanas de excesos, fiestas de navidad, cenas de empresa, cenas con la familia, incluso cenas con los seres queridos. Siempre te convences, o intentas convencer a los de tu alrededor, de que eres capaz de controlarte y sabes donde está el lí­mite, pero siempre te lí­an, y acabas pasándote de rosca y montándote tu propio Magaluf. Y aquí­ es donde llego yo para ilustrate sobre la mejor forma de –sobrellevar– una resaca.

Las resacas no se llevan, se sobrellevan. La dignidad se pierde y aquí­ el error está en intentar mantener la compostura como si no hubieses bebido. En este paí­s, de momento, beber no es delito (si no, Massiel ya tendrí­a la perpetua). Así­ que cabeza alta (si tu nivel de embriaguez lo permite), paso firme… Bueno, intenta llegar a casa en condiciones. -No, si yo voy bien- Definitivamente las pruebas a las que te someten tus amigos para comprobar si vas borracho son un juego para reirse de ti.

«- Intenta mantener el equilibrio, a la pata coja y andando recto con la pierna que te queda- Mira estúpida, tú no sabrí­as hacer eso ni sobria.»

¿Por qué hay que demostrar que realmente vamos borrachos? Hay un método infalible para que se encienda la luz de la embriaguez; el contacto muy directo, la tan denostada exaltación de la amistad y la deshinibición se quedan en un segundo plano para dar paso a la prueba definitiva: -La caí­da de los ojos-. Que tu amigo empiece a mirarte como un depravado. Ahí­ algo empieza a notarse. y puedes empezar a atar cabos.

[Tweet «¡Tienes un problema con el alcohol – Uy qué va, si me encanta!»]

Una copa no le afecta igual a todo el mundo. Hay quien necesita muy poco tiempo y dinero para coger el puntillo (el puntillo es ese estado en el que cualquier comentario absurdo y sin sentido te empieza a hacer gracia. En este punto es muy importante por tu dignidad que por lo menos una o dos personas de tu grupo te acompañen en ese estado). Cuando conseguí­s llegar todos: maravilloso. Es el momento culmen de la noche. A partir de entonces todo va a ser como la salida de una carrera de Formula 1. Van a salir disparados, por la izquierda, por la derecha. Pararan a boxes (a llorar en tu hombro), irán a repostar (llenarse la copa por enésima vez). Habrá quien se pase de frenada y el final ya lo conocemos de sobra: ‘RESACA’. ¿Donde está el lí­mite? En este artí­culo hablamos de lo que suele hacer la gente por regla general, si eres carne de Hermano Mayor y aún no le has tirado el ordenador a tu madre por las escaleras, quizás debas plantearte un tratamiento más serio y profesional. Yo hoy solo escribo para ilustrar a borrachos nivel Amateur.

El dí­a de después

Si llegas a casa consciente (aunque luego al dí­a siguiente no te acuerdes), existe un mecanismo aún por explorar por el cual eres capaz de llegar a tu casa sin perderte, aunque a últimas intentes meter la llave en otra puerta. ¡Has llegado a casa! Sabes que al dí­a siguiente te espera el tí­pico dí­a de Sofá, mantita y la peli que le vas a contar a la pobre amiga de turno sobre lo malo que estás y lo desgraciado que eres. ¡Quejarse es ilógico, pero ayuda! Tambien es muy español, quejarse por todo. – Todaví­a tengo que oir a amigos decir que le han metido algo en la copa-. Siempre me ha fascinado el hecho de que haya una persona dispuesta a gastarse dinero en meterte droga en la copa a ti, desconocido-. Porque claro, si luego ha intentado abusar de tí­, pues maravilloso, pero es que ¡estás solo y entero en casa!

Si llegas a casa a gatas, o no eres capaz de llegar, has llamado a un taxi y le has pedido al taxista que entre, te abra la cama, te meta y te arrope, estamos hablando de un nivel PRO que se me escapa de todo entendimiento. Aún así­ vamos a intentar ayudarte, pero no aseguro buenos resultados.

Algo tendrá el agua cuando la bendicen.

La resaca no es más que deshidratación. Más aún si has pasado toda la noche bailando. Haz el esfuerzo al llegar de hacer una paradita en la cocina y tomarte la última copa pero solo de agua. Y a poder ser bastantes copas. Rellena tus depósitos cual dromedario. En este punto, si tu resaca ya es nivel ‘Hannover’, acompañalo de alguna pastilla de esas que te tomas cuando te duele la cabeza (no me hago responsable de este consejo e incitación a la automedicación). Y a dormir. Hay quien, además de respostar con agua, hace una parada en el frigorí­fico, y devora. LITERALMENTE. Conozco casos en los que son capaces de encender la freidora a las 6:00 porque el alcohol les da hambre. No es mala idea, pero piensa en la combinación resaca + mala digestión: En tu casa nadie está formado en ese protocolo de actuación. La fruta es un gran aliado, el azúcar, y con esa serí­a suficiente para reducir los efectos de la resaca al dia siguiente. No te fies de los remedios que lees por internet, porque nadie es un Txumari de la vida que llega a casa y se pone a emular a la Hierbas. ¡NO! Necesitamos remedios caseros e instantáneos.

[youtube]https://www.youtube.com/watch?v=-nlF8mndbh0[/youtube]

La actitud tras una larga noche de excesos

Tres palabras clave: Dignidad, aceptación y pijama. Lo bueno que tiene una resaca es si al dia siguiente te toca dí­a de reposo absoluto. Tu estado natural pasará a ser el horizontal, llénate de provisiones, agua, comida, mucha comida. Haz tu propia operación kilo en el salón, series, pelí­culas y a disfrutar tu resaca. Nadie tiene porque enterarse de que te has bebido el Manzanares y si has seguido los trucos del anterior párrafo cuando llegue la noche, ambos sabemos que va a pasar: ¡Vuelves a salir y a repetir el proceso!. La re-resaca es más facil de llevar porque tu cuerpo ya está acostumbrado a que lo trates mal. Ya estás en ‘modo Winehouse’ y solo te queda ser consciente que esta vez vas a llegar a casa  (o quizás no) y no tendrás argumentos para quejarte de tu resaca. ¡Que te droguen una vez, tiene un pase, pero dos, nadie se lo va a creer, y el garrafón se distingue al primer sorbo, amiga!

[youtube]https://www.youtube.com/watch?v=pTXdmYQyYU0[/youtube]

[followbutton username= ‘ricescudero’]

Los 6 malditos grados de separación

La teorí­a de los seis grados de separación es una hipótesis que intenta probar que cualquiera en la Tierra puede estar conectado a cualquier otra persona del planeta a través de una cadena de conocidos que no tiene más de cinco intermediarios (conectando a ambas personas con sólo seis enlaces), algo que se ve representado en la popular frase «el mundo es un pañuelo». ¿Cómo te quedas? Por esta teorí­a, si la llevamos a la vida real, solo tienes que tocar las 6 piezas adecuadas para quedar como un í­mbecil delante del chico que te gusta. Pongamos un ejemplo:  Tu conoces a tu madre ( digo yo), ella a la pescadera del Mercadona, que a su vez es amiga de Paqui la hija de Antonia, madre a su vez de Luis, amigo í­ntimo de Javier. Está claro: Javier es el amor de tu vida y le puedes conocer en cualquier momento. ¡Corre ya al Mercadona! Ahora en serio; ¿Estamos realmente tan conectados como nos hacen creer? Y si es así­ ¿Hasta que punto pueden llegar a controlar/ conocer ? ¿O quizás la culpa la tengamos nosotros, que nos abrimos y nos mostramos demasiado?

Una noche cualquiera no puedes dormir, y te da por contar novios dejando a Chenoa. Cuando acabas, abres Instagram, bajas,  bajas, bajas, pezón, calzoncillo, entrepierna, ¡Uy, me has pillado en una pose incómoda! ¿ Quién es este chico? Es una pena que ya no queden cosas con las que sorprendernos, sí­ antes de conocerle en persona ya conocemos todo de él. Y sí­, hasta su marca de calzoncillos. ¿Qué hacemos para saber ago más de él? O ¿Que hacemos para conocerle? Pues según esta teorí­a ese chico al que ves como inalcanzable porque vive en otra ciudad, quizás esté mas cerca de ti de lo que piensas. Solo tienes que poner en marcha el mecanismo de las redes sociales, unir, filtrar, clasificar, recordar y en pocos segundos: ¡ES í‰L!  Te sorprenderí­as lo cerca que has podido llegar a estar de esa persona sin que te hayas dado cuenta. De ahí­ que surjan lo que llamamos casualidad, suerte, o destino y hayamos coincidamos con él o ella en algún momento de nuestras vidas. Y sí­ no es con él, segurí­simo que tenéis alguién en común. ¡Seguro!

social-network

Pero no todo es tan facil y bonito como lo pinto en el comienzo del artí­culo. En el dí­a a dí­a nos encontramos con experiencias prácticas de ‘La teorí­a de los 6 grados’ que pueden llegar a mosquearte, a querer aislarte del mundo que te rodea o simplemente dejarte sorprender por las ¿Casualidades? de la rutina de tu dí­a a dí­a.


  1. El grado sutil La sutileza en su justa medida: ¿Quí­en no tiene amigas que pecan en ambos extremos? La que enseñan a la primera de cambio  sus ‘armas de seducción’ (para sutil yo, ¿eh?) y las que no encuentran nunca el mejor momento para lanzarse. Pasan de los 6 grados a los 120. y es muy posible que acaben a esa temperatura en su casa. Si ya sabemos que cualquier chico está al alcance de nuestra mano, vamos a hacer las cosas bien, y que esos 6 grados de separación no se conviertan en 6 kilómetros de orden de alejamiento.
  2. El homogrado El ambiente en el que te muevas: La capacidad de reducir grados que tienen en determinados ambientes es de estudio. Es en el propio ‘ambiente’ de ciudad en el que pasas de 6 grados a 1 en cuestión de semanas. ¡Que digo semanas¡ !Dí­as! Claro que aquí­ todo es más facil porque se supone (según la teorí­a oficial de que 1 de cada 10 hombres es gay, según mis amigas 1 de cada 10 es heterosexual). Sí­ pensamos que Madrid recibe a gays de muchas provincias y que todos acaban viviendo en el centro, y saliendo por los mismos sitios, nos encontramos con un pequeño pueblo con diferentes tribus, pensamientos, gustos, ideologí­as. Es lo bonito de Madrid. La heterogeneidad homosexual llevada al único grado posible.
  3. El grado Lobatón La gente pierde el nombre de su DNI y pasa a llamarse como en su perfil de Instagram. Esto hace muy dificil reconocer a la persona en cuestion y buscarle por su nombre real. Es entonces cuando acudes a la teorí­a de los grados hecha aplicación: Facebook. Raro es que no le encuentres a la primera poniendo el nombre en el buscador. Enlazando con cualquier amigo, lugar de residencia, Universidad, podrás dar con él. Solo necesitas saber uno o como mucho dos datos. ¡Facebook te lo encuentra! Otra cosa es que él tenga facebook, y si lo tiene que esté abierto.
  4. El grado sucio. Esta teorí­a, la cogí­ prestada de mi trabajo de campo, y viene a decir algo así­ como: en la confianza te darás cuenta que quizás uno de esos  6 grados a los que hago referencia esa esa sucia amiga que tú sospechabas que iba detrás de él. Pues es un grado a tener en cuenta. Para ti será tu cuarto o tercer grado. Para él seguramente será el primer grado que utilizó de forma inconsciente para haber llegado a ti. ¿Que bonito, no? Si, ¡pero se lo ha tirado!
  5.  El grado tróspido (para heterosexuales): El claro ejemplo de sitios de referencia en Madrid en el que siempre hay por normal: Un cómico, un hipster (si es que ambas cosas no son lo mismo ya) y una chica delgada y guapa. Heterosexualidad en firme en la capital del reino. (En este análisis de grado he sido formado por féminas entendidas en la materia)

6_grados

Más allá de los grados y su estudio. Vamos a saber buscar lo positivo de todo esto. Hace años los grados eran los mismos pero la forma de llegar al sexto grado era muy complicada. Ahora todo es mas cómodo y fácil. Solo hay que estar dispuesto a dejarse analizar e irte sorprendiendo por el hecho de que ni somos tantos, ni somos tan distintos y sobretodo ¡no estamos tan lejos!

[followbutton username= ‘ricescudero’]

La barba es la clave

Estamos de acuerdo en que por regla general una barba hace al hombre más ‘masculino‘. Ahora es cuando me llueven las crí­ticas de ‘imberbes’ ,’adolescentes con 3 pelos en la barbilla’, ‘metrosexuales’ y otras tribus de hombres. Os respetamos, y ya habéis tenido vuestro tiempo. La genética ha querido que algunos hombres puedan disfrutar de algo que (me incluyo) nos vuelve locos y locas. La barba. Un concepto tan amplio, tal mal tratado y que puede llegar a implicar prácticamente TODO en la atracción sexual que se puede llegar a sentir hacia un hombre.

La barba arregla caras

Llamadme superficial, sí­. No estamos hablando de sentimientos. Aquí­ estamos valorando a un hombre por su barba. Llega un momento en la juventud de todo hombre en la que te das cuenta que una barba puede arreglar ciertos ‘desajustes fí­sicos temporales en constante evolución’. El acné, esos pequeños granos que a algunos chicos les sale en la cara pueden ser disimulados con esa incipiente barba que empieza a salir a diferentes edades según cada persona. Dejando la pubertad a un lado, hay muchos MUCHOS hombres que sufren una auténtica metamorfosis con barba o sin ella. Hay casos en los que pueden hacer que se despierte en ellos un ‘halo de follabilidad’ bastante radical. Es una ventaja fí­sica en este caso la que tienen los hombres para lucir mejor sin ningún coste. Dejarse barba.

FOTOBARBA2

La barba de 3 dí­as

Esto depende de la persona, del rollo que lleve, de sus facciones, de su boca, e incluso de su sonrisa. Una barba de 3 dí­as no nos trata por igual a todos los hombres. A algunos les da un aspecto desaliñado que resta atracción. A otros ese aspecto desaliñado (o dejado de la mano de Dios) es lo que hace que vaya desprendiendo sexualidad por las calles.  ¿Donde está el lí­mite?  Cuando deja de dar cosquillas para pasar a poder agarrarse de ella (ya hablaremos de esto) En el transcurso de una barba de 3 dí­as a una barba en condiciones muchos hombres no pasan por un aspecto favorecedor, pero es que en algunos hombres ese proceso vale la pena.

FOTOBARBA3

No saber donde está el lí­mite

Vamos a ver, hipster de mi vida, no voy a hablar de modas por que en ciertos temas hablar de modas es ilógico. Cosas tan inmmutables como ‘la barba en un hombre’ no va ligado a modas. Se puede ser actual sin aceptar todas las modas; pero también al revés.  No olvidemos que es algo de tan poco valor que la están continuamente cambiando. Por ello, consideremos la barba un atributo universal ligado a la varonilidad (no es el único valor que da masculinidad al hombre). Hace ya unos años, muchos empezaron a dejarse barba y aún no han encontrado la máquina, las tijeras, o en muchos casos el cortacesped. NO: Valle Inclán tuvo su tiempo, y bueno, tienen su público, y he de reconocer que la barba larga tiene un cierto atractivo, pero buscad un lí­mite, porque nos podemos encontrar con el caso contrario al que hablábamos antes: puede restar atractivo y echarte años encima. Y eso, a partir de una edad, no es lo que queremos. O sí­, sobre gustos no hay nada escrito.

Animal-beards

DILF

Tema brusco. A medida que vas cumpliendo años, te vas convirtiendo en ese hombre en el que te fijabas y decí­as. ¡Un papi! Mis compañeras redactoras de la sección Lifestyle me nutren de anécdotas acerca de ‘los papis’. Y sí­, es verdad. Un dí­a pasas de admirarlos  ‘por edad’ a poder formar parte de ese grupo de hombres que ‘están en la edad de la experiencia’. Aquí­ te haces el tonto, ¡Voy a dejar que me enseñe! o acabas siendo tú el que parte el bacalao. (Quizás este no era el mejor ejemplo). ¿Por qué triunfan tanto? Yo os lo digo: La barba. bueno, y la actitud y en ocasiones la cuenta corriente, sí­, pero LA BARBA ES LA CLAVE. (para muchos hombres). Para otros ni eso. ¡Luego, claro está, ese don tiene que ir en conjunto con otros atributos fí­sicos y cualidades. Es decir, la combinación Hombre rudo + Barba poblada : Bien. Hombre rudo + Barba poblada + Voz de pitufo makinero: Mal.

Perderse en su barba

En el sexo ¿Es importante? Pues mirad, del blanco al negro hay una gama de grises estupenda. Y al igual que yo pienso esto de las barbas, para otras personas la barba no implica nada sexual, ni añade ni resta. Pero el roce de una barba con la piel a algunos nos gusta, nos pone, y añade. Añade mucho en el contacto fí­sico. Pero no hay una guia del morbo, o por lo menos yo no la conozco. Podemos enlazar este debate con el tema de la depilación masculina, pero harí­amos en debate eterno. Mi trabajo de campo para este artí­culo ha consistido en preguntar a gente al azar (algo así­ como ha hecho el CIS con lo de Podemos) Bueno, quizás no ha sido tan al azar, ni a tanta gente, pero en Lifestyle han salido frases tales como:

  • La barba es la diferencia entre besar a un hombre y besar un culo (esto da para otro debate)
  • Lo mejor de la barba es el amor que causa, que te podrí­as tirar las horas muertas acariciando en la cama
  • Donde hay pelo hay alegrí­a
  • No está bien salir con niños y los bigotes pueden llegar a dar grima
  • La barba es necesaria para ellos pues la hormona femenina tiene un sensor especial
  • No me puedo resistir a una barbita de jugón. No hay nada como un hombre con esa barbita que hace que tenga esa cara de chulo a la vez

Está claro, en Lifestyle somos Pro-barba, como ella:

FOTOBARBA4

[followbutton username=’ricescudero’]

Tú a Boston y yo a comerme la cabeza

En los planes sentimentales que desde pequeños nos montamos en la cabeza se encuentra el tí­pico ‘Guión de pelí­cula Disney’ en el que al final siempre acaba triunfando el amor. Lo que no cuentan esas pelí­culas es que hay ocasiones en las que consigues atrapar  ese prí­ncipe azul, pero tienes que plantearte la relación con él a kilómetros de distancia.  A tu mente llegan pensamientos muy traidores. ¿Será temporal? ¿Me echará de menos lo suficiente? ¿Estaré siendo muy pesado? ¿Se enamorará allí­ de otro? ¿La distancia es el olvido? Establecer un patrón claro sobre las relaciones a distancia es inútil. Cada persona vive sus sentimientos de una forma, condicionado por muchos factores. Unos están dispuestos a aguantar más. Otros en cambio deciden poner unas reglas en ese juego que pueden resultar peligrosas si no se tiene la mente lo suficientemente abierta.

Las reglas del juego para entender las relaciones a distancia

  1. Entendamos distancia como relación entre ciudades, paí­ses o continentes.
  2. Los que no tienen problemas econcómicos para pasarse la vida en un avión yendo a echar un polvo visitar a tu pareja
  3. Hablamos de relaciones consolidadas. Las de Chenoa.
  4. Distancia por asuntos claramente justificables. El atardecer en las Seychelles es precioso pero no es motivo para dejar a tu pareja viviendo sola en Madrid.

Acabo de conocer a mi marido

Definir una relación es complicado. Al empezar una relación parece que todo se vive más intensamente, cosa lógica pues  empiezas a vivir algo nuevo y entras en un estado de ‘Tonteria de los primeros meses’. Desde este momento descartamos todo futuro en una relación, si esta comienza tras conocer a un chico en la discoteca y que al dí­a siguiente se marche a su paí­s (Hola Erasmus). Vamos a ver alma de cántaro: ¡Ya son ganas de complicarse la vida!. Todo lo bien que puedas conocer a una persona en una noche o una semana, es a todas luces insuficiente para mantener una relación a distancia. No todos tenemos la capacidad de Terelu para compaginar relaciones, conocer gente y estrechar lazos tan pronto, pero aún así­, y sí­ eres de los que te emocionas y tu corazón en vez de puertas, tiene cortinas : !Cuidado¡. Emocionarse está bien. Pero vamos poco a poco.

Youve_Got_Mail_595

Una relación de pocos meses

¿Cuánto tiempo dura el ‘enchochamiento’? Ese periodo de tiempo en el que conoces a tu pareja, formalizáis la relación, y ya estás dispuesto a pasar esa prueba de fuego que es la distancia. Pues como todo lo relacionado con los sentimientos,  no hay reglas. El tiempo lo marcas tú, pero ya sois dos personas e ir a la par es complicado.  Los motivos de la distancia generalmente suelen ser laborales. Si nos ponemos en el caso de la persona que se queda: ¡Mal asunto! Por muy fuerte que tú seas, es muy posible que acabes comiéndote la cabeza con temas absurdos y con el autoestima por los suelos. Para la  otra persona, evidentemente, y en una relación que se supone como ‘sana‘ tampoco es plato de buen gusto. En la mayorí­a de los casos, y dejando atrás el mito de que las relaciones abiertas fortalecen la relación, (Fortalecen otras cosas ‘guiño, guiño’ ) comienza una etapa de soledad, abstinencia, y facturas muy caras de telefono.

[Tweet «Las relaciones abiertas no fortalecen la relacion, solo tu suelo pélvico»]

Una relación consolidada

Entendamos consolidada como una relación de años, con hipotecas, hijos o animales. Bueno, o sin estas cosas, pero una relación en las que os habéis convertido en uno solo (con el tiempo acaba pasando). La rutina la entiendes con tu pareja, y llega el dí­a que tiene que mudarse a otro paí­s. ¿Qué hacemos? Es por trabajo, y ante eso solo puedes patalear y llorar los primeros dí­as pero después acabar aceptándolo. Aunque estás en todo tu derecho de no entenderlo y plantear tus condiciones qué la otra persona si de verdad te conoce deberí­a conocer de antemano.

[Tweet «Luego está el tema de las relaciones a distancia de tu pareja»]

La clave de todo:

El tiempo de espera: No es lo mismo mudarse por un tiempo indefinido, que por unos meses o algo en concreto que incluso, en algunas parejas puede hacer fortalecer la relación. La sensación de no saber cuando vas a volver a vivir en pareja con él o ellá puede hacerse inaguantable. Y no nos engañemos, el sentido de una relación es vivir juntos con el tiempo, crear más y más lazos y si funciona, formar una familia. Una relación tal y como la entiende la mayorí­a. Para todo lo demás existen otro tipo de relaciones, que no se basan únicamente en el cariño ni el amor, sino en el sexo, la pasión y en el no dejar de conocer gente (sí­ eres de los que puede llevar este tipo de relacion, dinos cómo lo haces). Antes de que esto parezca un texto escrito por Carmen Polo, he de decir que no todo el mundo entiende las relaciones de la misma forma. Y con los años, podemos evolucionar y entender como normal que una pareja se distancie, y no haya tanto sufrimiento, pero quizás ese necesidad de vivir con esa persona o de tener pareja no sea tan fuerte como en otras. En definitiva es necesario saber a lo que nos enfrentamos: ¿Meses?  ¿1 año? ¿2 años?. Si la relación es fuerte, y a nivel individual sois fuertes quizás sea más fácil y llevadero.

texto3

La pasta de la que estéis hechos: Mirad, aquí­ hay personas muy fuertes que soportan todo tipo de tempestades (esa gente no entiende mis artí­culos). Pero la gente común que ‘sufre a distintos niveles, pero sufre’, y tiene que vivir un episodio así­, se encuentra en ese tiempo con momentos de entusiasmo, de angustia, ansiedad, tristeza. ¡Lógico! (¡Hasta cierto punto eh!) Lo natural es que ambos lo paséis mal, y echéis de menos todo lo que supone estar en pareja. ¡joder, si hasta la misma palabra lo dice!

Echar ‘bien’ de menos: Echar de menos puede convertirse en algo muy positivo para muchas relaciones. Puede hacer que resurgan sentimientos que creí­as olvidados, que brote de nuevo la pasión y que incluso ese tiempo de soledad te ayude a volver a conocerte haciendo cosas nuevas. Pero echar de menos es complicado, por eso hay que echar ‘bien’ de menos, convirtiendo la distancia en una posibilidad muy buena de hacer cosas nuevas, concoer gente y retomar aficiones Las visitas sorpresa, el cibersexo, conocer la ciudad donde vive tu chico, pero siempre manteniendo la esperanza de que esa persona va a volver, o ¿Quién sabe? Lo mismo acabas tú viviendo allí­, aprendiendo un nuevo idioma, nuevas costumbres, y feliz con tu pareja.

Gracias R.A.E: Esta opción a modo de apunte y en contra de lo que yo siento (arriba el romanticismo) pasa por convertir la relación en lo que ‘ahora oficialmente’ podemos llamar Amigovio: Un hí­brido entre amigo y novio. Con todos los beneficios de tener un amigo especial pero sin las ataduras de estar ennoviado ¡Si está todo inventado!  ¡Y yo comiéndome la cabeza con tonterí­as! Pero la pregunta clave aquí­ es: ¿Soportarí­as que tú pareja pudiera hacer su vida plena en otra ciudad o paí­s?  Que ‘Del dicho al hecho, hay muchos Kleenex que tirar a la basura’.

[followbutton username= ‘ricescudero’]

Las reglas básicas del tonteo

Tonteo: ‘pérdida integral de la dignidad al tratar al individuo por el que suspiras como si tuviera problemas de entendimiento’ o periodo romántico en el cual intentas mostrar tus mejores armas de ‘seducción’.

¿De qué diccionario acabo de sacar estas definiciones? Pues del diccionario de la vida. Todos nos hemos visto obligados en según qué situaciones a sacar lo que creemos ‘mejor de nosotros mismos’.

Realmente, podemos entender ‘tonteo’ como el periodo de tiempo previo a algo ‘oficial’. Ese punto en el que no se tiene aún muy claras las intenciones de la otra persona, e intentas utilizar todas las tácticas que has aprendido de tus amigos (error), de las pelí­culas (Ojo, cuidado con tus pelí­culas) o de la vida (aquí­ sí­) en identificar si la otra persona también siente esa atracción hacia ti. Cuando lo consigues identificar, llega el momento adolescente: «Tí­a, ¿está tonteando conmigo?» y, acto seguido, el temido momento del ‘tonteo gore’. No sois nada, (aún estamos redactando en BFace el manual de ‘Las primeras impresiones en esto del amor’ para futuros artí­culos, pero mientras, tu guí­a de cabecera ), sois una cosa sin definición. Ni novios, quizás ni rollos. Os estáis conociendo, y eso implica dar lo mejor de uno mismo para que tarde el mayor tiempo posible en identificar tus taras mentales. Y tú las suyas, obviamente.

En BFace os queremos informar de las reglas básica del ‘tonteo’:


El tonteo 2.0

Tontear por Instagram no es serio. Eso es ir a por una cosa muy determinada, sexo, sexo y más sexo. Y bien, está muy bien, ya os informé en su dí­a del peligro de esta aplicación, que nadie le da a Me gusta insistentemente a todas las fotos de tu perfil, publica en Facebook, te manda privados… para casarse contigo. (Yo sí­, pero es que soy muy romántico). Pero, por lo general, no. Quieren tu cuerpo, y aunque te digan cosas preciosas y te escriban poemas por privado lo que quieren es sentirte dentro. Pero muy dentro. Así­ que olví­date y, sobre todo, compórtate como una persona cuerda y ‘no acudas al Like en cada publicación como un Ruso al vodka un dí­a de cobro‘. ¿Cómo se deben hacer bien las cosas? Pues siendo sutil. La sutileza se ha inventado para la vida 2.0, no para la vida real. En la vida real hay muchas formas de justificarte y ser directo, pero en este momento la sutileza es tu mejor arma. Le has identificado, te gusta, escrí­bele, lánzate y siempre por privado, porque luego siempre llega la amiga de turno para preguntarte por tu ‘obsesión desmedida en dar likes al buenorro de turno’. ¿Y cómo te justificas? Pues sonrisa Starbucks. Aunque quieras matarla, sonrí­e.

foto2noa


Jo, me gusta más…

Volvemos a ser niños. Siempre. Una y otra vez. Aunque tengamos 20, 30, 40. No te esfuerces en ser postureta (estáis ya todos perdidos en esto del postureo). Ante los demás vas a hacerte el duro, pero una vez que consigas la respuesta esperada, ‘aparece un unicornio rosa frente a ti y todo es maravilloso. Truco: Baja los pies al suelo, aparta tus manos del teclado y piensa bien lo que vas a decirle. «¿Espero un poco más ? ¿Le contesto ya?». Mi consejo es que sí­. Cuando menos te lo esperes estás tonteando con él, ¡y tú que dijiste un dí­a que nunca más! Tus manos acuden al teclado y tu dignidad a la mierda. Entre hacerse el duro y no escribir y contestar al microsegundo, hay un término medio. Ese término medio es la solución para salir airoso de todas las situaciones.

[Tweet «This is crazy, but here’s my number, so ¡QUE ME ESCRIBA YA, JODER!»]


¡Cuidado con quién tonteas!  ¿Dónde está el lí­mite?

En el  saco del tonteo podemos incluir todo tipo de personas afines o no a nosotros. Y con afí­n me refiero ‘afí­n a tu amiga’, vamos, que es su rollo. Vamos, que eres muy fresca. Es un juego peligroso que engancha, y mucho. Se sabe cómo empieza pero no sabemos cómo vamos a acabar. «¡Nos hemos acostado, pero todaví­a estamos tonteando!«. Pues mira, no: o es solo sexo, o sois amigos con derecho a roce. Pero si os habéis visto desnudos, ya es otro nivel, ¡ya has rescatado a la princesa del castillo y ahora te la llevas a la cama! El lí­mite no depende solo de uno, depende de las dos personas. Ese tonteo encierra una tensión sexual no resuelta con esa persona. Una tensión de la que puedes estar convencido de que puedes mantener pero como una bola que se va haciendo más y más grande, puede que te aplaste y no sepas por dónde salir. ¿Y ahora? Pues si solo estabas jugando con esa persona, lo más seguro es que acabes mal, sola, y abandonada porque la otra persona se harte. Si los dos os morí­s por que ocurra algo, ocurrirá, luego ya veremos en qué evoluciona. Aún así­ hay que tener cuidado con esas personas que les encanta tontear y no llegar a nada más. Suelen hacerlo con todo el mundo, y no son capaces de involucrarse más.


¿Y teniendo pareja? ¿Está permitido? Pues hay de todo en la viña del señor. Pero lo normal es que aquí­ los lí­mites los ponga el ‘casado’, que es el que tiene razones para parar los pies y saber dónde está el lí­mite entre jugar, tontear, zorrear y poner los cuernos. Así­ de simple.

[Tweet «Ojalá un 4º check del Whatsapp que te indique que ha comprendido las indirectas que le mandas «]

En definitiva, tontear ilusiona porque crea expectativas, pero tiene los dí­as contados. Todos sabemos que se acaba, pero mientras tanto, te has divertido con ese juego de ‘posibles situaciones y actitudes’ que sacan lo mejor de nosotros mismo, u otro ‘yo’ nada real. Al tiempo le corresponde distinguir entre la realidad y lo ficticio. Pero, oye, ¡que te quiten lo bailao’!

[followbutton username=’ricescudero’]

Los 90 fueron nuestros (II)

Al comenzar esta segunda parte de ‘Los 90 fueron nuestros’, me propuse hacer una introducción atí­pica, y por ello me he decantado por la música, que sin duda nos transporta a todos a cualquier época con solo escuchar los primeros acordes de cualquier canción. Y sí­, me toca hablar de ella. Si hay un personaje injustamente olvidado en la memoria colectiva de este paí­s, esa es Whigfield. ¿Quién es? Pues mira, no lo sé muy bien, pero me veo capacitado para afirmar que, nos supimos, nos sabemos, y nuestros hijos se sabrán la coreografí­a de Saturday Night. Una canción extremendamente pegadiza que a dí­a de hoy te levanta de la silla con el ‘Dirirarará‘ y no puede faltar en cualquier fiesta que se precie. El aserejé de los 90. ¡Qué buena música petarda se hací­a entonces!

[youtube]https://www.youtube.com/watch?v=8DNQRtmIMxk[/youtube]

Tirar de nostalgia tiene mucho éxito, sino Cuéntame Cómo Pasó no llevarí­a tantos años en antena. A la gente le encanta recordar, y de una forma u otra siempre solemos pensar que lo pasado siempre fue mejor. Y esto va siempre aparejado a la edad de cada uno. La generación de los 90 abarca a los jóvenes y no tan jóvenes que empezaron a descubrir todo un mundo de posibilidades tras los frenéticos 80. Todo se estabiliza y el estado de bienestar está en su máximo esplendor. Y es cuando aparece en tu casa esto:

220px-Gameboy

Se trata de una ¿videoconsola? que pesaba un quintal, que funcionaba con 4 pilas (el tema del tamaño pilas en esta época se solucionaba diciendo: de las gordas, o de las normales) con una parte trasera para introducir el cartucho del juego. Te hablarí­a de bits e historias, pero eso no importa demasiado. Lo verdaderamente chocante de esta historia era el poder jugar en una pantalla que hoy darí­a risa. ¡Pero nos entretení­amos!. No tardaron en llegar las auténticas videoconsolas conectadas a la televisión (las que se podí­an conectar a ella, claro). Una Nintendo 64, la PlayStation, que son las primeras máquinas que muchos nos pudimos comprar y que comparadas con sus actualizaciones en esta década sonrojan bastante. Que sí­, que hoy los procesadores, los gráficos, la potencia y el condensador de fluzo hacen que la máquina con la que juegas te transporte a una realidad virtual de miedo, pero en su tiempo nos pasábamos las horas muertas intentando rescatar a la princesa de su castillo. ¡Y nos era más que suficiente!

Super_Mario_Bros._-_1985_-_Nintendo

Los vhs llegaron tras una increible lucha con los videobeta. Se instalaron y aunque no lo creas, son la causa de múltiples disputas familiares. Sí­, a dí­a de hoy también. Me explico: Tu padre quiso en su dí­a grabar como el Real Madrid ganaba la 7ª copa de Europa en 1997. Rebusca entre las cintas vhs y divisa al fondo del armario una cinta sin tí­tulo. Antes de probar si hay algo importante grabado en ella, su instinto le dice que si no hay nombre rotulado en ella es que es nueva. Aunque no tenga caja y se vea vieja, es nueva. ¿Resultado? La comunión de tu hermano mayor se convierte en la final de la Champions. El asunto queda en secreto, en el olvido, hasta que a tu madre en pleno 2014 se pone nostálgica y le da por recordar, coge la cinta, desempolva el reproductor de vhs, y mientras a tu padre le recorre un sudor frí­o por todo el cuerpo, ya la tenemos montada. Y es que la posibilidad de grabar en la cinta vhs eran infinitas. Siempre pendiente de que empezara el estreno de una serie o tu pelí­cula favorita para presionar el ‘rec’. Nada comparado con la facilidad que nos da ahora internet. ¡Pero hasta en  eso nos lo currábamos más y por ello guardábamos la cinta como oro en paño! ¡Menos tu padre!

vhs

Si en el primer artí­culo hablé de las mamachicho, hoy tengo que hablar de los ‘avances de programación‘. La señora que te hablaba de lo que podí­amos ver en la televisión en las siguientes horas. Y no podemos dejar de mencionar ‘El teletexto‘, una herramienta altamente funcional para ver la programación, el horóscopo, el tiempo, las farmacias más cercanas… y otros canales prohibidos y eso sí­, todo muy pixelado. El pixel es muy 90. ¡Como Martes y 13! El mí­tico dúo de humoristas que amenizaban todas las nocheviejas de Tve, con su humor absurdo.

Si existe algo propio de los 90, esto es el verano y todo lo que significa ‘un verano en los 90′. Desmontado el mito de la famosa digestión de 2 horas (4 según tu madre, 6 según tu abuela, y en el caso de que fueras mujer y tuvieras la menstruación, ¡Cuidaito que se te corta!) que nos ha hecho perder horas y horas de baño (¿Dónde está la dichosa memoria histórica cuando se la necesita?) Todo tení­a otro sabor. El sabor de los auténticos helados de Frigo y Camy y sus anuncios en televisión que ya indicaban que habí­a llegado el verano.

[youtube]https://www.youtube.com/watch?v=Hvee3T6Tju0[/youtube]

frigopie

Hubo un personaje sádico que se le ocurrió la brillante idea de hacer un helado con forma de pie. Y oye, ¡triunfó! A dí­a de hoy se sigue vendiendo. Eran helados a un precio razonable y sin tanta cursilerí­a. Todos manejábamos esas pesetas. Sí­, la moneda de 25 pesetas con el agujero en medio, la moneda de 500 pesetas con la que podí­as ir al cine, pagarlo, y aún te sobraba dinero. ¿Y ahora ? Intenta hacer lo mismo con 3 euros. Todo daba para más, y para mejor. Se disfrutaba más, y todo sabí­a mejor.

d144963e6d47b840d94a2ee53c633ea5

Volviendo al tema música, tu primer recuerdo de Ibiza lo tienes gracias a los 90. Los recopilatorios veraniegos, que bajo el nombre de ‘Ibiza mix’, reuní­an los éxitos del año y algún que otro remix infumable y que hoy nos hace llorar del espanto. Y sí­, la mayorí­a los comprábamos aún en casette (que palabra más hortera por cierto). Y es que en esta época la gente Sí compraba música. No existí­an las plataformas como Emule, torrent que hicieron tambalearse a la industria musical. Apareció Rebeca (‘Duro de pelar’), la primera ‘one hit wonder’ española  de los 90. Camela sonaba en todas las ferias. ¡Y en tu casa, no lo niegues! La Macarena nos situó mundialmente en el mapa, (siempre dando la nota).

Probamos el auténtico sabor de la Coca cola antes de que cambiaran la fórmula, y nos volví­amos locos cuando aparecí­a en la televisión el anuncio de las 11:30. ¿No te acuerdas? Pues este anuncio, que en su dí­a se emitió sin censuras ni crí­ticas, ¿Crees que hoy podrí­a emitirse sin problemas?¿O alguien pondrí­a el grito en el cielo? Nos hemos vuelto con los años más polí­ticamente correctos, y menos naturales y debido a ello nos perdemos muchas cosas que podrí­an resultar muy interesantes.

[youtube]https://www.youtube.com/watch?v=rhXH6lGpuiQ[/youtube]

Quizás hemos pecado de cogerle demasiado apego a esta época, pero muchos entendemos estos años como la última década original, que no miró hacia atrás y que fue auténtica en la música, cine, en el arte en definitiva. O que supimos ir más allá, y no ‘copiar por copiar‘ épocas pasadas. Evidentemente conseguimos cosas que parecí­an difí­ciles: nos quitamos las hombreras, quemamos todos los pantalones de campana, casamos a la Infanta Elena, conseguimos unas Olimpiadas, pero no conseguimos resolver el enigma de ¡Ricky Martin en Sorpresa Sorpresa! Todo acabó en los 2000. Parece que estaba escrito. Pero la nueva década marcó la ruptura definitiva con los inocentes 90. Lo que empezó con la caí­da del muro de Berlí­n terminó con la caí­da de las Torres Gemelas. Lo que nació alrededor de un nuevo canal llamado Telecinco, nacido para revolucionar  la sociedad con sus irreverentes programas, se acabó con la aparición de Gran Hermano en 2001, programa del mismo canal. Lo que parecí­a que iba a salvar la música, la acabó matando con la aparición de Internet. Lo que nos hizo disfrutar en la calle utilizando la imaginación, terminó con la aparición de las redes sociales. ¿Mejor o peor? Ni una cosa ni otra, diferente. Aunque saber disfrutar de las cosas más sencillas, tení­a, tiene y tendrá mucho encanto.

¡No habí­a mejor forma de comenzar esta década! ¡Vivan los 90!

[youtube]https://www.youtube.com/watch?v=POlkxogk5ic[/youtube]

[followbutton username=’ricescudero’]

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies