Las 10 mejores películas latinoamericanas LGTBI

Si hace 2 semanas repasábamos 10 de los films protagonizados por personajes LGTBI más relevantes del cine español, esta semana os traemos otras tantas películas latinoamericanas. Cabe destacar que en el caso de las cinematografías de América Latina, la aplastante mayoría de los films queer están protagonizados por hombres homosexuales, invisibilizándose a las mujeres lesbianas y a las personas transexuales e intergénero. Como consecuencia de ello la siguiente lista está poblada, sobre todo, por personajes masculinos. Las raíces del patriarcado llegan hasta al queer cinema.

10. Plata quemada (Marcelo Piñeyro, 2000)

Plata Quemada

Un grupo de delincuentes lleva a cabo un atraco que no sale demasiado bien, se refugian en un piso y lo que en principio era un thriller de atracos, termina por convertirse en un drama psicológico. La relación de amor entre dos de los atracadores se ve enturbiada por el encierro, la desconfianza y la aparición de un nuevo personaje en el cóctel. Piñeyro acerca el cine queer a un género cinematográfico que a priori debería resultarle alejado, siguiendo el rastro de la icónica Tarde de perros de Sidney Lumet, para construir una obra claustrofóbica en la que la tensión emocional y sexual siempre está a punto de saltar por los aires.


9. Pelo malo (Mariana Rondón, 2013)

Pelo malo

Un niño quiere alisarse su rizado pelo, ello lo lleva a enfrentarse a su madre, que ve en ello un indicio de la posible homosexualidad del niño. Pelo malo, ganadora de la Concha de Oro en el Festival de Donostia, es un crudo retrato de lo intrincada que está la homofobia en muchas sociedades, y de cómo la misma carcome hasta lo más puro: el amor que una madre debería sentir por su hijo. Al mismo tiempo, la obra de Rondón es un excelente análisis de la pobreza y el miedo, y el rechazo que ello conlleva, a lo diferente. Este film venezolano es cine social, valiente y comprometido y junto a la más convencional Azul no tan rosa, vino a introducir las problemáticas queer en la cinematografía del país.


8. El tercero (Rodrigo Guerrero, 2014)

El tercero

Una pareja hace un trío con otro hombre. A lo largo de su largo encuentro el film reflexiona sobre el amor, el sexo, el deseo y el cariño. Cuatro sentimientos fundamentales para las personas. En un mundo en el que los tipos de relaciones humanas se han diversificado, fusionado, confundido y mutado, El tercero presenta una reflexión tranquila y sencilla sobre qué sentimos y cómo lo sentimos. Es una película intencionadamente pequeña, pero que te remueve por dentro.


7. El lugar sin límites (Arturo Ripstein, 1977)

El lugar sin límites

El mexicano Arturo Ripstein, uno de los cineastas latinoamericanos más prestigiosos de todos los tiempos, se acercó al cine queer en 1977 adaptando una novela de José Donoso. El lugar sin límites se centra en dos prostitutas que malviven en un pequeño pueblo, la Manuela, transexual y la Japonesita. Ripstein se viste de Fassbinder para reflexionar sobre las cuestiones de género, el machismo, la vida rural y el caciquismo. Una obra transgresora y arriesgada, ejecutada en un tiempo en el que este tipo de personajes eran totalmente invisibilizados.


6. Contracorriente (Javier Fuentes-León, 2009)

Contracorriente

Una historia de fantasmas protagonizada por dos hombres que se aman en la costa peruana. Un drama familiar. Un triángulo amoroso. Eso y mucho más es Contracorriente, una obra tierna y sensible sobre el amor y la imposibilidad de amar y ser feliz. Vivir con miedo es una sensación terrible, prácticamente insoportable. Contracorriente nos recuerda que amar no debería darnos miedo, que la sociedad no debería insuflar un sentimiento tan terrible en uno tan puro. Contracorriente es a la vez cine queer y cine de género, una película peculiar y entrañable.


5. Hoje eu quero voltar sozinho (Daniel Ribeiro, 2014)

Hoje eu quero voltar sozinho

Un chico ciego comienza una amistad con un compañero de clase nuevo. Dicha amistad se estrecha y evoluciona hasta que surge el amor. Hoje eu quero voltar sozinho es una de las películas más tiernas y naturales que se han rodado en los últimos tiempos. Un film que te deja con una sonrisa y una recobrada fe en el ser humano. A menudo nos olvidamos de que una historia sencilla, bien contada, puede calar hondo. Hoje eu quero voltar sozinho nos lo recuerda.


4. Desde allá (Lorenzo Vigas, 2015)

Desde allá

La última ganadora del León de Oro del Festival de Venecia es un thriller psicológico oscurísimo que sigue la perversa y compleja relación que se establece entre un ortodoncista maduro y un joven delincuente. Vigas construye una obra amarga sobre el deseo, la dominación y la manipulación, todo ello en medio de una Caracas sucia y caótica. La soledad urbana del mundo actual está generando monstruos. ¡Cuán terrible es estar solo!


3. XXY (Lucía Puenzo, 2007)

XXY

La primera película de la cineasta Lucía Puenzo es una lúcida reflexión sobre la identidad de género, sobre el deseo, y sobre la maduración vital. Un coming of age atípico que sigue a una chica hermafrodita en su viaje de autodescubrimiento. A través de una historia de una historia de amor imposible y del miedo de unos padres angustiados, XXY nos hace cuestionarnos el concepto de género, ¿qué es ser hombre? ¿qué es ser mujer? ¿tiene que ser todo blanco o negro? ¿por qué tememos tanto a lo que no entendemos? Tan dura como tierna. Una película apasionante que ganó el Goya a la mejor película hispanoamericana.


2. Fresa y Chocolate (Tomás G. Alea y Juan Carlos Tabío, 1993)

Fresa y chocolate

Un joven comunista, que sigue a raja tabla los postulados del castrismo, se hace amigo de un artista abiertamente homosexualidad acosado por ello mismo por el régimen. Fresa y Chocolate dibuja una Cuba lastrada por las propias contradicciones de su régimen sociopolítico, y lo hace a través de un retrato tierno y delicado de una amistad a priori imposible. Tenemos mucho que aprender los unos de los otros, incluso de aquellos que hacen que nos cuestionemos todo en lo que creemos, o quizás, precisamente, sobre todo tenemos que aprender de esas personas. Un film decididamente humanista que logró la nominación al Oscar a la mejor película de habla no inglesa.


1. Y tu mamá también (Alfonso Cuarón, 2001)

Y tu mamá también

Dos amigos se lanzan a un viaje en coche acompañados por una española treinteañera a la que los dos desean. Durante el viaje, desde Ciudad de México a la costa, conocen su país, conocen a su acompañante, se conocen entre ellos y se conocen a sí mismos, y lo que encuentran al final del camino, no es el mar, o no sólo, sino sobre todo los sentimientos y deseos que tenían soterrados en el interior de sus almas. Y tu mamá también es un viaje iniciático hacia nuestros miedos. Un canto hermoso a la vida, o más bien, a lo poderoso que resulta sentirse vivo. También es un film amargo. Aún queda mucho por amar. La sociedad y nosotros mismos nos impedimos a menudo ser felices. Alfonso y Carlos Cuarón estuvieron nominados al Oscar al mejor guion original, el film lanzó a la fama a Gael García Bernal y Diego Luna, y Maribel Verdú jamás estuvo mejor, componiendo una interpretación compleja y llena de matices.

Oscar 2016: las 5 virtudes ignoradas sobre La chica danesa

La crítica ha sido tajante. La cinta de Tom Hooper que narra la experiencia del primer transexual de la historia parecía buscar tan desesperadamente el favor de los académicos de Hollywood que, finalmente, ha conseguido el efecto contrario. La chica danesa no optará el próximo 28 de febrero al Oscar a la mejor película. Una decisión cuestionable desde el momento en que se basa en un prejuicio, ser un filme oscarizable, que en anteriores ocasiones no ha supuesto un problema para obtener la nominación. A continuación, repasamos los principales motivos por los que esta historia basada en hechos reales merecía su puesto en la categoría madre.


Los dos protagonistas están de lujo

La chica danesa

Mientras la actriz del momento Alicia Vikander se lleva la gran mayoría de halagos por encarnar a la sufrida esposa de Einar Wegener, el trabajo de Eddie Redmayne ha quedado un poco ensombrecido por su compañera de reparto y por las críticas hacia su hipotética sobreactuación. El ganador del Oscar el año pasado por La teoría del todo, en cambio, realiza en La chica danesa una interpretación ejemplar, que destila perfectamente la impotencia y la indefensión de todo aquél que debe enfrentarse al rechazo social. Un papel de Oscar que Redmayne ganaría de calle si no fuera por su anterior galardón y porque Leonardo DiCaprio aguarda con uñas afiladas su merecido reconocimiento.


Tom Hooper supera a El discurso del rey

La chica danesa

El director británico ha roto su racha de nominaciones a mejor película con ‘La chica danesa’. Si con su anterior propuesta, Los miserables, obtuvo ocho nominaciones, incluida la de mejor filme, con El discurso del rey alcanzó la gloria en 2010 agenciándose el máximo galardón y el de mejor dirección. Sorprende que una película que sigue a rajatabla la particular visión estética de Hooper, que incluso la supera, no haya entrado esta vez en la lista de hasta diez nominadas a mejor película. ¿Será quizá que esta vez ha roto las normas de toda historia de superación que exige el academicismo? El director no ha visto recompensado su esfuerzo por romper los moldes del cine más convencional, como por ejemplo mostrando sin tapujos y frente a un espejo el cuerpo desnudo de un hombre que se siente mujer.


Contiene todos los elementos para optar al premio gordo

La chica danesa

Esta es quizá su virtud más cuestionada. ¿Hasta qué punto debe ser evidente la búsqueda insaciable del mayor número de nominaciones posible? Es bastante palpable que Hooper ha buscado ir tachando de su lista todas las categorías de los Oscar a las que podía optar. Salvo algunos apartados técnicos, La chica danesa está confeccionada para abarcar el máximo de galardones, desde la banda sonora, a cargo del infalible Alexandre Desplat, hasta el vestuario de Paco Delgado, que ya obtuvo otra nominación gracias a Los miserables, también de Hooper. Lo que en principio podría ser un hándicap, la pérdida absoluta de autoría en favor de los gustos encorsetados de los académicos, no es más que una suma cuasi perfecta de los elementos que convierten a un filme de temática prácticamente marginal en una obra para todos los públicos.


Normaliza un tema que sigue siendo objeto de mofa

La chica danesa

Hablamos mucho de la marginación de los Oscar hacia la comunidad negra pero lo cierto es que si hay un colectivo que todavía sigue sin superar la barrera del premio a la mejor película es el que se esconde, al menos cinematográficamente, bajo las siglas LGTB (enseguida nos vendrá a la mente Brokeback mountain). Grandes interpretaciones, como la de Tom Hanks en Philadelphia o la de Sean Penn en Milk, han logrado su estatuilla. La máxima concesión que ha otorgado la Academia de Hollywood a las personas transgénero fue la nominación de Felicity Huffmann por su insuperable papel en Transamerica. Ahora que La chica danesa ha sido prohibida en varios países de Oriente Medio, Hollywood tenía una excelente ocasión para dar visibilidad a un filme que consigue normalizar una opción vital que todavía sigue siendo objeto de burla en los países supuestamente desarrollados.


Algunas de las nominadas son mucho peores

danish5

Muchos todavía se rasgan las vestiduras con la inclusión de Brooklyn entre las finalistas. Algunos dudan de los méritos de Marte. Las múltiples opciones de El puente de los espías (otra que también podría recibir acusaciones de buscar desesperadamente su hueco en los Oscar) se antojan bastante desproporcionadas para otros. En un año claramente falto de obras maestras, no hubiera estado de más incluir a La chica danesa. Una cinta que en ediciones anteriores, y mucho más competitivas, habría entrado sin duda en esa lista de hasta diez seleccionadas que, más que para optar al gran premio, sirven para dar visibilidad a otro tipo de cine. La historia de Lili Elbe merecía, sin duda, ese reconocimiento.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies