El TIFF, la antesala de los Oscar

Así fueron entregados el premio del público y los aplausos y todos sus abucheos. Y en el onceavo día completó Dios la obra que había producido, y reposó en el día onceavo de todas las películas que había visto. Y bendijo Dios el onceavo día y lo santificó, porque en él reposó de todas las palomitas que Él había comprado y engullido.

Ayer finalizó el Festival Internacional de Cine de Toronto (más conocido como TIFF, de acuerdo a sus siglas en inglés), una celebración mundialmente aclamada y conocida por ser un indicador bastante aproximado de los nombres que podremos ver desfilando con una estatuilla dorada por la alfombra roja del Teatro Dolby de Los Ángeles en la 88ª Edición de los Oscar. La verdad es que desde verano, las especulaciones y el hype vuelan como cuervos entre la prensa más especializada. ¿Sale un tráiler que hacer llorar a más de uno? Oscar. ¿Se filtran fotografías de alguna caracterización impactante? Oscar. ¿Se anuncia una película con Leonardo di Caprio? No Oscar.

Llevo años ensayando cómo llorar cuando me den el Oscar

Sin embargo, solo hay que remitirse a las pruebas para ver que lo que digo no es ninguna absurdez; tiremos de Hemeroteca, digo mientras Ana Pastor posee mi cuerpo: 12 años de esclavitud, El discurso del Rey, Slumdog Millonaire, American Beauty y La vida es bella han sido cinco títulos que, después de ganar el People’s Choice Award del TIFF, se han alzado con el Oscar a la Mejor Película, y otras tantas categorías, en sus respectivas ediciones.

En esta 40º aniversario, ha sido Room de Lenny Abrahamson la que se ha alzado con el Premio del Público, un drama tremendo basado en la novela de Emma Donoghue que narra la terrible historia de cómo Ma, secuestrada a los 19 años por Nick, protege en una habitación a su hijo Jack. Para no hacerle sufrir, le cuenta con ingenio que el único mundo que existe es ese cuarto. Sin embargo, la curiosidad de su hijo irá más allá y Ma tendrá que considerar la opción de pensar cómo escapar al exterior, a un mundo también aterrador y al que tiene que volver a adaptarse después de tantos años. La crítica se ha rendido ante el papelón que hace Brie Larson. Con la presencia de William H. Macy, parece que la actriz optará al Oscar e, incluso, podrá ganarlo.

La verdad es que tiene una pinta estupenda, aunque también le puede ocurrir como a The Imitation Game el año pasado e irse vacía a casa con muchas nominaciones. En cualquier caso, el TIFF no solo fue Room. También hubo otros 11 títulos muy sonados, bien hayan sido ovacionados o criticados, que hay que tener en cuenta, no ya solo para la época de premios (hay que recordar que los Globos de Oro también son muy codiciados), sino por su aparente trascendencia mediática en los próximos meses.

The Martian

Matt Damon se vuelve a poner un traje de astronauta, pero esta vez sin agujeros de gusano ni chorrazos metafísicos que necesitan de una infografía para ser entendidos. Entretenimiento puro y duro made in Ridley Scott. Dicen que, a pesar de las pocas pretensiones, te ríes mucho con este nuevo espectáculo visual, un punto a favor para diferenciarse de recientes títulos como Interstellar o Gravity. Habrá que tenerla en cuenta para el apartado técnico de los premios.

Demolition

La gente tampoco ha saltado de la butaca con esta cinta de Jean-Marc Vallée, pero dicen que su protagonista, mi amado Jake Gyllenhaal, está magnífico. Y eso a mí me sobra, porque cualquier motivo es bueno para verle en un papel excéntrico, natural y demoledor. Cualquier motivo es bueno para verle; este año más que nunca.

About Ray

Al margen de las críticas, yo tengo unas ganas tremendas de ver esta película, sobre todo por el trío protagonista de Elle Fanning, Naomi Watts y Susan Sarandon. A algunos no les ha convencido, a otros les ha emocionado mucho. ¿Lo positivo? Que no ha dejado indiferente a nadie esta historia sobre un adolescente transexual que comienza su tratamiento y que se enfrenta a la seguridad de su madre, su abuela y la familia de su padre.

Mr. Right

Digna de mención esta americanada que se mofa de ella misma y que está dirigida por, nada más ni nada menos que Paco Cabezas, nuestro español que cruzó el charco hace unos años y ahora ha decidido juntar a Anna Kendrick, Sam Rockwell y Tim Roth en algo que empieza como una comedia romántica y termina a tiro limpio con mucha autorreferencia, acción y altas dosis de humor.

Freeheld

Creo que a la gente no le ha hecho nada de gracia que esta película sea una decepción. Hablan de clichés, de que es una cinta mal hecha y de que las únicas personas que destacan son los secundarios. Sin embargo, otra corriente habla de que Julianne Moore es la auténtica salvadora de la película y que, incluso, podría ganar el Oscar. De Ellen Page cuentan que gracias porque haya venido y tal. Demasiados extremos para una historia LGTB muy reivindicativa. ¿Encontrará el justo medio cuando llegue a España?

Kill your Friends

Nicholas Hoult siempre había estado muy desaprovechado desde que salió de Skins, pero aquí al fin obtiene un papel protagonista en condiciones, bañado en sangre. Teniendo al Britpop británico de los 90 como excusa, nos encontramos con una tragicomedia negra llena de desfase y sociopatía. Abrid bien los oídos, porque la música será un elemento esencial.

Stonewall

Ha recibido críticas por racismo, por inventarse la Historia, por añadir personajes que no existían y por no ahondar en la reivindicación y en la lucha por la igualdad LGTB que comenzó en 1969 en el bar Stonewall de Nueva York. El director, Roland Emmerich, ha recibido por todos los lados en una de las proyecciones más polémicas del Festival. Tengo ganas de ver de una vez por qué tanto llamamiento al boicot de esta cinta.

Victoria

Pocos medios han hablado de esta película alemana que, puede pasar desapercibida, pero esconde tres regalos muy jugosos: el primero es Laia Costa, actriz española y maravillosa que, según he leído, hace un papelón. ¿De los directores españoles nos acordamos, pero de las actrices no? El segundo es que la película es un plano secuencia completo, sin cortes o trucos, un aspecto técnico que no tiene nada que envidiar a Cuarón o a González Iñárritu. Y, por último, aunque algunos dicen que la trama no es la más perfecta del mundo, Victoria ha recibido, entre otros premios, 6 “lola” o German Film Awards, los Goya alemanes, entre los que destaca el que se llevó Laia por Mejor Actriz Protagonista.

Eye in the sky

Helen Mirren y Aaron Yeah Bitch Paul han dado la sorpresa con esta película que retrata la guerra de drones, un conflicto bélico caracterizado por la burocracia, el papeleo y las decisiones en frío  de una batalla sin sentido que sigue matando personas. Política, acción, propaganda y una cadena de mando inamovible y extensa. A la crítica le ha gustado y, dado todo lo que estamos viviendo hoy en día, parece que podremos sacar muchas lecturas a esta cinta de Gavin Hood.

The danish girl

Aunque la crítica habla de una película correcta, elegante, muy bien hecha y con unas interpretaciones magistrales, esta vez no quiere que Eddie Redmayne repita como Mejor Actor en los Oscar, sino que se destaca la actuación de Alicia Vikander. Está claro que la cinta de Tom Hooper llegará a los premios de la Academia, motivo fundamental para que el visionado sea obligatorio, pero la atmósfera general tampoco se ha vuelto loca con ella como se pensó en un primer momento. Eso sí, el ambiente histórico de reivindicación LGTB vuelve a estar presente, algo muy positivo teniendo en cuenta que la protagonista, Lili Eibe, fue la primera transexual en someterse a una cirugía de cambio de sexo.

Trumbo

¿Conseguirá Bryan Cranston dejar su traje de hacer metanfetamina? Lo intentó con Godzilla, pero pasó sin pena ni gloria. Esta vez, Cranston se mete en la piel de Dalton Trumbo, un guionista norteamericano que pasa a formar parte de la lista negra de Hollywood por sus creencias políticas. La caza de brujas está servida, pero la crítica coincide en que la obra es demasiado televisiva y que el protagonista, a pesar de hacer un papelón, está un poco embutido y rígido para el carácter tan divertido del film.

Por supuesto, esto es un compendio de impresiones propias y valoraciones ajenas realizadas por muchos críticos internacionales que han estado allí presentes. Algunos llevarían copas de más, otros llevarían rayas de menos, muchos habrían dormido poco… La última decisión la tienes tú, si es que acaso llegan a distribuirse en España algún día. Esperemos que sí, porque todas y cada una de ellas merece la pena, aunque solo sea para darse el gusto posterior de criticarlas. ¿Crees que me he dejado alguna? Consulta la lista completa del Festival, bucea y echa un vistazo a todo lo que Toronto ha dado de sí y seguirá dando en un futuro muy próximo. Aunque los medios de comunicación generalistas no sepan ni de su existencia.

– Lo que no harán los cines españoles cuando lleguen estas películas
German de Heras Álvarez
German de Heras Álvarez

Redactor

En proceso de periodista y de comunicador audiovisual. Y también en proceso de seriéfilo y cinéfilo. ¡Ah! Y en proceso de ser mejor persona. Bueno, lo dejaremos en que estoy en proceso a secas.

No hay comentarios

Deja tu comentario :)

¡Tranquilo! Tu email no se publicará ;)

Utiliza atributos HTML y tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR