Biopics musicales: un género inagotable

Biopics musicales. Un género que se antoja inagotable y que ha dado todo tipo de ejemplos. Sin tirar de clásicos (Amadeus, Copying Beethoven, Liztomania) hemos visto en la pantalla grande las vidas de músico rebeldes, de rockeros que han superado sus adicciones y otros que se han visto engullidos por ellas. El último tí­tulo a añadir a esta larga lista es Jersey Boys, en la que Clint Eastwood nos cuenta la historia de Frankie Valli, su banda (“Four seasons”) y sus devaneos con la mafia. Eastwood, que actúa, dirige, produce… y compone bandas sonoras, es un melómano reconocido, y ya ha dirigido un biopic musical anteriormente, Bird. Así­ pues, con la excusa de su última pelí­cula repasamos algunos biopics musicales que hemos podido disfrutar en la gran pantalla, y apuntamos algunos que están por llegar.

Ray (2004)

[youtube]https://www.youtube.com/watch?v=X1rJvSF3l6k[/youtube]

La pelí­cula que casi nos convence de que Jamie Foxx era el actor definitivo, y que le valió un Oscar, era un biopic correcto, pero bastante predecible, de Ray Charles.Orí­genes humildes, su ceguera, escarceo con drogas y alcohol, y redención… Los ingredientes perfectos para un biopic de manual.

The doors (1991)

[youtube]https://www.youtube.com/watch?v=MyhbdG10zBY[/youtube]

Oliver Stone llevó a la pantalla la historia de Jim Morrison y The Doors, en un ejercicio excesivo y un tanto irregular, marca de la casa, pero que le sentaba muy bien a la historia que querí­a contar: los comienzos y el apogeo de una banda que provocó y revolucionó a una generación (y a la de sus hijos, y sus nietos…). Val Kilmer no se ha vuelto a ver en otra igual: hipnótico y convincente, su interpretación de Jim Morrison rezumaba carisma y sexualidad.

La vie en Rose (2008)

[youtube]https://www.youtube.com/watch?v=JW8sjQU6lGA[/youtube]

Interpretar a una gran cantante, de vida complicada, asegura notoriedad y repercusión, pero cuando Marion Cotillard aceptó el reto de interpretar a Edith Piaf es poco probable que imaginara el giro que iba a tomar su carrera. La pelí­cula la situó, definitivamente, como una de las actrices imprescindibles de la actualidad, con una calidad desbordante, y que asume riesgos en la elección de papeles. El biopic de Piaf hizo que ganara casi todos los premios de interpretación de aquel año, gracias a que ella misma era capaz de situarse por encima de la pelí­cula.

Bird (1988)

[youtube]https://www.youtube.com/watch?v=VJx7xNtWAFA[/youtube]

La creciente notoriedad de Charlie Parker fue de la mano de su progresiva caí­da en los infiernos de drogas y alcohol. Eastwood llevó ese viaje, que se truncarí­a a los 34 años, a la gran pantalla con brí­o y maestrí­a. Sigue siendo uno de los biopics musicales mejor considerados y, dicen los expertos, que es una de las mejores pelí­culas sobre jazz que se han realizado.

Walk the line (2005)

[youtube]https://www.youtube.com/watch?v=8BzLc2hQJF0[/youtube]

Memorable interpretación de Joaquin Phoenix y de una sorprendente Reese Whitherspoon (que ganarí­a el Oscar), que interpretaron al matrimonio Cash con una quí­mica quizás inesperada, pero latente en toda la pelí­cula. Biopic al uso (auge, caí­da y renacer de las propias cenizas), pero bien acabado.

What’s Love Got To Do With It (1993)

[youtube]https://www.youtube.com/watch?v=Nbzbd2wUGao[/youtube]

Tina Turner, eterna rockera que anunció su retirada definitiva el año pasado (a punto de cumplir los 74) , tuvo una vida conyugal complicada junto a su primer marido, Ike. A medida que la artista iba madurando y aumentaban sus ansias de independencia, más difí­cil estaban las cosas en casa. Tras un terrible pelea, en la que Ike agredió brutalmente a Tina, la cantante decidió poner punto y final a su matrimonio y a su relación artí­stica. De todo ello da cuenta el biopic que en 1993 protagonizaron Angela Basset y Laurence Fishbune, más centrado en el melodrama que en la biografí­a.

¿Qué está por llegar?

Sinatra, el biopic de los ojos azules más famosos está en manos de Scorsese.

Rocketman, un Tom Hardy con su carrera en plena ascensión dará vida a Elton John.

Spinning Gold, Justin Timberlake dará vida a Neil Bogart, un humilde judí­o que se convirtió en millonario como fundador de Casablanca Records, y a quien se le atribuye el descubrimiento y cuidado de algunas de las mayores estrellas de la música

– Janis Joplin: Get It While You Can: Amy Adams dará vida a uno de los mitos de la música moderna.

Miles ahead: Don Cheadle dirige, escribe y protagoniza esta biografí­a del trompetista Miles Davis.

Y, aunque tení­amos protagonista (Ben Whishaw), durante las últimas semanas se ha sabido que el ya anunciado biopic del grupo Queen se retrasa por problemas de guion.

[followbutton username = ‘rodasons’]

Immaculada Pilar
Immaculada Pilar

Redactora

Soy una economista que ha visto cosas que no creeriais. He bailado con lobos, curioseado el caso de Benjamin Button, he tenido un breve encuentro con El Padrino y solo me ha faltado ser una Taxi Driver. El cine no se ve, se vive.

No hay comentarios

Los comentarios están cerrados

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies