Los peores papeles de las estrellas del cine

El pasado viernes llegó a nuestras pantallas «˜Mortdecai’, pelí­cula protagonizada por Gwyneth Paltrow y un Johnny Depp en horas bajas, y que ya antes de su estreno cosechó un buen puñado de crí­ticas demoledoras especialmente dirigidas al trabajo de sus actores.

Aprovechando el nuevo traspiés cinematográfico del Pirata del Caribe maquillado con el rí­mel más resistente al agua, hoy hacemos un repaso a los deslices profesionales de algunos de los actores más reputados de la industria del cine, que con el afán de probar nuevos registros o dar «˜un giro’ a sus carreras acabaron por caerse de morros contra el suelo y arruinaron la pelí­cula por su mala actuación.


Roberto ílamo

b6947-la-piel-que-habito-2011-bdrip-1080p-x264-24

El «˜tigeraso’ al que cantaba Maluca daba más miedo que el interpretado por el madrileño en «˜La piel que habito’. ¿Acaso no parecí­a una broma su aparición en la pelí­cula de Almodóvar? Para hacer más daño, el actor tuvo que poner acento portugués. ¡Lamentable! Como dice el refrán «˜no por mucho vestir de Gaultier, la actuación va a ser más creí­ble’.


Antonio Banderas

banderas

Sus mejores trabajos los hizo aquí­ en España y del cine chusco y chorra se ocupó en su etapa Hollywoodiense. Un clarí­simo ejemplo fue en «˜Asesinos’, junto a Sylvester Stallone. ¡Un abanico de sobreactuación!


Javier Bardem

javiergif

El «˜agoní­as’, definido asi por Ridley Scott, es un grandí­simo actor capaz de salvar la peor de las pelí­culas, pero en «˜Los fantasmas de Goya’ no se sostiene ni su actuación.


Halle Berry

tumblr_mqukuzboOF1qcga5ro1_500

La ganadora de un Oscar por «˜Monster’s Ball’ quizá no sabí­a que no bastaba con estar buena y vestirse de gata con traje de latex para interpretar a «˜Catwoman’. Si bien el guión tampoco la ayudó mucho, la Berry patinó de lo lindo y todo derivó en un engendro sin ritmo propio de serie Z, que ni un cruce de piernas de Sharon Stone consiguió animar. Consciente del batacazo, la actriz dijo que «˜trabajar en una pelí­cula tan jodidamente mala era justo lo que necesitaba’.


George Clooney

batman1

Sobre su trabajo en «˜Batman y Robin’ él mismo se encargó de decir que «˜esa pelí­cula era una auténtica mierda y yo estaba realmente mal en ella […] Ni siquiera sabí­a que el traje tení­a pezones hasta que vi la pelí­cula’. ¡No hace falta decir más!


Penélope Cruz

tumblr_m5btf4qI2X1rvnhu6o1_500

La filmografí­a de la madrileña tiene más altibajos que el estado de ánimo de Belén Esteban en la casa de Gran Hermano VIP. En un lado de la balanza, sus papeles en «˜Jamon jamón’, «˜Belle í‰poque’, «˜Volver’, «˜Nine’ o «˜Vicky Cristina Barcelona’, la han encumbrado como una de las mejores actrices españolas de la historia. Pero en el otro lado, sus interpretaciones en «˜Blow’, «˜La mandolina del Capitán Corelli’ o «˜Todos los caballos bellos’, han disparado sus niveles de mediocridad como actriz.


Leonardo DiCaprio

tumblr_m54rdtMEpl1qg4blro1_500

Corrí­a el año 1998 y se enfrentaba a Jeremy Irons, John Malkovich y Gabriel Byrne. ¿Quizá era demasiado? En su primer papel tras el taquillazo que supuso «˜Titanic’, Leo intentó triunfar en el film de época «˜El hombre de la máscara de hierro’ pero consiguió todo lo contrario.


Ryan Gosling

tumblr_mqz4hbh79Z1rt707to2_r1_500

Aunque destaca más por su atractivo fí­sico que por sus interpretaciones, el actor forma parte de ese reducido grupo de intérpretes de Hollywood nada despreciables. Sus elecciones no son desacertadas, pero sí­ alguno de sus trabajos en los que nos permite descubrir que es capaz de interpretar de una forma tan inexpresiva como una lechuga. Un claro ejemplo: «˜Solo Dios perdona’.


Nicole Kidman

tumblr_lkvtvmXvCT1qi3n3go1_500

La hawaiana Hokulani brilló cantando en «˜Moulin Rouge’, pero en «˜Nine’ dio el cante.


Tommy Lee Jones

 tumblr_mm7fkujamy1s1jai7o5_500

Todos sabemos que el actor de Texas no está para bromas, y quizá actuar al lado de Jim Carrey en «˜Batman Forever’ le puso tan de los nervios que su interpretación acabó siendo más sobreactuada que la de su compañero. ¡Increí­ble pero cierto!


Matthew McConaughey

matthew-mcconaughey

Ahora es considerado uno de los mejores actores de Hollywood, pero antes de deslumbrar con «˜Mud’, «˜Dallas Bayers Club’, o «˜True Detective’, el tejano navegó de bodrio en bodrio y pastelón en pastelón. La lista es larga, aunque podrí­amos destacar su papel en «˜Tiptoes’, en la que McConaughey sorprende a su novia, con la que espera un hijo, al contarle que proviene de una familia de enanos y su futuro retoño podrí­a heredar esos genes.


Brad Pitt

tumblr_mp2n7fyNxl1s0zyhmo1_500

En «˜La sombra del diablo’ dio su peor versión y él mismo olió el cuesco que estaba protagonizando cuando afirmó que «˜intenté salirme a una semana del final cuando vi un guión de 20 páginas de mierda de perro’.


Leonardo Sbaraglia

carmen-2003-leonardo-sbaraglia-1

El argentino, muy sexy y también buen actor, no consiguió estar a la altura de la interpretación de su compañera de reparto en «˜Carmen’. Paz Vega estuvo muy por encima de la linealidad del personaje de Sbaraglia y el actor selló uno de los peores trabajos que ha hecho para el cine español.


Christoph Waltz

202-Big-Eyes-quotes

De la mano de Quentin Tarantino anda muy seguro y siempre acaba con premio, pero en su debut con Tim Burton, en ‘Big eyes’, el pobre alemán inauguró el apartado de «˜Pelí­culas para olvidar’ en su filmografí­a.

Diez princesas para el pueblo cinéfilo

Aprovechando el auge de las re-visitaciones de los clásicos de princesas ‘made in Disney’, con la nueva Cenicienta como más actual exponente y el éxito (con secuela confirmada) de Frozen como indiscutible referente, en BFace Magazine nos hemos propuesto encontrar nuestras nueve princesas cinematográficas preferidas. Sin embargo, hemos decidido voltear el significado de princesa para huir de las elegantes jóvenes portadoras de brillantes y lujosas tiaras o coronas y, en un espontáneo homenaje a Belén Esteban a pocas horas de la final GHVIP, reunir las que consideramos – por un motivo u otro – las «princesas del pueblo cinéfilo». Divertidas, solidarias, cercanas, valientes, atractivas, glamurosas (cada una a su manera) e icónicas; así­ son nuestras elegidas:


La más sufridora

La Jeanette ‘Jasmine’ Francis de Cate Blanchett

Es princesa porque… la interpretación de una dama del cine (y ahora madrastra de cuento en la adaptación de Cenicienta que mañana llega a salas españolas) como Blanchett de un personaje escrito por un Woody Allen en estado de gracia es suficiente para que ocupe esta plaza por méritos propios. Jasmine es una pija encantadora que, de pronto, se da de bruces con la ‘desagradable’ realidad de la clase media y tiene que adaptarse a un mundo exento de lujos con la ayuda de su hermana y no pocos ansiolí­ticos y antidepresivos. Inevitable no encariñarse de un personaje, inicialmente, odioso.

Su prí­ncipe: No, Alec Bladwin la hundió en la ruina. Mejor nos quedamos con el tí­o Oscar, que no da problemas y sí­ alegrí­as.


La más icónica

La Vivian Ward de Julia Roberts

Es princesa porque… es inevitablemente un icono de la cultura pop y de las comedias románticas. Poco más hay que decir de un personaje que reafirmó el estatus de Roberts como «la novia de América» y que vive el proceso inverso al de Jasmine/Blanchett. Pero ya lo decí­a Candela Peña en la pelí­cula de León de Aranoa«no somos putas, somos princesas».

Su prí­ncipe: Richard Gere; la pareja es, sin duda, de cine.


La más sanguinaria

La Clara de Leticia Dolera

Es princesa porque… en la tercera parte Génesis – de la saga zombie nacional ‘[REC·]’ nos enamoró y volvió locos esa Dolera desfasadí­sima, luchadora, asesina y valiente dispuesta a arremeter contra las  hordas de «no-muertos» que haga falta, motosierra en mano, para salvar el dí­a de su boda. El momento Gavilán o paloma con un vestido de novia ensangrentado en el túnel de alcantarillas es el súmmum del ideal de vida «antes muerta que sencilla». Nuestra princesa cañí­.

Su prí­ncipe: el gavilán (o paloma), Diego Martí­n que da la talla como novio en busca de su amada. Qué bonita historia de amor creó Paco Plaza.


La más revolucionaria

La Katniss Everdeen de Jennifer Lawrence

Es princesa porque… admitámoslo, J-Law es, no una princesa, sino una reina de nuestro tiempo. Joven, divertida, guapa, desenfadada y con un Oscar y otras tantas nominaciones en su haber. En Los Juegos del Hambre consiguió lo que para otras y otros fue imposible: dignificar el papel de la intéprete en la piel de una heroí­na de acción salida de una saga superventas para adolescentes y otorgar profundidad y cantidad de matices al mismo; además de, claro, hacer saltar las taquillas de todo el mundo… ¡Y cómo disfrutamos con ella!

Su prí­ncipe: Josh Hutcherson, el Peeta cinematográficoy Liam Hemsworth, Gale. Para una mujer así­, pocos son los prí­ncipes.


Las más libres

Thelma (Geena Davis) y Louis (Susan Sarandon)

Son princesas porque… el filme de Ridley Scott es un auténtico estandarte feminista y sus dos protagonistas son inolvidables representaciones de la fuerza, la ferocidad y la libertad en la mujer. El viaje en coche por la América profunda huyendo y combatiendo el lado más bajuno de la masculinidad y huyendo de la justicia las hace notables portadoras de nuestro tí­tulo Real. Y ese final no se borra fácilmente de la retina; quizás más que princesas, sean diosas.

Sus prí­ncipes: No. Thelma y Louis no los necesitan.


La más rubia

La Elle Woods de Reese Whiterspoon

Es princesa porque… Una rubia muy legal, aunque algunos no se atrevan a reconocerlo, es otra pelí­cula clave de la cultura pop y la comedia americana del s.XXI, y el personaje de Whiterspoon otro icono feminista que lucha por despojarse de los prejuicios de la sociedad hacia ella para alcanzar sus propósitos. Y los alcanza, vaya que si los alcanza: pero siempre con encanto y una sonrisa.

Su prí­ncipe: aunque al principio no lo parezca, Luke Wilson.


La más musical

La Sandy Olson de Olivia Newton-John

Es princesa porque… es inevitable no incluir una princesa ‘cantarina’ en nuestra lista. En GreaseSandy lo tiene todo para ser la apropiada: su carácter evoluciona a lo largo de la cinta desde una apariencia dulce e inocente hasta el mí­tico «You’re the One that I Want» en el sorprende a todos pisando fuerte y llevándose por delante al Danny de Travolta y las lí­deres del instituto (The Pink Ladies).

Su prí­ncipe: «It’s automatic! It’s systematic! It’s hydromatic!» Claro, Danny «John Travolta» Zukko.


La más buena-mala

La Cady de Lindsay Lohan

Es princesa porque… a su manera, Lindsay Lohan deberí­a ser nombrada la princesa ‘trash’ oficial de Hollywood. Sus inicios prometedores e inocentes en Tú a Londres y yo a California contrastan con su presente oscuro: Chicas malas se encuentra en su etapa intermedia y combina a la perfección ambos caracteres en una de las comedias más lúcidas sobre institutos. Hilarante. Su personaje tiene que hacer frente a brujas villanas de manual para conquistar a sus súbditos pre-universitarios y a su principe.

Su prí­ncipe: Jonathan Bennett.


Las más ‘indies’

‘Las ví­rgenes suicidas’ de Kirsten Dunst & co.

Es princesa porque… casi todos los personajes femeninos que lideran las pelí­culas de Sofia Coppola son auténticas princesas en su concepción más clásica: vací­o en un mundo de lujos. La Elle Fanning de Somewhere, la Emma Watson de The Bling Ring o la propia Dunst en Marí­a Antonieta (en este caso de forma más literal) responden a este canon con facilidad. Sin embargo, nosotros nos quedamos con las chicas «suicidas» de su ópera prima: su encanto, su melancolí­a, su misterio… nos encandilan.

Su prí­ncipe: muchos quieren llegar con ellas al trono, pero cuidado con tantearlo de verdad.


¡Vota! ¿Cuál es tu favorita? ¿Echas alguna en falta? ¡Deja tus sugerencias en comentarios!

[socialpoll id=»2260837″]

El estilo de las nominadas al Oscar como «Mejor actriz»

El próximo 22 de febrero la gran alfombra roja se estirará sobre el suelo de los íngeles para dar paso a la ceremonia de entrega de los premios más importantes del cine: los Oscar. Las pelí­culas con más nominaciones son de lo más variaditas este año y nos preguntamos si tendremos alguna que otra sorpresa en el resultado de las quinielas.

Algo que está muy claro, y no son los ganadores, es que la ceremonia no sólo trata sobre el cine. Ni sobre el arte audiovisual. Sino sobre la moda. Es innegable que la ocasión es perfecta para lucir palmito, el estilo personal y colarse, si se puede, en las listas de mejor vestidas o al menos llamar la atención con el conjunto que algún intrépido diseñador haya seleccionad. ¿Cómo son las nominadas de este año? El rasgo que las caracteriza a todas es la feminidad.

marioncotillard

Marion Cotillard, nominada por Dos dí­as y una noche, ha logrado hacerse un hueco no sólo en la lista actrices europeas más cotizadas sino en las de mejor estilo. Coqueta, sonriente y con un aire simpático que convierte todo lo que toca en chic francés sin miedo a arriesgar. En su ropero destacan los vestidos muy lady Dior, los complementos como los sombreros de ala, y la ropa ropa informal como vaqueros y camisetas. Para detalles como la bisuterí­a, prefiere ser discreta y con buen gusto.

Felicity Jones

Está claro que la actuación de Felicity Jones en La teorí­a del todo, ha sido sobrecogedora. ¿Lo será también su look en la alfombra roja? Quizás lo que más caracterice a la británica sea la naturalidad. No suele «dar el cante» en sus apariciones en público luciendo atuendos atrevidos sino que luce vestidos muy románticos y prendas muy clásicas en conjuntos que funcionan muy bien. Entre sus favoritos: Balenciaga y Dolce&Gabbana.

Julianne Moore

Uno de los pesos pesados de esta tanda de nominadas es Julianne Moore, nominada por Siempre Alice. A sus 54 años no sólo es un icono de la interpretación sino del estilo, llevando su madurez con una serenidad exquisita. En su estilo, opta por lo sencillo y con gusto, dejándose llevar por diseños de Ives Satin Laurent que destaquen sus rasgos más caracterí­sticos como su cabellera rojiza.

Rosamund Pike

El darle unos cuantos quebraderos de cabeza a Ben Affleck en Perdida le ha valido a Rosamund Pike la nominación al Oscar. Hay quienes la consideran una heredera de Grace Kelly gracias a su apariencia de fragilidad fuerte aunque ella prefiere utilizar prendas más minimalistas, con pocos detalles cuyo encanto resida en la sencillez. En su armario, destacar al diseñador Antonio Berardi en las prendas y Christian Louboutin para el calzado, a cuyos tacones se ha declarado adicta.

reese witherspoon

¿Quién le dirí­a a la tí­mida chica de Crueles intenciones que tendrí­a opción a llevarse de nuevo la estatuilla? Dicen que Reese Witherspoon es una de las it girl del momento y no precisamente por sus aciertos en la alfombra roja sino por sus modelitos diarios. Conjuntos urbanos e informales y otros muy working girl con el que cualquiera podrí­amos ir a trabajar, un estilo cómodo y que además se siente muy cercano. La protagonista de Alma Salvaje no suele ser muy «salvaje» al lucirse, sino que apuesta más por lo casual y discreto.

Mujeres diferentes que estos dí­as estarán soñando con el mismo hombre: un hombre fuerte de corazón dorado al que desean acariciar con sus manos. Un hombre llamado Oscar.

Fight Club | Cinco actrices para un Oscar

A falta de una semana y media para los Oscar, en nuestro «Club de la lucha» volvemos a enfrentar féminas intérpretes candidatas a un gran premio. Cinco mujeres lucharán el próximo domingo 22 por llevarse la estatuilla dorada a la mejor actriz protagonista y hoy las analizamos a fondo.


Felicity Jones por La teorí­a del todo

¿Quién es?

Jones es una joven y británica musa del cine indie. De 31 años, con 27 saltó a la fama en los cí­rculos cinéfilos por su papel en ‘Como locos’, drama romántico que triunfó en su correspondiente edición de Sundance y la valió el premio especial a la actuación del jurado de aquel certamen y diversas nominaciones más. Antes de ello, habí­a participado en alguna serie de televisión y, después ha tenido algún papel secundario en filmes como ‘The Amazing Spider-Man 2: El poder de Electro’ o ‘The Invisible Woman’, el drama sobre los amores secretos de Charles Dicken que dirigió y protagonizó Ralph Fiennes.

¿Y en la ficción?

Coprotagoniza uno de los biopics de esta edición, ‘La teorí­a del todo’ (5 nominaciones), en el que interpreta a Jane Wilde, la primera esposa del astrónomo Stephen Hawkings.

A favor:

Es una joven promesa, cosa que gusta a la Academia, su interpretación es notable y, además, es la única candidata cuya pelí­cula opta al Oscar principal. Su trabajo ha sido candidato a todos los premios principales y ella ha hecho un buen esfuerzo promocional que la ha llevado por los grandes eventos de la carrera de premios estadounidense…

En contra:

…Pero no ha ganado ninguno pese a todo. Parece una de las candidatas que están siempre en el quinteto pero nunca entran en la pomada. Además su papel se basa en la contención y por momentos su compañero de reparto, Eddie Redmayne, le roba las miradas que merecerí­a con una interpretación mucho más fí­sica. Recién llegada, tendrá más oportunidades si su carrera continúa como parece.


Julianne Moore por Siempre Alice

¿Quién es?

Por todos archiconocidas, no solo es una de las pelirrojas de referencia (sí­, Chastain, tú y Adams llegasteis después) sino que esta estadounidense de 54 años es una de las actrices más queridas del panorama contemporáneo. Ha trabajado con directores como Paul Thomas Anderson, Todd Haynes, David Cronenberg, Alfonso Cuarón o los hermanos Coen. Esta es su quinta nominación al Oscar, aunque nunca lo ha ganado. Y es que su cartera está llena de candidaturas, aunque de pocos premios que parecen estar llegando por este último papel: el Globo de Oro, el SAG, el Bafta… También ha sido premiada en los festivales de Berlí­n y Cannes.

¿Y en la ficción?

Es el principal interés del drama ‘Siempre Alice’ que ha cosechado comentarios desde su presentación en Toronto. Interpreta a una joven enferma de Alzheimer y el filme se erige como un «via crucis» en el que observamos como sobrelleva una enfermedad que la va destruyendo.

A favor:

Lo contrario, pero igualmente válido como argumento, a Felicity Jones: es una leyenda viva. Hollywood siente que le debe un Oscar y aunque este no sea su mejor papel, el panorama presenta una oportunidad única ya que no hay una contendiente que destaque indudablemente sobre los demás. El papel es, desde luego, un caramelo que Moore sabe aprovechar. Cuenta a su favor también con la aclamada interpretación que ha realizado para ‘Mapa a las estrellas’ y por la que sonaba al Oscar, aunque finalmente no pudo competir por fechas.

En contra:

Poco. Que los académicos prefieran esperar a premiarla por algún otro gran papel que de verdad esté a la altura de una actriz como ella. Pero es la grandí­sima favorita, sin concesiones.


Rosamund Pike por Perdida

¿Quién es?

Conocida actriz de teatro, televisión y – claro – cine en Inglaterra, de donde procede, tuvo su debut en la cinta de James Bond ‘Muere otro dí­a’ y ha gozado de papeles secundarios en pelí­culas británicas como ‘Orgullo y perjuicio’ o ‘An education’ y estadounidenses como ‘El mundo según Barney’ o ‘Jack Reacher’. Sin embargo, es su primera nominación al Oscar y su rol en ‘Perdida’ es la lanzadera a la fama de esta rubia londinense de 36 años que tiene pendiente de estreno la exitosa comedia ‘Nuestro último verano en Escocia’

¿Y en la ficción?

Es Amy Dunne, esposa perfecta y perfecta psicópata en el último e ignorado filme de David Fincher, ‘Perdida’, adaptación de la novela de intriga superventas del mismo nombre.

A favor:

Tiene de cara el enorme éxito en taquilla del largometraje y que es el papel más icónico de los cinco. ‘Perdida’ es su función y es fácil percibir que disfruta en un personaje histriónico con numerosos momentos «Oscar-clips», que exprime al máximo. Sí­, eso, terrorí­fico papelón.

En contra:

Serí­a la favorita si no llega a estar Julianne Moore nominada. Aunque ha ganado bastantes premios de la crí­tica, los duelos importantes han dado la victoria a la protagonista del filmes como ‘Las horas’. Además ‘Perdida’ ha sido completamente ignorada en las demás categorí­as incluso en algunas como guión adaptado o montaje, donde estaba entre las virtuales favoritas. Otra vez será.


Marion Cotillard por Dos dí­as, una noche

¿Quién es?

Hablamos sin duda de una de las intérpretes europeas más cotizadas y valoradas. A las puertas de los cuarenta, ha sido alabada por papeles en filmes como el musical ‘Nine’, los dramas románticos ‘De óxido y hueso’ o ‘Largo domingo de noviazgo’ o la comedia «woody-alleniana» ‘Medianoche en Paris’ y oscarizada por el biopic de Edith Piaf, ‘La vida en rosa’. Además ha trabajado con Guillaume Cantet, Christopher Nolan o James Gray.

¿Y en la ficción?

Interpreta a Sandra, mujer de clase media-baja que acaba de superar una depresión y se dispone a volver a su trabajo en una fábrica cuando su jefe hace a sus compañeros decidir entre ella o la paga doble. Deberá entonces convencerles uno a uno durante un largo y duro fin de semana.

A favor:

Su interpretación ha gustado a todo el mundo y resulta ser un perfecto balance entre contención y exhibición.  Fue la quinta que «robó» la plaza a otras estrellas como Jennifer Aniston, que se quedó a las puertas.

En contra:

No solo sus contrincantes sino que ‘Dos dí­as, una noche’ haya sido olvidada en pelí­cula extranjera (competí­a por Bélgica) o que su papel sea en francés, arma de doble filo que la podrí­a haber aupado a la posición de «frontrunner» de estar dentro de una pelí­cula arrasadora pero que, en esta situación concreta, parece relegarla a contentarse con la nominación «exótica» de turno.


Reese Witherspoon por Alma salvaje

¿Quién es?

De Nueva Orleans, tiene 38 años y gran fama. ‘Cruel intentions’, ‘Election’ o ‘Walk the line’ (papel que la valió un Oscar y varios galardones más) son algunas de las pelí­culas más destacadas en las que ya participado.

¿Y en la ficción?

En ‘Alma salvaje’ de Jean Marc Vallée adapta las reflexiones de Cheryl Strayed, una mujer que tras sufrir una vida complicada decide irse de viaje existencial por el desierto del Mojave con el fin de encontrarse a sí­ misma.

A favor:

Su papel ha sido muy destacado en el filme del director de ‘Dallas Buyers Club’ (que ya aupó a sus actores a la victoria el pasado año) y este podrí­a haber sido el año de Reese: produce un éxito de público como ‘Perdida’ y ha sido aplaudida por sus papeles secundarios en ‘La buena mentira’ y ‘Puro Vicio’ de Paul Thomas Anderson. Además, gustan los papeles redentores tanto para el intérprete como para el personaje de turno. Ha estado presente en los principales premios.

En contra:

Su «buzz» (y el de la pelí­cula que protagoniza) se ha desinflado mucho y su Oscar parece demasiado cercano. Además no ha acabado de materializar todos los éxitos y alegrí­as que los proyectos que tení­a entre manos este pasado 2.014 podí­an haberla dado.

[socialpoll id=»2252394″]

El estilo de las nominadas como ‘Mejor Actriz’ a los Premios Goya 2015

El próximo 7 de febrero tendrá lugar la 29 Edición de los premios más importantes del cine español, Los Goya, con el Centro de Congresos Prí­ncipe Felipe como escenario.

Este año le ha tocado a Dani Rovira presentar la gala. Sí­, ese al que hasta hace tres dí­as no conocí­a casi nadie, y de pronto lo tenemos hasta en la sopa: anuncios, programas, cine, revistas del corazón, y cómo no,» maestro de ceremonia» de los Goya.

¿Qué es lo segundo más importante después del tema en cuestión (los ganadores)? ¡Los modelitos de ellas! Desde que ponen un pie en la alfombra son analizadas al detalle. Las miramos con lupa y con mucho aumento, buscando dónde poder poner una pega.
Esta edición, las cuatro nominadas al Cabezón son : Marí­a León, Macarena Gómez, Elena Anaya y Bárbara Lennie. Cuatro mujeres, cuatro estilos y un solo objetivo, ¡llevárselo a casa!

Maria León

Marí­a León, nominada por «Marsella», la hermaní­sima de Paco León o de Luisma, marca tendencia dentro y fuera de la pantalla. Es una de esas personas que atrapa, tiene ese no sé qué, que la hace diferente.

Sus estilismos son siempre triunfadores, estudiados pero a la vez muy frescos. Es personalidad en estado puro. Para las grandes ocasiones opta por escotes asimétricos, cintura entallada y largas faldas fluidas con abertura lateral. En cuanto a los complementos que acompañan al modelito se decanta por la sencillez, pequeños clutches y pendientes muy discretos, que completan, pero no distraen la atención del modelazo.

Elena anaya

Elena Anaya es todo candidez, elegancia y discreción. Es de las actrices españolas con más estilazo. Suele dar en la tecla en cada evento que se precie, reflejando su personalidad  dulce y naif en cada uno de sus estilismos, sin caer nunca en lo cursi ni ñoño. Su look de muñequita romántica y delicada suele ser su caballo ganador. Entre sus diseñadores fetiches encontramos a Nacho Aguayo, Miu Miu y Dior.

macarenagomez

Macarena Gómez, candidata al Goya por su papel en «Musarañas», define su estilo como »Una mezcla entre el glam de los 70 y el allure parisino, podrí­a llamarse Montparnasse glam». No es la tipí­ca actriz maqueada, operada y aburrida que estamos acostumbrados a ver sobre alfombras rojas (sobre todo en Hollywood). Su estilo es mucho más llamativo y extravagante que el de sus otros compañeras nominadas. Le gusta no pasar desapercibida, y se nota. Es de esas mujeres con carisma, el término aburrido no se inventó para ella. Las plumas, los ‘paillettes’, las pieles y los colores metalizados y sobre todo el rojo y el verde son sus grandes bazas.

barbara lennie

Bárbara Lennie, la hispano-argentina nominada a mejor actriz protagonista por ‘Magical Girl’, quizás te resulte la cara menos conocida, pero ¡atención! A partir de ya dará mucho que hablar (su bagaje la avala). Podrí­amos definir sus estilismos como modernos, cómodos, impecables y muy personales. En momentos especiales apuesta por la elegancia del negro y looks más solemnes, mientras que en eventos de menor etiqueta deja ver su lado más desenfadado, vistiendo colores más llamativos y vibrantes como rosas, naranjas, corales o morados. Sabe que tiene una buena figura y la explota. Escada, Dior o Stella McCartney son algunos de sus referentes a la hora de enfundarse en un buen modelito. ¡Flashes a su persona!

La suerte está echada. ¡Que comiencen las apuestas!

Fight Club VI: Cuatro actrices para un Goya

Tal y como hizo mi compañera Imma hace unos dí­as, y dentro del estupendo especial sobre los premios más importantes del cine español que el equipo de BFace Cine estamos realizando estas semanas, tematizamos nuestro Fight club – con la consiguiente necesaria ruptura o «adaptación» de las reglas – en base a los Premios Goya. Hoy enfrentamos a las cuatro candidatas a llevarse el cabezón que las designará como mejor actriz de la pasada temporada en la industria nacional y sustituir, así­, a una predecesora de altura: Marián ílvarez quien, hasta hace bien poco, seguí­a recogiendo premios, nominaciones y menciones por su escalofriante interpretación de una mujer con trastorno bipolar en la estupenda ‘La Herida’ de Fernando Franco. Cuatro actrices jóvenes pero de sobra conocidas por todos, que nos han ofrecido potentes y muy diversas interpretaciones de mujeres fuertes y enigmáticas. Sin embargo, el Goya parece tener nombre.


Bárbara Lennie por Magical girl

2769ee4c96fb31bbfc190ddcb90d42ed

La absoluta favorita tiene 30 años y experiencia en los premios de la Academia. En 2005 fue nominada a mejor actriz revelación por su papel en la presentada al Oscar ‘Obaba’, de Montxo Armendáriz, aunque finalmente no ganó. Diez años después parece asegurado su premio por interpretar a un magnético cruce entre completa sensual «femme fatale» y joven vulnerable que la ha valido ya el premio Forqué y no pocos elogios. Su magnética mirada y una voz imponente la hacen destacar entre otras actrices de su generación. Bárbara tiene, además, otra nominación (mejor actriz de reparto por su papel de policia tenaz en ‘El niño’) y su doblete, por utópico que parezca, no resultarí­a descabellado. 2014 ha sido su año con apariciones en las dos pelí­culas mencionadas y en la autoral y casi experimental ‘Stella Cadente’, así­ como el fichaje por una gran producción para televisión y el éxito nacional y latinoamericano del montaje teatral ‘Misántropo’, pero Bárbara Lennie era, hasta entonces, un nombre asociado a realizadores como Isaki Lacuesta (‘Murieron por encima de sus posibilidades’), Imanol Uribe (‘Miel de naranjas’) y Jonás Trueba que la dio un estupendo protagonista en su ópera prima ‘Todas las canciones hablan de mí­’. Por si fuera poco, en 2010 fue «chica Almodóvar» con un pequeño papel en ‘La piel que habito’ que valió el Goya en su año a una de sus ahora competidoras, Elena Anaya. En televisión, la hemos visto en producciones de TVE como ‘íguila Roja’ o ‘Isabel’.

A favor: Suyo es el mejor personaje femenino español del año y ha sabido aprovecharlo al afrontarlo con delicadeza, profundidad y contención. Los premios y los elogios la señalan como rotunda favorita en uno de los premios más «cantados» de la edición. Además, 2014 fue su año.

En contra: Pocos escenarios se contemplan en los que Lennie no gane el Goya por ‘Magical Girl’. Solo, y como remota posibilidad, el reciente «buzz» que ha causado la interpretación de Macarena Gómez y que los Académicos premien a Lennie en la floja categorí­a de actriz secundaria y prefieran otorgar el galardón a la protagonista de ‘Musarañas’ puede dejarla sin el premio a la mejor actriz protagonista.


Elena Anaya por Todos están muertos

Todos-estan-muertos

La veterana de la categorí­a tiene 39 años y una de las carreras más reconocidas de su generación. Su cuarta nominación al Goya – tras ‘Lucí­a y el sexo’, ‘Habitación en Roma’ y ‘La piel que habito’, por la cual lo ganó – la llega por interpretar a Lupe, un personaje fascinante en la ópera prima de Beatriz Sanchí­s: una ex estrella de la música que tuvo su auge en la década de los ochenta como vocalista y teclista del grupo Groenlandia pero que, tras un fatí­dico accidente, padece una agorafobia (al igual que su compañera de nominación Macarena Gómez) que la aleja de los escenarios. Como siempre, Anaya resulta solvente en su interpretación cargada de magia y sensibilidad (ojo al momento en el que canta, el olvidado por los Goya pero estupendo, tema de la pelí­cula «Corazón automático»). Fernando León de Aranoa (‘Familia’), Jaume Balagueró (‘Frágiles’), Agustí­n Dí­az Yanes (‘Solo quiero caminar’), Pedro Almodóvar (‘Hable con ella’), Gabe Ibañez (‘Hierro’), Xavier Villaverde (‘Finisterrae’) y Julio Medem (‘Lucí­a y el sexo’) la han confiado algunos de sus memorables papeles en territorio español pero Anaya es, también, uno de nuestros rostros con más proyección internacional; quizás no sea un rostro reconocido como Penélope Cruz o Antonio Banderas pero lo cierto es que la palentina ha conseguido labrarse una sólida carrera en el extranjero basada en papeles secundarios en producciones latinoamericanas como la argentina ‘Pensé que iba a haber fiesta’ o anglosajonas como la superproducción ‘Van Helsing’ o ‘Savage Grace’ con Julianne Moore y el ahora en alza Eddie Redmayne. Ha sido nominada al Forqué y al Feroz y, ex-aequo con Natalia Tena, ganó la Biznaga a mejor actriz en el pasado Festival de Málaga por este papel.

A favor: Es uno de los valores seguros de nuestro cine y su nominación se daba por seguro desde que la peli aterrizase en Málaga. La pelí­cula es suya y, aunque difí­cilmente, los académicos podrí­an optar por premiarla en forma de recompensa para la olvidada pelí­cula de Sanchí­s.

En contra: Su(s) competidora(s). Bárbara Lennie está muy adelantada y el reciente estreno de ‘Musarañas’ ha hecho que Macarena Gómez la adelante en el camino hacia los premios. Su interpretación es buena pero, como el filme, no memorable. Además, la Academia no «debe» nada a Anaya puesto que su Goya está aún reciente y lo más probable es que ella vuelva a estar en el cuarteto en años venideros.


Macarena Gómez por Musarañas

musaranas (1)

De 36 años, Macarena Gómez es novata en los premios. Su primera nominación al Goya le ha llegado por un aplaudido papel en la cinta de género ‘Musarañas’, presentada en el Festival de Sitges. En el filme (ópera prima producida por ílex de la Iglesia, con quien ya colaboró en ‘Las brujas de Zugarramurdi’, premio Ojo Crí­tico de RNE) interpreta a Montserrat, costurera con un carácter obsesivo y un trastorno de agorafobia en la España de los años 50 cuya vida no ha resultado nada fácil. Ya desde su primer pase, se alabó la interpretación de Macarena quien salva un personaje histriónico, salvaje y que incluso bordea la caricatura con una actuación a medida: por momentos necesariamente desbordada y, en otros, cargada de poder y matices.

Macarena es más conocida por sus papeles en televisión, sobre todo, por su Lola en la exitosa producción de Mediaset ‘La que se avecina’ aunque también ha aparecido en ‘Hospital central’, ‘Palomitas’ o ‘Al filo de la Ley’. En el cine, pese a contar con una filmografí­a menos llamativa que sus competidoras, ha trabajado en filmes de Benito Zambrano, Paco Plaza, Jaume Balagueró, Ramón Salazar, Manuel Iborra, Isaki Lacuesta, José Luis Garci y el mencionado De La Iglesia. También ha colaborado en cortometrajes (y algún largo) de Eduardo Chapero Jackson, Paco Cabezas y Nacho Vigalondo, recibiendo algún galardón. Hasta ahora, su papel más destacado fue en la comedia ‘Sexykiller, morirás por ella’ por el que recibió el premio a la mejor actriz en el prestigioso festival de cine fantástico de Oporto, Portugal. Por ‘Musarañas’ ha sido nominada a la medalla del cí­rculo de escritores cinematográficos.

A favor: Se ha hablado mucho de ella en las últimas semanas y es la única alternativa real a Bárbara Lennie. Su pelí­cula fue la última en llegar, está reciente, y alrededor de su interpretación se ha creado un «buzz» muy positivo.

En contra: El cine de género no suele dar premios a sus intérpretes. Además, la tardanza del estreno de ‘Musarañas’ también puede volverse en su contra. Pero, de nuevo, la mayor razón en contra tiene nombre: Bárbara Lennie.


Maria León por Marsella

e472b-marsella_11

De corta edad (30 años) y filmografí­a, León ya se ha convertido en uno de los rostros más frescos de nuestro cine y alcanza su tercera nominación al Goya en cuatro años por ‘Marsella’, largometraje de Belén Mací­as en la que interpreta a una madre ex-alcohólica que recupera a su hija, después de que una sentencia judicial la dejase en manos de una familia de adopción, para emprende «un viaje emocional» de Andalucí­a a Marsella, con el fin de conocer al padre de la pequeña.

Marí­a obtuvo el Goya a mejor actriz revelación y la Concha de Plata en el Zinemaldia de 2011 por ‘La voz dormida’ de Benito Zambrano y volvió a estar nominada por su estupendo papel en la (sur)realista ópera prima de su hermano, Paco León, ‘Carmina y amén’. Este año estrenó también ‘Carmina y amén’, segunda entrega del dí­ptico del clan León-Barrios, por la que opta al Premio Feroz a mejor actriz secundaria. En televisión, sus participaciones más prolongadas han sido en las series ‘La tira’, ‘SMS’ y ‘Con el culo al aire’, que la valió reconocimiento popular.

A favor: Es un valor en alza que rápidamente se ha situado entre lo mejor de su generación. Su interpretación es sólida y muy destacada en el largometraje.

En contra: Casi todo. Es el valor más débil del cuarteto y aunque su interpretación sea sólida no es suficiente para hacer que la flojita ‘Marsella’ sea recordada. No es este su año.

[socialpoll id=»2246439″]

La cirugí­a, el mayor enemigo de las actrices

¿Es la belleza eterna? Aunque nos empeñemos en ponerle frenos al paso del tiempo, éste llega y saca lo peor de ti. Cleopatra escondí­a en su habitáculo numerosos secretos naturales para mantener su rostro tras el paso de los años: carne fresca, leche de burra, aceite de almendras, ungí¼ento de puerros… hoy en dí­a las celebrities acuden a fórmulas mucho menos naturales y, por supuesto, menos efectivas: colágeno, bótox, silicona… ¿es necesario acudir al bisturí­ después de ver los resultados de algunas celebrities? Aquí­ os dejo cinco actrices que, no sé si serán «legalmente rubias» pero sin duda se les ha ido totalmente de las manos.


Renée Zellweger

Hace unas semanas esta actriz, de cuyo nombre nunca puedo acordarme, aparecí­a públicamente después de varios años recluida entre su familia y la camilla. Fue un boom mediático no porque lleváramos mucho tiempo sin verla si no porque nadie la reconoció en el photocall. Y es que no es que el paso de los años haya afectado a su rostro, es que su cara es completamente diferente: nueva nariz, nuevos pómulos, nuevos labios… ¿queda algo de Bridget Jones en esa cara? Parece ser que no y algunas fuentes ya apuntan a que ésta ha perdido su papel en la tercera entrega de la pelí­cula en favor de Reese Witherspoon?

ReneeZellweger


Mischa Barton

Ya no queda nada de aquella angelical y drogadicta niña que se paseaba por los escenarios de The O.C o seducí­a a Enrique Iglesias. La joven actriz ha seguido en los últimos años prácticas alimentarias nada recomendadas experimentando pérdidas de peso llevadas al extremo y recuperando todo ese peso (y más) en cuestión de meses llegando al polo opuesto. Además, la que fue Marisa Cooper, ha llegado a tener que ingresar en el hospital por problemas con las drogas. No sólo su cuerpo, su cara también ha dado un giro de 180º habiéndose convertido en una escalofriante muñeca de cera.

MischaBarton


Lindsay Lohan

La que fuera una niña prodigio del mundo del cine siendo reconocida por mí­ticas americanadas como Tú a Londres y yo a California o Chicas malas ha tenido una vida fuera de la pantalla de lo más truculenta. Arrestos, abuso de drogas, robos, exhibicionismo y es que, hubo un tiempo, que pasaba más tiempo entre policí­as que entre cámaras. Esta vida tan llena de malas prácticas unidas al intento de la corrección mediante la cirugí­a la han llevado a perder totalmente la belleza que la caracterizaba. Su rostro, ahora, sobran las palabras para describirlo.

LindsayLohan


Nicole Kidman

Considerada una de las mujeres más atractivas del cine, a sus 47 años parece un maniquí­ envejecido que ha perdido toda su magia. Su sonrisa se ha visto nublada por unos labios llenos de ácido hialurónico, su piel estirada intentando aguantar las décadas y su nariz robada de una barbie. Y es que, esta actriz, desde muy joven intentó refugiarse en los médicos para seguir siendo joven y, permitidme que lo comente, ha sido totalmente un error.

 

NicolaKidman


Meg Ryan

Me he quedado picueto tras ver su última aparición en público porque no la reconocí­a. Su vejez también ha querido ser aplacada con mucho bótox y ahora parece otra antigua muñeca hinchable más. Su sonrisa recuerda a la de Golum de El Señor de los Anillos, sus ojos se han achinado por el peso de los injertos y las mejillas junto con la barbilla han quedado mucho más marcadas con la pérdida de peso. Tienes un email: ¿por qué lo has hecho?

Meg Ryan

 Si ellas han podido permitirse los mejores asesores y cirujanos, ¿qué esperanza queda para la gente corriente que ahorra para intentar no envejecer? Hay que cuidar la piel y la estética pues es una parte fundamental de nosotros mismos pero nunca llegando a estos extremos. Es una lástima que rostros tan bonitos del mundo del cine se hayan perdido entre las agujas de algún hospital de Hollywood.

[socialpoll id=»2230405″]

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies