Fight Club | Yon González V.S. Quim Gutiérrez

Son jóvenes, exitosos y atractivos. Y, para colmo, también tienen un incuestionable talento. Si en el anterior Fight Club enfrentabamos dos de las grandes estrellas-promesa de Hollywood, esta ocasión nos quedamos dentro de nuestras fronteras para intentar contestar una pregunta de difícil resolución: ¿Yon González o Quim Gutiérrez? Dos valores ya asentados en la industria del audiovisual español, cine y televisión, que pueden encontrar en este 2015 su gran año. El primero, éxito arrollador en la serie ‘Bajo sospecha’ y el filme ‘Perdiendo el norte’ y, el segundo acaba de estrenar la comedia romántica hispano-argentina ‘Sexo fácil, películas tristes’ y espera con los brazos abiertos su ‘Anacleto’: ¿Quién da más? Hoy, en El Celuloide, duelo de galanes patrios.

Yon González, por él perderás el norte.

Nacido en Vergara, localidad guipuzcoana, un veinte de mayo de 1986, Yon González – cuyo hermano es el también actor Aitor Luna (‘Alatriste’) – basó en sus inicios en el mundo interpretativo en labrarse una sólida carrera televisiva. Y acertó. Desde su primer papel en la serie adolescente diaria de La Sexta ‘Sin Miedo a Soñar (SMS)’, en la que interpretaba al púber de dieciséis años Andrés rodeado de otros muchos miembros de la cantera del cine español (Amaia Salamanca, Maria Cotiello, Mario Casas, María León…) con los que, ahora, comparte un amplio bagaje en la pequeña pantalla y hordas de fans, se convirtió en uno de los rostros más prometedores y destacados a nivel mediático del relevo generacional. Tras dos temporadas de la serie emitida entre 2006 y 2007, saltó a Antena 3 protagonizando uno de los fenómenos recientes de la cadena del Grupo Planeta ‘El internado’, junto a otros jóvenes ultra-reconocidos en la actualidad como Blanca Suárez, Martiño Rivas o Ana de Armas.

image

Tras estos dos primeros vehículos de lanzamiento, González protagonizó ‘Gran hotel’, respuesta nacional al elegante ‘Downton Abbey’ británica, en la que volvía a coincidir con Amaia Salamanca. La serie es, cuatro años después de su desenlace, uno de los productos españoles que mejor han funcionado en lo que a exportaciones respecta. Su papel en ‘Gran reserva’, que emitió en 2011 la cadena pública, y más recientemente en la exitosa ‘Bajo sospecha’, que tiene en desarrollo una segunda temporada en Antena 3, le confirman como uno de los valores seguros del mercado televisivo en nuestro país pero… ¿y el cine?

Es cierto que su carrera cinematográfica no es precisamente extensa pero sus dos grandes papeles principales en la gran pantalla tienen suficiente miga como para mencionarlos: el primero, como el jovencísimo amigo de Mario Casas en el polémico “guilty pleasure” ‘Mentiras y gordas’ que dejaba algún momento de especial deleite para los fans del actor vasco y, en segundo lugar, ‘Perdiendo el norte’, la comedia de Nacho G. Velilla y Atresmedia Cine que está consiguiendo unos resultados notables las últimas semanas en la taquilla española y que coprotagoniza con Blanca Suárez. También ha aparecido en otros estrenos comercialmente “potentes” como ‘Torrent 4: Lethal crisis” o ‘El club de los incomprendidos’, pero en roles mucho menos sustanciales que los anteriormente citados, y en la autoral ‘Rabia’ del ecuatoriano Sebastián Cordero (‘Europa One’).

image

Sus próximos proyectos se limitan a la segunda temporada de la serie de intriga ‘Bajo sospecha’, la adaptación televisiva de ‘Perdiendo el norte’ y el estreno del thriller cibernético ‘Matar el tiempo’, que ha sido recibido tibiamente en el pasado Festival de Málaga, en el que comparte pantalla con su hermano Aitor.


Quim Gutiérrez, el primo de sonrisa (im)perfecta.

De seis años más que su oponente – nació el 27 de marzo de 1981 en la ciudad condal de Barcelona – es uno de esos intérpretes que parecen ‘omnipresentes’ en las grandes producciones del cine español año tras año. Al contrario que González, su carrera siempre ha estado más enfocada al ámbito del séptimo arte aunque su inicio fue con solo trece años en la serie ‘Los mejores años (Poblenou)’ producida por TV3 de Catalunya y emitida por Antena 3 a nivel nacional. Estudiante de Humanidades, participó durante cinco temporadas en la serie catalana ‘El cor de la ciutat’, hasta 2005, y al año siguiente saltó de la mano de Daniel Sánchez Arévalo y Marta Etura al terreno cinematográfico. Su papel en ‘Azuloscurocasinegro’ nos descubrió un intérprete ya fundamental en el panorama nacional y por su papel recibió desde el premio Goya a mejor actor revelación hasta el Premio Sant Jordi a mejor actor español del año. Desde ese momento, los acontecimientos (o más bien las películas) se desencadenaron: En 2008 protagonizó ‘Sangre de mayo’ y en 2010 y 2011, respectivamente, el musical ‘Una hora más en canarias’ y la producción latinoamericana ‘La cara oculta’, codeándose con intépretes como Miren Ibarguiren o Clara Lago.

image

En ese mismo año volvió a trabajar con Sánchez-Arévalo tras un descanso del binomio en ‘Gordos’. ‘Primos’ fue la lanzadera definitiva del actor que demostró dotes indudables para la comedia bordando un papel agridulce en el estupendo filme del realizador madrileño. En esa línea transcurrió su rol en la siguiente obra de Arévalo, ‘La gran familia española’ y también explotando el terreno cómico, participó en los filmes ‘¿Quién mató a Bambi?’ (interpretando al novio de Úrsula Corberó) y ‘Tres bodas de más’ como la hilarante pareja del personaje de Inma Cuesta. Entre ellos, un drama de José Luis Cuerda (el retrato del narcotráfico en la Galicia de los ochenta ‘Todo es silencio’) y un thriller distópico: ‘Los últimos días’, ópera prima en la dirección de los Hermanos Pastor, que suponía un cambio de registro que compartió con José Coronado.

Paralelamente continuó con breves apariciones en la televisión en series como ‘Génesis’ (emitida por Cuatro) o la italiana ‘Virginia, la monaca di Monza’ y dio el salto internacional siendo uno de los galanes de la adaptación francesa del best-seller ‘Los ojos amarillos de los cocodrilos’, en la que compartía pantalla con Emmanuelle Béart.

image

Su proyecto más reciente es ‘Sexo fácil, películas tristes’, el filme hispanoargentino de Alejo Flah presentado en Málaga y estrenado el pasado viernes en salas, y tiene pendientes de estreno ‘Anacleto, agente secreto’, una de las grandes esperanzas de la taquilla española de la segunda mitad de año (llega en septiembre), y un proyecto internacional con sabor español: el nuevo filme de Jim Loach, hijo de Ken, que habla de una gran familia de emigrantes españoles y cuenta con abultado y reconocido reparto nacional (De la Torre, Paz Vega, Carmen Maura…).


 

Jesús Choya
Jesús Choya

Redactor

Si te tengo que decir una pelíula favorita, te digo dos: 'High School Musical' y 'Mulholland Drive'. Cinéfilo aprendiz creado a las puertas del nuevo milenio.

No hay comentarios

Deja tu comentario :)

¡Tranquilo! Tu email no se publicará ;)

Utiliza atributos HTML y tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Ingrese aquí Captcha : *

Reload Image

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies