Cómo sobrevivir en verano cuando no tienes playa

Según el calendario, quedan 18 días para que, oficialmente, llegue el verano, pero hace días que el Sol no se esconde y a ti sólo te apetece estar en una buena playa, al ritmo de la música, relajándote mientras te tomas un bien cocktail. Entonces, recuerdas algo:

Vaya, vaya, ¡aquí no hay playa! ¡Y viajar a un sitio en el que sí haya no es opción!

¡Madre del amor hermoso! Ya puedo ver tu cara de sufrimiento, consciente de que tendrás que soportar un calor infernal sin poder cumplir tus más preciadas fantasías en la costa caribeña, mediterránea o atlántica. ¡Pobre de ti, alma en desgracia!

Pero hoy estás de suerte. Porque en BFace, almas caritativas, pensamos en todos aquellos que no tienen todo cuanto desean y, por eso, traemos 3 alternativas para pegarte un buen chapuzón aunque no tengas playa.


Tu azotea, el paraíso inesperado

Sí, por muy loco que pueda sonar, la azotea es un buen sitio para refrescarte. Ponte el bañador, coge tus gafas de sol, tu protector solar, la revista de cotilleos, la sopa de letras y sube a lo más alto de tu edificio. No olvides coger un cubo -intenta que no sea el que utilizas para fregar- para echártelo por encima y sentir que estás siendo bendecido por las olas de la playa.

tumblr_inline_mmcdj6rtVp1qz4rgp


Las fuentes

En todo sitio de la viña del Señor hay fuentes. Es una ley universal no escrita. Si no hay, es que vives en Murcia, que hay escasez de agua, pero tienes playa, así que no puedes quejarte.

La fuente es esa amiga que te da la mano cuando menos te lo esperas. Puedes mojarte poco a poco con las manos o, directamente, tirarte en ellas, como quien no quiere la cosa, como si fuese un desliz. Y ya está, no necesitas más.

hold-up-tumblr.com_


El maravilloso invento que es la piscina

Es la opción más evidente, porque todos vamos a la piscina cuando no tenemos playa, pero hoy venimos a plantear una nueva posibilidad.

¿Imaginas poder ir a una piscina en la que sólo estén tú y tus amigos, donde no haya que soportar la caminata hasta ella, donde puedas evitar el ruido de trescientas personas hablando y gritando como si estuviesen solos? ¿A que suena bien? Es tan sencillo como… ¡comprar tu propia piscina!

Nosotros nos hemos unido en amor y compañía para tener la nuestra -a la que, desde ayer, llamamos “pisbface”, por eso de diferenciarla de otras- y ahora sabemos que nos hemos perdido mucho durante demasiados años. Es tan bonita…

AyD – Vidal – Catalan – Bergnes (Eivissa) : Piscinas de estilo moderno de Eugeni Pons

Si quieres cumplir tu sueño de vivir en paz y armonía mientras te das un buen remojo, te damos la oportunidad de ver más piscinas y sentir que puedes ser más feliz. ¡Porque se puede!

P.D.: Si no puedes permitirte tener tu propia piscina, olvida todo lo que hemos dicho sobre el ruido y el calor infernal, ve a las piscinas municipales, que tampoco se está tan mal.


Eso es todo, amigos. Sabemos que la playa es el mejor sitio del mundo para huir de todos los problemas, pero no hagamos que ésta suponga uno más.

Si no hay playa, ¡que te dé igual! Usa tu ingenio para no echarla de menos. Ya habrá tiempo de ser demasiado feliz en otro momento.

Gabriel Garcher
Gabriel Garcher

musica@bfacemag.es

Redactor de Lifestyle y coordinador de Música. Un canario, que no africano, que abandona su isla y se marcha a la capital del reino para estudiar Periodismo y CAV.

No hay comentarios

Deja tu comentario :)

¡Tranquilo! Tu email no se publicará ;)

Utiliza atributos HTML y tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR