Cinco claves por las que amamos a Zac Efron

Hoy en BFace Magazine subimos la temperatura del área de cine (aún más de lo que ya está en este verano extraordinariamente caluroso) para rendir culto a una de nuestras estrellas preferidas: Zac Efron. Desgranamos aquí los porqués de nuestro fervor hacia aquel que un día pasó de ser del icono adolescente de la Generación 2000 al objeto de deseo de medio mundo.

1. Porque ha sobrevivido a Disney… Y es icono de una generación.

Vale, no soy objetivo. Nacer a la lumbre del siglo XXI conlleva haber pasado la preadolescencia abrazando todo aquello que Disney, y su máquina de crear pseudo-estrellas que acaban envueltas en no pocas polémicas, producía para su canal de televisión: la Hannah Montana de Miley Cyrus o Los Magos de Waverly Place de Selena Gómez eran, para que mentir, los nuevos Mickey Mouse. Y si algo destacó en ese momento fue el fenómeno High School Musical: dos tv-movies seguidas de un salto al cine que todavía son el mayor éxito del canal y que, en su momento, constituyeron una fuente prácticamente inagotable de merchandising (ergo, de dinero para la factoría del ratón).

Lo cierto es que tanto la trilogía original como sus derivados (México y China tuvieron adaptaciones propias, existió una versión musical que se adaptó para más de una docena de países, hubo conciertos con el elenco original…) forjaron un imperio adolescente que, a posteriori, se erige como una especie de icono puramente generacional; un Grease 2.0. pasado por el tamiz edulcorado de la Disney. Sin embargo, las carreras de su reparto han resultado ser discretas a excepción del dúo protagonista: Vanessa Hudgens, que con Spring Breakers o Sucker Punch sigue la senda reivindicativa “ya no soy princesa Disney” de otras más adelantadas como la propia Cyrus, y, claro, Zac Efron que ha sobrevivido al vendaval construyendose una carrera bastante interesante y casi totalmente ajeno a polémicas (ingresó en un centro de rehabilitación durante unos meses por voluntad propia).

2. Porque es una estrella completa: actúa, canta y baila.

El ejemplo más contundente no es la saga teen mencionada en el punto anterior (donde su voz fue mezclada con la de otro candidato al papel, por ser demasiado grave para las canciones previamente escritas) sino otro musical – de mucho más prestigio crítico, claro está – que rodó entre la primera y la segunda parte de HSM. Se trata de ‘Hairspray’, su primer gran papel para cine donde interpreta a Link, un galán de instituto en los años 60 que baila en un popular programa local y causa estragos entre las púberes de la ciudad.

En ‘Hairspray’, Efron canta (con su propia voz) y baila desbordando carisma, como en la peli, causando estragos en más de un/a espectador@s. Y es que aunque no brille tanto como el Travolta travestido, es innegable que demuestra tener las bases de una estrella artísticamente completa y un porte de rompecorazones clásico.

3. Por sus apariciones en las comedias más gamberras…

Con Malditos Vecinos no solo confirmaba que se machaca en el gimnasio (de lo que hablaremos más abajo, mantened la calma) sino que también tiene atractivo y vis para la comedia. Poco antes su personaje en Amor y letras nos lo había advertido y poco después su papel en la formulaica pero muy efectiva Las novias de mis amigos, terminó por refutarlo definitivamente. Aunque en el primer caso, la comedia más pura de su filmografía, no eran suyos los gags más hilarantes sí que destacaba como una presencia atrayente y muy efectiva de cara al público más joven.

4. …y en el cine de autor

Aunque no lo parezca, Efron ha competido en tres de los festivales de cine más importantes y prestigiosos del mundo – Sundance, Cannes y Venecia – y ha llevado varias de sus películas a la exhibición de Toronto.

En el certamen estadounidense de cine independiente participó con la mencionada ‘Amor y letras’ del ex-Ted Mosby, Josh Radnor mientras que pisó La Croisette con ‘El chico del periódico’, un drama sureño con Nicole Kidman y Matthew McConaughey que, pese a que obtuvo críticas bastante negativas, constituye su principal incursión en el cine “de autor” de la mano del nominado al Oscar Lee Daniels. El Lido veneciano es un territorio más conocido para el actor puesto que tanto el drama automovilístico ‘A cualquier precio’ como el filme de historias cruzadas alrededor de la muerte de John Fitzgerald Kennedy ‘Parkland’ estuvieron en La Mostra. La de Efron es una carrera, por tanto, equilibrada y llena de contrastes interesantes.

5. Porque es un sex-symbol

En este aspecto sobran las palabras. Mejor ilustremos.

Source-MTVgiphy (1) giphy tumblr_msgc4kW1K91qaru4bo1_500 tumblr_murojx4MXN1qewiv5o1_500-1417637438

¿y tú? ¿Con qué Zac Efron te quedas? ¡Vota su mejor película en nuestra encuesta y cuéntanoslo en redes sociales!

El cine español en el #63SSIFF para Dummies

Ayer por la mañana todas las miradas estaban puestas en la Academia de Cine, en Madrid, pues allí, como cada año por estas fechas, se iba a anunciar la participación española en el festival de cine más relevante de la comunidad hispanohablante: el Donostia Zinemaldia o Festival Internacional de Cine de San Sebastián.

Y como en BFace Magazine nos encanta este certamen y nos encanta, aún más, el cine español hemos decidido hacer un compendio de las diecinueve cintas (más un cortometraje) anunciadas y destacar aquellas cosas que, con casi total seguridad, podremos ver del 18 al 26 de septiembre a orillas de la costa vasca. He aquí nuestra guía «El cine español del Zinemaldia para dummies».

Del son cubano a Raphael

Uno de los platos fuertes, y de las sorpresas, a competición viene de la mano de Agustí Villaronga, realizador del gran éxito de los Premios Goya 2011 ‘Pa negre’ (que también compitió en el Festival ganando el premio a la mejor actriz para Nora Navas). Se trata de ‘El rey de la Habana’, adaptación de la novela del mismo nombre que nos presenta a un adolescente que se escapa de un correccional y se lanza a las calles de la capital de Cuba en plena década de los 90. La película promete ser una historia de autodescubrimiento llena de ritmo y genuina emoción y llegará a cines españoles un día antes del fin del Festival: el 25 de septiembre.

image

Y de la rumba cubana saltamos a otra de las películas más esperadas de esta edición donde la música vuelve a jugar un papel importante. Hablamos de ‘Mi gran noche’, la nueva comedia coral de Álex de la Iglesia que se desarrolla en la grabación de un especial musical de nochevieja para televisión y está protagonizada, ojito, por el mismísimo Raphael. Además cuenta con la participación de otros habituales del director de ‘El día de la bestia’ como Santiago Segura o Terele Pávez y con los jóvenes Blanca Suárez y Mario Casas, este último interpretando a Adanne, una estrella del electro-latino cuyas primeras imágenes nos dejan picuetos. El filme no peleará por la Concha de Oro a la mejor película y llegará a las pantallas el 23 de octubre.

¡Viva Latinoamérica!

Aunque todas las películas tienen producción española, muchas de ellas son coproducciones con distintos países latinoamericanos, lo que refuerza el compromiso del certamen por establecer lazos entre naciones hermanadas por el idioma.

En la lucha por el premio principal nos encontramos ‘El apóstata’ del uruguayo Federico Veiroj (director de ‘Acné’), una comedia sobre un joven uruguayo que llega a Madrid para intentar «emanciparse de la fe heredada de sus padres» con un reparto sumamente jugoso: Bárbara Lennie, Vicky Peña o Marta Larralde, estarán presentes en su viaje. También en la competición están ‘Eva no duerme’ – del argentino Pablo Agüero sobre las disputas políticas en relación al cadáver de Evita Perón, y con Imanol Arias o Gael García Bernal en los papeles principales – y la hispano-argentina ‘Truman’, la película a la que todos apuntan como potencial sucesora de ‘La isla mínima’ en los futuros Goyas y que narra, en tono de tierna tragicomedia, el encuentro de dos amigos interpretados por Ricardo Darín y Javier Cámara. Dirige Cesc Gay y se estrena el 30 de octubre. Atención a ella.

image

Ya fuera de la Sección Oficial, la hispano-peruana ‘Magallanes’ y el premiado documental hispano-chileno ‘El botón de Nácar’ se verán en Horizontes Latinos mientras que la ópera prima del argentino Eugenio Canevari ‘Paula’ competirá por el premio Nuev@s Director@s.

Buscando la sucesora de ‘Loreak’

El año pasado entraba a competición oficial, por primera vez en la Historia del festival, una película rodada íntegramente en euskera. Tal fue el éxito de la preciosista y sensible ‘Loreak’ que pese a acabar saliendo con las manos vacías de su puesta de largo en San Sebastián (aún obteniendo una recepción crítica maravillosamente positiva) logró la nominación al Goya a la mejor película. En esta edición, vista la buena fortuna del «experimento», se repite el caso y luchará por lo premios un viejo conocido del certamen. Asier Altuna presentará ‘Amama’, que viene a significar abuela, un drama sobre el conflicto intergeneracional con todo lo que ello conlleva que promete, al igual que el filme de Goenaga y Garaño, un cuidado estético máximo. Muchas ganas de ver este filme que se estrena el 16 de octubre.

image

Y en Nuev@s Director@s se verá también ‘Pikadero’, filme vasco dirigido por un escocés primerizo en el largometraje (Ben Sharrock) y que se erige como una comedia romántica sobre una joven pareja golpeada por la crisis económica que ansía poder, como sugiere el título, consumar su relación amorosa pero que no puede hacerlo pues viven junto a sus padres. El filme está protagonizado por Bárbara Goenaga.

Territorio documental

Serán cinco los documentales producidos o coproducidos por España que se disfrutarán en Donostia. Además del mencionado ‘El botón de Nácar’ de Patricio Guzmán, que viene apoyado de premios en la Berlinale pasada y habla en tono poético de la situación de Chile, del cosmos y de la condición humana, en la sección paralela Zabaltegi se verá también el prometedor ‘Un día vi 10.000 elefantes’, que utiliza la animación para adaptar el libro autobiográfico de Angono Mba sobre una misteriosa expedición a través de la Guinea Española en los años 40 y que cuenta con la colaboración musical del rapero El Chojin; ‘Mi querida España’, en torno a la figura de Jesús Quintero y ‘The Propaganda Game’ que dirige el ganador del Goya Álvaro Longoria y habla sobre las estrategias propagandísticas de la dictadura de Corea del Norte. Este último y atractivo largometraje se estrenará a lo largo del mes de octubre.

image

Como proyección especial, Pere Joan Ventura pondrá el termómetro al ambiente post-15 M en ‘No estamos solos‘, «una historia coral sobre la gente que agita diariamente la vida de las ciudades españolas».

Y por si hay tiempo para más…

Hay otras muchas propuestas más inclasificables dentro de las categorías anteriores pero que nos tienen babeando y con los dientes muy largos en espera de su prémiere. Hablamos, sobre todo, de ‘La novia’, adaptación de las ‘Bodas de sangre’ de Federico García Lorca que ha realizado Paula Ortíz con Inma Cuesta, Álex García, Asier Exteandía y Leticia Dolera, entre otros. La película se presenta en la sección Zabaltegi y, a tenor de sus primeras imágenes, promete ser una de las que mejor luzcan en la gran pantalla. Morimos de ganas de ver esta revisitación de una de las grandes tragedias románticas de la literatura española. Llegará en noviembre.

image

También se proyectará de forma especial ‘Lejos del mar’, el nuevo drama de Imanol Uribe con Elena Anaya en el papel de una víctima de ETA que desarrolla un romance con un terrorista que acaba de salir de la cárcel, mientras que el adelanto nacional de la competición oficial lo completa una de las incógnitas del anuncio: ‘Un dia perfecte per volar’ de Marc Recha, que promete ser un relato cargado de ternura sobre un padre (Sergi López) y un hijo (Roc Recha, hijo del realizador) que comparten cuentos y experiencias a partir del vuelo de una cometa en medio de un paraje inhóspito. Veremos a ver.

image

Completan la programación ‘Isla bonita’, lo nuevo de Fernando Colomo con Menorca como escenario protagonista, y el cortometraje ‘Duellum’ así como el esperado thriller de Dani de la Torre, ‘El desconocido’ que monta a Luis Tosar en un coche que no podrá parar de conducir hasta reunir una gran cantidad de dinero para evitar, así, que la bomba que tiene en su interior estalle por los aires. Coprotagonizan Javier Gutiérrez y Goya Toledo y se estrenará en el Velódromo de Anoeta días antes de su salida a la taquilla comercial el 25 de septiembre.

9+2 joyas del cine ‘indie’ español reciente

Hoy, en El videoclub de BFace Magazine, nos zambullimos de lleno en la zona de «cine español» para rescatar 9+2 joyas del cine independiente nacional del presente lustro. Tarea complicada puesto que, pese a los antiquísimos argumentos a los que muchos tratan de aferrarse para tirar por tierra la producción cinematográfica patria, durante estos últimos años han surgido multitud de nuevas voces y refrescantes movimientos que nos han dejado filmes para todos los paladares y de indudable calidad. En esta lista hemos optado por descubrir algunas cintas, hoy, más o menos perdidas en la memoria del gran público y por ello hemos obviado las absolutamente maravillosas ‘10.000 kilómetros’ de Carlos Marqués-Marcet (que se estrena este viernes en Estados Unidos), la emotiva ‘Loreak’ de Jon Garaño y Jose Mari Goenaga o la indiscutible ‘Magical Girl’, tres de las grandes triunfadoras de la cosecha de 2014. Nueve películas y dos corrientes artísticas que merecen especial atención, para que te refugies del calor con el cine más insólito.

1. ‘Stockholm’ (Rodrigo Sorogoyen, 2013)

image

La noche madrileña es el escenario de una obra absoluta y compleja que se desarrolla como una suerte de turbio ‘Antes del anochecer’. Poco más se puede contar de esta ‘Stockholm’ sin inhibir su intensa ruptura argumental y estilística. El filme rinde con maestría a todos los niveles: Sorogoyen dirige con elegancia y coherencia y, junto a Isabel Peña, firma un guión sorprendente y dinámico. Y por si fuese poco, Aura Garrido y Javier Pereira brillan en su complejo affair romántico. Imperdible.

2. ‘A escondidas’ (Mikel Rueda, 2014)

image

Entre el abrumador nivel del cine español el pasado año, destacó una obra pequeña pero profundamente sincera. En ‘A escondidas’ Mikel Rueda no solo ofrece al espectador una necesaria, delicada y muy precisa mirada sobre la confusión, la búsqueda de la identidad propia y la homosexualidad en la adolescencia sino que también se atreve a jugar con la textura de la imagen y el montaje no lineal para terminar por crear una joya valiosa en su equilibrio entre contenido y continente. Una selección musical estimulante y jóvenes promesas del panorama interpretativo nacional redondean un relato tierno y emotivo.

3. ‘Todas las canciones hablan de mi’ (Jonás Trueba, 2010)

image

La, ahora, omnipresente Bárbara Lennie protagonizó hace cinco años la ópera prima del pequeño de los Trueba. Un largometraje no demasiado bien tratado por la crítica en su momento, pero que se desvela como una cuidada y sugerente translación de la «nouvelle vague» francesa al Madrid del siglo XXI. Una historia valiosa y luminosa de amor y desamor con algunos momentos memorables y una certera reflexión sobre la necesidad de evolucionar y pasar página. Véase también (si se encuentra) el canto de amor al cine que Jonás estrenó dos años después: ‘Los ilusos’.

4. ‘Carmina o revienta’ (Paco León, 2012)

maxresdefault (1)

Con mucho humor, mucha verdad y mucha frescura dio Paco León el salto a la dirección en ese exitoso experimento que es ‘Carmina o revienta’ que luego continúo con la más irregular y apoyada ‘Carmina y amén’. La primera ‘Carmina’ nos descubrió al huracán interpretativo de la madre de los León pero también contaba con una mirada ácida a la situación y la vida en el Sur de España, y la brillante actuación de María León. Un falso documental inteligente e hilarante.

5. ‘Diamond Flash’ (Carlos Vermut, 2012)

image

Aunque ‘Magical Girl’ le llevase directo al olimpo del cine nacional, Carlos Vermut ya había dirigido un laureado y fascinante puzzle fílmico. En ‘Diamond Flash’ observamos una obra (aún) más visceral y críptica que su consecutiva, pero igualmente juguetona e hipnótica: más mujeres luchadoras, traiciones y extorsiones en una historia de superhéroes caídos arrebatadoramente insólita con un sentido del humor muy particular.

6. ‘Extraterrestre’ (Nacho Vigalondo, 2011)

image

Pese a que ‘Los cronocrímenes’ dejó el listón muy alto para el realizador cántabro, ‘Extraterrestre’ mantuvo a Nacho Vigalondo como uno de los cineastas jóvenes más interesantes del «nuevo cine español». Una encantadora Michelle Jenner y los divertidos Juliàn Villagrán y Carlos Areces protagonizan una arriesgada y cargada de ingenio de la ciencia ficción en torno a la comedia romántica con tres personajes muy bien definidos. Más refrescante que un vaso de granizado de limón (o melocotón, más apropiado).

7. ‘Otello’ (Hammudi Al-Rahmoun Font, 2012)

image

Pasó desapercibida en premios y taquilla pero la oscura revisitación catalana del ‘Otello’ de Shakespeare es una demostración de pulso y músculo inaudita para ser una ópera prima. En diversos planos argumentales, Al-Rahmoun Font juega con la realidad y la ficción – y el teatro y el cine – y compone una cinta minimalista y angustiosa cargada de erotismo, tensión y engaños. Entre sus virtudes, un descubrimiento: la bellísima Ann M.Perelló.

8. «Novo cinema galego»

image

Se trata de una de las marcas de calidad más reconocidas recientemente en los festivales internacionales más prestigiosos del mundo. Autores como Oliver Laxe (‘Todos vos sodes capitans’), Lois Patiño (‘Costa da morte’), Xurxo Chirro (‘Vickingland’), Eloy Enciso (‘Arraianos’) o Ángel Santos (‘Las altas presiones’) han explorado las fronteras entre el cine y el videoarte con relatos intimistas y apegados a los entornos más rurales de Galicia. Películas envolventes, casi experiencias audiovisuales, y con un hipnótico halo místico.

9. ‘Todos están muertos’ (Beatriz Sanchís, 2013)

image

Entre la más absoluta lucidez y el ridículo más vacuo se desarrolla una obra, sorprendentemente, muy emotiva y triunfante. ‘Todos están muertos’ habla del duelo y los fantasmas que nos acechan con suma sensibilidad y se desvela como una singularidad muy apreciable, con mucha personalidad, liderada por una hechizante Elena Anaya. Además nos deja uno de los temas más pegadizos del cine español reciente: ¡Viva «Groenlandia»!

10. «#LittleSecretFilm»

image

El polémico movimiento dogmático que poponía dar rienda suelta a la creatividad ajenos a los recursos económicos y en base a la rapidez e improvisación ha dejado algunas piezas realmente interesantes de autores con futuro dentro de la cinematografía patria: Pablo Maqueda y ‘Manic Pixie Dream Girl’ o ‘#RealMovie’ (dignas de un episodio de la serie Black Mirror), Chema García Ibarra y ‘Uranes’ o las premiadas en Málaga ‘Todos tus secretos’ y ‘Todo el mundo lo sabe’. Obras que demuestran que se puede conjugar premisa y ejecución aun faltos de medios y tiempo.

11. ‘Barcelona, nit d’estiu’ (Dani de la Orden, 2013)

image

Y para terminar, uno de esos regalos cinematográficos que aparecen de vez en cuando en el panorama para alegrar a sus espectadores. ‘Barcelona, noche de verano’ es un filme de historias de amor cruzadas cargadas de encanto que transitan desde la homosexualidad al compromiso pasando por la adolescencia y la amistad. Un relato luminoso, con un reparto coral muy sólido (Bárbara Santa-Cruz, Álex Monner, Luis Fernández…), que sirve también de merecida postal a una ciudad tan atrayente como es Barcelona.

¿Y tú? ¿Has visto algunas de nuestras elecciones? ¡Cuéntanos qué te parecen y si echas alguna en falta!

¿Qué espía de cine eres?

Este viernes llega a las salas de cine españolas la nueva película de Paul Feig, ‘Espías’, una comedia con Melissa McCarthy y Jude Law que propone un amalgama de estereotipos del cine de espionaje en clave de humor. En BFace Magazine sabemos que este es uno de los subgéneros que más personajes icónicos ha dejado a la Historia del séptimo arte y que muchos de sus fans han fantaseado con ser uno de esos infalibles (o no) agentes secretos. Por este motivo hemos decidido proponeros el test de personalidad definitivo: ¿serías un buen espía de cine? ¿cuál se asemeja más a ti? ¡Haz nuestro sencillo quiz y descubre si eres más torpe y divertido que Mortadelo o si podrías deslumbrar con tu seriedad y elegancia al mismísimo agente 007! ¡Y no olvides compartir con nosotros y con tus amigos el resultado!

Guía cinéfila para sobrevivir a las Graduaciones

Aunque el refrán se refiere a la primavera, en BFace Magazine estamos seguros de que el verdadero alborotador de hormonas y emociones es el verano. Y como cada año, le recibimos con la impaciencia del que espera un paquete que se retrasa. Ay, el verano… Con él llegan los amores fugaces, los días de playa (¿qué sois de Madrid? Oh, se siente), las fiestas locales, los días largos y las noches – aún más – largas. Pero antes de entrar de lleno en el paraíso anual, muchos tenemos que atravesar el estrés académico: ese último «empujón» que bien lleva el terrorífico nombre de PAU (No, tú no Paulina) o de exámenes finales. Y si superas esta auténtica odisea de, a lo sumo, un par de semanas muy intensas puedes tener la suerte de experimentar uno de esos días que el cine ha idealizado en película sí, y película también: el de la graduación.

Como un servidor está ansioso de que llegue, en poco más de una semana, la suya, dedicamos El Celuloide de hoy a recoger todo lo que el séptimo arte nos ha enseñado sobre este magno evento en el que todo (o casi) parece transmitir felicidad, melancolía y júbilo… ¿De verdad sabes cómo sobrevivir a una graduación?

Mantén cerca a tus amigos…

tumblr_mbwa8ckpb71rn3fpto1_500

… Y bien lejos a tus enemigos

tumblr_mdzoilR8Os1rvuwb0o3_500

Más vale tenerlo en cuenta y no confundir la explosión de alegría, la emoción de la despedida y las buenas caras con acercamientos pacíficos entre personas que no habéis coincidido en nada durante todo el curso. Lo hecho, hecho está, y las personas no cambian de un día para otro… Por muy bonito que parezca. Permanece con aquellas amistades que harán imborrable el recuerdo de tus estudios, con los que disfrutas las fiestas y los cuales nunca te traicionarían… Porque «el hombre es un lobo para el hombre», y aunque tu portes bandera blanca, la venganza puede reservarte una sorpresa en cualquier momento que – ojo – arruine el modelo que has tardado semanas en decidir y que, por si fuese poco, es la causa (lo sabemos) de que en los últimos meses hayas gastado tus tardes en sudar de lo lindo entre las máquinas del gimnasio. Bueno, para eso y para encontrar un acompañante, lo que nos lleva al siguiente punto…


A veces el/la guapo/a no es el/la mejor.

los_mejores_bailes_de_fin_de_curso_ever_9276_620x431

Sí, sabemos que te habías imaginado este día con un baile inolvidable de la mano del chico o la chica ideal de tu clase. Pero, amigos, a veces hay que abandonar esa idea. Dejemos de idealizar la pareja perfecta, pues esa perfección solo podrás marcarla tú mismo y, a veces, la vida te da sorpresas (sorpresas te da la vida). Asegúrate que te sientes cómodo con tu pareja y fíjate menos en los bíceps de él o las curvas de ella. Déjate llevar y no te preocupes si no encuentras a nadie que te acompañe a la fiesta, siempre puedes ir con los que más te conocen (ver punto 1). ¡Reivindiquemos la figura del Pagafantas!


Canta y baila como si no hubiese mañana

Vale, sabemos que esto es España y aquí las cosas no funcionan como al otro lado del charco. Pero no te quedes parado por vergüenza, móntate tu propio ‘High School Musical’ o se el John Travolta/Danny Zucko de ‘Grease’ (o la Rizzo, si lo prefieres). Da igual si lo das todo con la última de Daddy Yankee o eres más de Love of Lesbian: ¡báilalo todo! Los vídeos que resulten pueden darte vergüenza a posteriori, pero nadie te quitará el haber disfrutado sin medida ni ataduras un día irrepetible (para bien o para mal). No te cierres a nada, musicalmente hablando claro.


Ponte (un poco) existencialista

tumblr_m5383ezeaJ1qagutco1_500_large

Nunca está de más cerrar etapas con seguridad. Y si para eso hay que engordar un poco la importancia de el cambio de tercio académico que te toca atravesar, no dudes en ponerte profundo y hacer alusión a tu madurez y a la importancia de estos últimos años. Llorar y hacer llorar – de emoción, no de tristeza ni dolor, burro – siempre son un punto a favor en este tipo de eventos. Ojo, no te pases que luego toca salir de fiesta y no estamos en un funeral. Sí, siéntete infinito.

The Perks of Being a Wallflower quote gif


Despide de la mejor forma a tu rutina y a pasar página. What’s time is it? It’s Summer time!

El cine que levanta ampollas | Censurando, que es gerundio.

[vc_row][vc_column][vc_column_text]La censura era y sigue siendo una herramienta muy fuerte para acallar las bocas de aquellos que tienen algo que contar. La cultura, y por ende el cine, es uno de los sectores que primero se ven afectados por este sistema y por un motivo u otro, muchísimas películas han sido elevadas a la categoría de clásico por las polémicas que en su día crearon con su estreno. Hoy, en El Celuloide, desgranamos algunos de estos motivos y aportamos ejemplos de grandes escándalos que molestaron a distintos sectores activando los mecanismos de censura:


Nadie se libra (o sí) de la Santa Iglesia

Y es que las diversas religiones son uno de los más importantes frentes abiertos que tiene la industria cinematográfica a la hora de medir y valorar los contenidos más sensibles que incluyen en sus largometrajes. No obstante, el poder dogmático de algunas creencias es muy fuerte en muchos países confesionales y la más mínima tergiversación de alguna de sus guías o principios puede suponer la censura total en importantes territorios para la taquilla por no hablar de la existencia de numerosos movimientos conservadores que boicotean estas obras si finalmente pasan el tamiz de la calificación y llegan a estrenarse en salas. Ay, que Dios nos pille confesados.

[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row][vc_row][vc_column][vc_gallery type=»nivo» interval=»0″ onclick=»link_image» custom_links_target=»_self» img_size=»835×532″ images=»37996,37997,37998,37999,38001″][vc_column_text]
[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row][vc_row][vc_column][vc_column_text]


¡Ultraviolencia!

Muchos largometrajes han causado un impacto enorme en la sociedad por su tratamiento de la violencia a lo largo de la historia y aunque actualmente vivimos en un mundo acostumbrado a ver (tanto en la cruda realidad de los Informativos televisivos, como en la ficción más fantasiosa) escenas de gran contenido violento, muchos siguen abriendo brechas y creando debates en la sociedad por este motivo. Prohibiciones, denuncias, montajes impuestos e incluso grandes manifestaciones sociales también han intentado reducir el poder que – según los más críticos en este aspecto – tiene el cine para influir en la población, en este caso, negativamente.

[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row][vc_row][vc_column][vc_gallery type=»nivo» interval=»0″ onclick=»link_image» custom_links_target=»_self» img_size=»835×532″ images=»38002,38003,38005,38004,38006″][vc_column_text]
[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row][vc_row][vc_column][vc_column_text]


Todo lo que Usted siempre quiso saber sobre el sexo, pero nunca se atrevió a preguntar

Guardando habitualmente una estrecha relación con los dos grupos anteriores, las relaciones sexuales no siempre han sentado bien cuando se plasman en la gran pantalla. De hecho, bien porque son acusadas de banales e idealizadas o bien por la dureza en la que estas se llevan al último límite ético, muchas de ellas han levantado ampollas entre la cinefilia (y lo que no es cinefilia) y hoy en día siguen teniendo el aura provocador de fantasía secreta mal vista más allá de la intimidad de nuestro hogar.

Pero no solo eso, en este caso y con aún más importancia, el cine que trasladaba a la pantalla distintas condiciones sexuales ha sufrido la censura y denuncia de distintos colectivos ultra conservadores que lo tachan de perjudicial para la infancia e incluso anti-natura. Desde BFaceMag apostamos, siempre, por la igualdad y la diversidad en cualquier ámbito, desde el respeto.

[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row][vc_row][vc_column][vc_gallery type=»nivo» interval=»0″ onclick=»link_image» custom_links_target=»_self» img_size=»835×532″ images=»38011,38009,38008,38007,38010″][vc_column_text]
[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row][vc_row][vc_column][vc_column_text]


“Con ustedes, el Presidente…”

La política es otro ámbito dentro de los círculos poderosos de nuestra sociedad que se ha visto empañada y duramente criticada en numerosas cintas. En relación con este tema, el séptimo arte nunca se ha cortado en (dependiendo de cual es el director, cual la nacionalidad, cual el productor y cuales son los objetivos comerciales) azotar con fuerza a bandos políticos contrarios, y destapar conflictos escondidos y polémicas que los Estados buscaban a toda costa ocultar. De esta forma, además de la tradicional censura en ciertos países donde hay derechos sociales más débilmente reconocidos, son famosas las grandes campañas de desprestigio que algunos gobiernos occidentales han lanzado – en la mayor parte de las ocasiones, de forma sibilina – contra estos incómodos filmes incluso apartando algunos de ellos de la carrera por el prestigio de los premios.

[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row][vc_row][vc_column][vc_gallery type=»nivo» interval=»0″ onclick=»link_image» custom_links_target=»_self» img_size=»835×532″ images=»38012,38013″][vc_column_text]
[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row]

6 personajes cinéfilos para representarnos en Eurovisión

A menos de dos semanas de la gala final de Eurovisión y con el fin de buscar el porvenir español en el festival y zanjar las polémicas sobre el decepcionante «Amanecer» de Edurne, en El Celuloide hemos indagado en los archivos del cine español para encontrar los representantes en el certamen ideales a tenor de varios prototipos que aseguran el éxito. ¿Los requisitos? Carisma, emoción u originalidad.

Y nuestros doce puntos van para…

El trío emotivo:

En la pasada gala de los Premios Goya destacó entre sus tediosos doscientos minutos de duración el número inicial que emulaba aquel mega-mix de ‘Los miserables’ en los Oscars 2013 para llenar el escenario de estrellas del cine patrio al son de una canción mítica del Dúo Dinámico: «Resistiré». La elección estaba influenciada por muchos factores, pero sin duda el primordial fue el momento que Loles León, Antonio Banderas y Victoria Abril protagonizan en ‘Átame’, que asegura que serían unos representantes suficientemente emotivos como para ganarse el corazón de toda Europa.


La boyband:

Olvídense de D’Nash y su «I love you mi vida» (ih eh oh), los chicos de ‘Primos’ nos demostraron en el filme de Sánchez Arévalo que podían darlo todo cantando en inglés. Al son de los Backstreet Boys, Quim Gutiérrez, Raúl Arévalo y Adrián Lastra se convirtieron en los reyes de la verbena de Comillas… ¿Por qué no van a poder llegar a convertirse en los Reyes del escenario eurovisivo? Güayomini… ¡12 points!


El folklore español:

Si queremos, por el contrario, trasladar a los ciudadanos de todo el continente las claves más reconocidas de la cultura musical española, tenemos la clave: la Raimunda de Penélope Cruz en ‘Volver’ – con la voz de Estrella Morente – es ya un icono dentro de nuestro cine que haría olvidar el fracaso de Dolores Amaya (Ay quién maneja tú barca, Dolores… ¡Quién!). Y si nuestra actriz más internacional no es suficiente para llenar todo el escenario, cosa que nos extraña, el cada vez más consolidado rostro de Maria León, quien se arrancó por flamenco en la fiesta de ‘Carmina o revienta’ y nos regaló junto a Inma Cuesta la preciosa nana de ‘La voz dormida’, sería una opción perfecta para acompañarla… ¡Y si se trae a toda su familia, mejor! Espíritu cañí.


Para Eurojunior:

La lista de niños y niñas prodigios que podrían revalidar el éxito de Maria Isabel en la edición pre-teenager del programa, si España decide volver a presentarse, es larga y consistente… Siempre y cuando el Ministerio del Tiempo nos permitiese hacer alguna trampa. De Joselito a Marisol, quien con su «Tom, Tom, Tómbola» contagiaría alegría y vitalidad hasta a los más tristes nórdicos… ¡Ups! ¿Quién ha dicho eso?


Los vistosos:

Si creéis que el referente a seguir son los diabólicos monstruos finlandeses del hard rock Lordi que ganaron en 2006, no os preocupéis, el cine español tiene la solución… Cambiando el metal por la versatilidad (esto no lo digo yo, lo dice Wikipedia) del eterno galán de la canción española, Raphael. Los macabros payasos de la ‘Balada triste de trompeta’ de Álex de la Iglesia sirven tanto para causar pánico entre los espectadores de una actuación del Circo de los Horrores, como para llamar la atención en todas las puntas de Europa.


La nueva Conchita Wurst:

Aunque los españoles tenemos que estar acostumbrados al fracaso cuando intentamos aprovechar el rebufo internacional de un éxito extranjero (en el cine, véase recientemente la propuesta para el Oscar de ‘Blancanieves’ tras el triunfo de ‘The Artist’), dicen que el hombre es el único animal que tropieza dos veces con la misma piedra… No desesperemos, puesto que la cinematografía patria tampoco está falta de personajes que sirvan de buena representación vocal y, al mismo tiempo, se conviertan en iconos queer. Nosotros nos quedamos con el Miguel Bosé que interpretó «Un año de amor» en Tacones lejanos.


Y si estos candidatos al festival de la canción europea no causan unanimidad fuera de nuestro país, siempre podremos recurrir al cine de Berlanga y a la voz de Lolita Sevilla y decir aquello de… ¡Americanos, os recibimos con alegría!

Fight Club | Yon González V.S. Quim Gutiérrez

Son jóvenes, exitosos y atractivos. Y, para colmo, también tienen un incuestionable talento. Si en el anterior Fight Club enfrentabamos dos de las grandes estrellas-promesa de Hollywood, esta ocasión nos quedamos dentro de nuestras fronteras para intentar contestar una pregunta de difícil resolución: ¿Yon González o Quim Gutiérrez? Dos valores ya asentados en la industria del audiovisual español, cine y televisión, que pueden encontrar en este 2015 su gran año. El primero, éxito arrollador en la serie ‘Bajo sospecha’ y el filme ‘Perdiendo el norte’ y, el segundo acaba de estrenar la comedia romántica hispano-argentina ‘Sexo fácil, películas tristes’ y espera con los brazos abiertos su ‘Anacleto’: ¿Quién da más? Hoy, en El Celuloide, duelo de galanes patrios.

Yon González, por él perderás el norte.

Nacido en Vergara, localidad guipuzcoana, un veinte de mayo de 1986, Yon González – cuyo hermano es el también actor Aitor Luna (‘Alatriste’) – basó en sus inicios en el mundo interpretativo en labrarse una sólida carrera televisiva. Y acertó. Desde su primer papel en la serie adolescente diaria de La Sexta ‘Sin Miedo a Soñar (SMS)’, en la que interpretaba al púber de dieciséis años Andrés rodeado de otros muchos miembros de la cantera del cine español (Amaia Salamanca, Maria Cotiello, Mario Casas, María León…) con los que, ahora, comparte un amplio bagaje en la pequeña pantalla y hordas de fans, se convirtió en uno de los rostros más prometedores y destacados a nivel mediático del relevo generacional. Tras dos temporadas de la serie emitida entre 2006 y 2007, saltó a Antena 3 protagonizando uno de los fenómenos recientes de la cadena del Grupo Planeta ‘El internado’, junto a otros jóvenes ultra-reconocidos en la actualidad como Blanca Suárez, Martiño Rivas o Ana de Armas.

image

Tras estos dos primeros vehículos de lanzamiento, González protagonizó ‘Gran hotel’, respuesta nacional al elegante ‘Downton Abbey’ británica, en la que volvía a coincidir con Amaia Salamanca. La serie es, cuatro años después de su desenlace, uno de los productos españoles que mejor han funcionado en lo que a exportaciones respecta. Su papel en ‘Gran reserva’, que emitió en 2011 la cadena pública, y más recientemente en la exitosa ‘Bajo sospecha’, que tiene en desarrollo una segunda temporada en Antena 3, le confirman como uno de los valores seguros del mercado televisivo en nuestro país pero… ¿y el cine?

Es cierto que su carrera cinematográfica no es precisamente extensa pero sus dos grandes papeles principales en la gran pantalla tienen suficiente miga como para mencionarlos: el primero, como el jovencísimo amigo de Mario Casas en el polémico «guilty pleasure» ‘Mentiras y gordas’ que dejaba algún momento de especial deleite para los fans del actor vasco y, en segundo lugar, ‘Perdiendo el norte’, la comedia de Nacho G. Velilla y Atresmedia Cine que está consiguiendo unos resultados notables las últimas semanas en la taquilla española y que coprotagoniza con Blanca Suárez. También ha aparecido en otros estrenos comercialmente «potentes» como ‘Torrent 4: Lethal crisis» o ‘El club de los incomprendidos’, pero en roles mucho menos sustanciales que los anteriormente citados, y en la autoral ‘Rabia’ del ecuatoriano Sebastián Cordero (‘Europa One’).

image

Sus próximos proyectos se limitan a la segunda temporada de la serie de intriga ‘Bajo sospecha’, la adaptación televisiva de ‘Perdiendo el norte’ y el estreno del thriller cibernético ‘Matar el tiempo’, que ha sido recibido tibiamente en el pasado Festival de Málaga, en el que comparte pantalla con su hermano Aitor.


Quim Gutiérrez, el primo de sonrisa (im)perfecta.

De seis años más que su oponente – nació el 27 de marzo de 1981 en la ciudad condal de Barcelona – es uno de esos intérpretes que parecen ‘omnipresentes’ en las grandes producciones del cine español año tras año. Al contrario que González, su carrera siempre ha estado más enfocada al ámbito del séptimo arte aunque su inicio fue con solo trece años en la serie ‘Los mejores años (Poblenou)’ producida por TV3 de Catalunya y emitida por Antena 3 a nivel nacional. Estudiante de Humanidades, participó durante cinco temporadas en la serie catalana ‘El cor de la ciutat’, hasta 2005, y al año siguiente saltó de la mano de Daniel Sánchez Arévalo y Marta Etura al terreno cinematográfico. Su papel en ‘Azuloscurocasinegro’ nos descubrió un intérprete ya fundamental en el panorama nacional y por su papel recibió desde el premio Goya a mejor actor revelación hasta el Premio Sant Jordi a mejor actor español del año. Desde ese momento, los acontecimientos (o más bien las películas) se desencadenaron: En 2008 protagonizó ‘Sangre de mayo’ y en 2010 y 2011, respectivamente, el musical ‘Una hora más en canarias’ y la producción latinoamericana ‘La cara oculta’, codeándose con intépretes como Miren Ibarguiren o Clara Lago.

image

En ese mismo año volvió a trabajar con Sánchez-Arévalo tras un descanso del binomio en ‘Gordos’. ‘Primos’ fue la lanzadera definitiva del actor que demostró dotes indudables para la comedia bordando un papel agridulce en el estupendo filme del realizador madrileño. En esa línea transcurrió su rol en la siguiente obra de Arévalo, ‘La gran familia española’ y también explotando el terreno cómico, participó en los filmes ‘¿Quién mató a Bambi?’ (interpretando al novio de Úrsula Corberó) y ‘Tres bodas de más’ como la hilarante pareja del personaje de Inma Cuesta. Entre ellos, un drama de José Luis Cuerda (el retrato del narcotráfico en la Galicia de los ochenta ‘Todo es silencio’) y un thriller distópico: ‘Los últimos días’, ópera prima en la dirección de los Hermanos Pastor, que suponía un cambio de registro que compartió con José Coronado.

Paralelamente continuó con breves apariciones en la televisión en series como ‘Génesis’ (emitida por Cuatro) o la italiana ‘Virginia, la monaca di Monza’ y dio el salto internacional siendo uno de los galanes de la adaptación francesa del best-seller ‘Los ojos amarillos de los cocodrilos’, en la que compartía pantalla con Emmanuelle Béart.

image

Su proyecto más reciente es ‘Sexo fácil, películas tristes’, el filme hispanoargentino de Alejo Flah presentado en Málaga y estrenado el pasado viernes en salas, y tiene pendientes de estreno ‘Anacleto, agente secreto’, una de las grandes esperanzas de la taquilla española de la segunda mitad de año (llega en septiembre), y un proyecto internacional con sabor español: el nuevo filme de Jim Loach, hijo de Ken, que habla de una gran familia de emigrantes españoles y cuenta con abultado y reconocido reparto nacional (De la Torre, Paz Vega, Carmen Maura…).


 

Diez princesas para el pueblo cinéfilo

Aprovechando el auge de las re-visitaciones de los clásicos de princesas ‘made in Disney’, con la nueva Cenicienta como más actual exponente y el éxito (con secuela confirmada) de Frozen como indiscutible referente, en BFace Magazine nos hemos propuesto encontrar nuestras nueve princesas cinematográficas preferidas. Sin embargo, hemos decidido voltear el significado de princesa para huir de las elegantes jóvenes portadoras de brillantes y lujosas tiaras o coronas y, en un espontáneo homenaje a Belén Esteban a pocas horas de la final GHVIP, reunir las que consideramos – por un motivo u otro – las «princesas del pueblo cinéfilo». Divertidas, solidarias, cercanas, valientes, atractivas, glamurosas (cada una a su manera) e icónicas; así­ son nuestras elegidas:


La más sufridora

La Jeanette ‘Jasmine’ Francis de Cate Blanchett

Es princesa porque… la interpretación de una dama del cine (y ahora madrastra de cuento en la adaptación de Cenicienta que mañana llega a salas españolas) como Blanchett de un personaje escrito por un Woody Allen en estado de gracia es suficiente para que ocupe esta plaza por méritos propios. Jasmine es una pija encantadora que, de pronto, se da de bruces con la ‘desagradable’ realidad de la clase media y tiene que adaptarse a un mundo exento de lujos con la ayuda de su hermana y no pocos ansiolí­ticos y antidepresivos. Inevitable no encariñarse de un personaje, inicialmente, odioso.

Su prí­ncipe: No, Alec Bladwin la hundió en la ruina. Mejor nos quedamos con el tí­o Oscar, que no da problemas y sí­ alegrí­as.


La más icónica

La Vivian Ward de Julia Roberts

Es princesa porque… es inevitablemente un icono de la cultura pop y de las comedias románticas. Poco más hay que decir de un personaje que reafirmó el estatus de Roberts como «la novia de América» y que vive el proceso inverso al de Jasmine/Blanchett. Pero ya lo decí­a Candela Peña en la pelí­cula de León de Aranoa«no somos putas, somos princesas».

Su prí­ncipe: Richard Gere; la pareja es, sin duda, de cine.


La más sanguinaria

La Clara de Leticia Dolera

Es princesa porque… en la tercera parte Génesis – de la saga zombie nacional ‘[REC·]’ nos enamoró y volvió locos esa Dolera desfasadí­sima, luchadora, asesina y valiente dispuesta a arremeter contra las  hordas de «no-muertos» que haga falta, motosierra en mano, para salvar el dí­a de su boda. El momento Gavilán o paloma con un vestido de novia ensangrentado en el túnel de alcantarillas es el súmmum del ideal de vida «antes muerta que sencilla». Nuestra princesa cañí­.

Su prí­ncipe: el gavilán (o paloma), Diego Martí­n que da la talla como novio en busca de su amada. Qué bonita historia de amor creó Paco Plaza.


La más revolucionaria

La Katniss Everdeen de Jennifer Lawrence

Es princesa porque… admitámoslo, J-Law es, no una princesa, sino una reina de nuestro tiempo. Joven, divertida, guapa, desenfadada y con un Oscar y otras tantas nominaciones en su haber. En Los Juegos del Hambre consiguió lo que para otras y otros fue imposible: dignificar el papel de la intéprete en la piel de una heroí­na de acción salida de una saga superventas para adolescentes y otorgar profundidad y cantidad de matices al mismo; además de, claro, hacer saltar las taquillas de todo el mundo… ¡Y cómo disfrutamos con ella!

Su prí­ncipe: Josh Hutcherson, el Peeta cinematográficoy Liam Hemsworth, Gale. Para una mujer así­, pocos son los prí­ncipes.


Las más libres

Thelma (Geena Davis) y Louis (Susan Sarandon)

Son princesas porque… el filme de Ridley Scott es un auténtico estandarte feminista y sus dos protagonistas son inolvidables representaciones de la fuerza, la ferocidad y la libertad en la mujer. El viaje en coche por la América profunda huyendo y combatiendo el lado más bajuno de la masculinidad y huyendo de la justicia las hace notables portadoras de nuestro tí­tulo Real. Y ese final no se borra fácilmente de la retina; quizás más que princesas, sean diosas.

Sus prí­ncipes: No. Thelma y Louis no los necesitan.


La más rubia

La Elle Woods de Reese Whiterspoon

Es princesa porque… Una rubia muy legal, aunque algunos no se atrevan a reconocerlo, es otra pelí­cula clave de la cultura pop y la comedia americana del s.XXI, y el personaje de Whiterspoon otro icono feminista que lucha por despojarse de los prejuicios de la sociedad hacia ella para alcanzar sus propósitos. Y los alcanza, vaya que si los alcanza: pero siempre con encanto y una sonrisa.

Su prí­ncipe: aunque al principio no lo parezca, Luke Wilson.


La más musical

La Sandy Olson de Olivia Newton-John

Es princesa porque… es inevitable no incluir una princesa ‘cantarina’ en nuestra lista. En GreaseSandy lo tiene todo para ser la apropiada: su carácter evoluciona a lo largo de la cinta desde una apariencia dulce e inocente hasta el mí­tico «You’re the One that I Want» en el sorprende a todos pisando fuerte y llevándose por delante al Danny de Travolta y las lí­deres del instituto (The Pink Ladies).

Su prí­ncipe: «It’s automatic! It’s systematic! It’s hydromatic!» Claro, Danny «John Travolta» Zukko.


La más buena-mala

La Cady de Lindsay Lohan

Es princesa porque… a su manera, Lindsay Lohan deberí­a ser nombrada la princesa ‘trash’ oficial de Hollywood. Sus inicios prometedores e inocentes en Tú a Londres y yo a California contrastan con su presente oscuro: Chicas malas se encuentra en su etapa intermedia y combina a la perfección ambos caracteres en una de las comedias más lúcidas sobre institutos. Hilarante. Su personaje tiene que hacer frente a brujas villanas de manual para conquistar a sus súbditos pre-universitarios y a su principe.

Su prí­ncipe: Jonathan Bennett.


Las más ‘indies’

‘Las ví­rgenes suicidas’ de Kirsten Dunst & co.

Es princesa porque… casi todos los personajes femeninos que lideran las pelí­culas de Sofia Coppola son auténticas princesas en su concepción más clásica: vací­o en un mundo de lujos. La Elle Fanning de Somewhere, la Emma Watson de The Bling Ring o la propia Dunst en Marí­a Antonieta (en este caso de forma más literal) responden a este canon con facilidad. Sin embargo, nosotros nos quedamos con las chicas «suicidas» de su ópera prima: su encanto, su melancolí­a, su misterio… nos encandilan.

Su prí­ncipe: muchos quieren llegar con ellas al trono, pero cuidado con tantearlo de verdad.


¡Vota! ¿Cuál es tu favorita? ¿Echas alguna en falta? ¡Deja tus sugerencias en comentarios!

[socialpoll id=»2260837″]

Fight Club | Owen Wilson vs Ben Stiller

La palabra ‘bromance’ (dí­cese de dos hombres con una relación que trasciende más allá de la simple amistad pero que no quiere tener nada que ver con atracción sexual) ha adquirido en los últimos meses una gran trascendencia. En boca de todos, de una manera u otra, han estado o estarán los inseparables binomios entre, por ejemplo, Channing Tatum y Jonah Hill (la saga ‘Infiltrados en…’); James Franco y Seth Rogen (en algunas comedias como ‘The Interview’ o ‘This is the End’) o los archiconocidos y ganadores del Oscar, Ben Affleck y Matt Damon, mencionados hasta por Neil Patrick Harris en el número musical inicial de la última edición de los Oscars. Hoy en nuestro Fight Club, por mucho que nos cueste, enfrentamos a uno de nuestros ‘bromances’ preferidos: el que conforman la hilarante pareja entre Owen Wilson y Ben Stiller, ahora en boca de todos por haber cerrado el desfile de moda de Valentino dentro del rodaje de ‘Zoolander 2’… ¿Quién saldrá victorioso?

[Tweet «En un lado del ring, el rubio que querí­a ser Tenenbaum, desde Texas… Owen Wilson.»]

Con una vida compleja en la cual se incluye un mediático intento de suicido en pleno rodaje de ‘Tropic Thunder: Una guerra muy perra’, Wilson cuenta con una nominación al Oscar como guionista por ‘Los Tenenbaums’ de Wes Anderson, en la que también interpretaba un icónico papel secundario, y una al Globo de Oro por su papel en la laureada comedia de Woody Allen ‘Medianoche en Paris’, un paseo entre épocas por la ciudad de la luz que valió al actor de 46 años algunas de sus mejores crí­ticas. En su filmografí­a destacan de igual forma otras obras «Andersonianas» como ‘El gran hotel Budapest’ (con un breve pero divertido cameo), ‘Life Aquatic’ o ‘Viaje a Darjeeling’ así­ como taquilleras sagas como ‘Noche en el museo’ y ‘Los padres de…’. Y para engrosar su currí­culum, además de con Allen y Anderson ha trabajado para nombres como Paul Thomas Anderson (cuyo ‘Puro Vicio’ llega este viernes a salas) o los hermanos Farrelly, en la divertida ‘Carta blanca’.

Las comedias ‘De boda en boda’, ‘Tú, yo y ahora Dupree’ o la canina y lacrimógena (sí­, admite que tú también lloraste) ‘Una pareja de Tres’ son otras de las perlas de su filmografí­a. Y por si su faceta como actor, guionista y productor te parecen motivos insuficientes para declarar su victoria, ahí­ va otro radicalmente convincente: ha hecho sus pinitos como doblador en la también perruna ‘Marmaduke’, en la cinta de ‘stop-motion’ ‘Fantástico Sr.Fox’ y es Rayo McQueen en la saga ‘Cars’ (pelí­culas, cortos, videojuegos…).

Wilson ha compartido pantalla en varias ocasiones no solo con Stiller sino también con Robert De Niro, Vince Vaughn o Jason Schwartzman y sus parejas femeninas en la ficción van desde Rachel McAdams hasta Jennifer Aniston pasando por Kate Hudson con quien también mantuvo una relación amorosa real de 2007 a 2009. Precisamente en la vida real también ha estado con la cantante Sheryl Crow y con su entrenadora personal, Caroline Lindqvist.

¿Y cómo ve el futuro Owen Wilson? Incierto. Probablemente continúe siendo uno de los estandarte «recurso» de la comedia americana pero sus proyectos no son de lo más atractivos: por un lado el thriller de acción ‘No escape’, del director de ‘La trampa del mal’ (aquella de un ascensor diabólico con guión de Shyamalan) o ‘Quarantine’ (el remake yankee de nuestra ‘Rec’), y por otro – con mucha mejor pinta – lo nuevo del realizador de ‘Napoleon Dynamite’ con Kristen Wiig y Zach Galifianakis, una comedia criminal llamada ‘Masterminds’. Además, claro, de ‘Zoolander 2’.

[Tweet «En el otro lado del ring, el «Focker», el «Tenenbaum», el que nos fulmina con una mirada… Ben Stiller.»]

Tres años le saca Stiller a su amigo Wilson con el que comparte cartel en ‘Zoolander’, ‘Starsky & Hutch’, ‘Los Tenenbaums’, ‘Doble vida’, ‘Los padres de ella’, ‘Noche en el museo’… Es decir, en la mayorí­a de sus más reconocidos papeles. Sin lugar a dudas, Stiller es uno de los rostros más conocidos del cine cómico estadounidense y su extensí­sima filmografí­a le avala. No solo los tí­tulos mencionados anteriormente sino otros muchos como ‘Y entonces llegó ella…’ (mí­tica comedia romántica en la que compartí­a pantalla con Jennifer Aniston, ergo, otro punto de unión con su compañero) o ‘Algo pasa con Mary’ (Uy, de los hermanos Farrelly). Papeles icónicos que lo han convertido en un rostro fácilmente reconocible.

Como ya habréis observado, si hiciésemos un test de compatibilidad a Wilson y Stiller, romperí­amos el termómetro medidor. Pues para refutar aún más intensamente esta tesis allá van unos datos: Stiller también es guionista y productor y ha realizado labores de doblador en otra importante y comerialmente muy exitosa saga animada, es el león Alex en ‘Madagascar’ de Dreamworks. Sin embargo, y como importantes diferencias, Stiller no ha optado nunca al Oscar – pese algún descarado intento ejem… ‘Walter Mitty’… ejem – (aunque sí­ a un Independent Spirit por ‘Greenberg’) y su faceta tras las cámaras es aún más amplia pues ha dirigido tres largometrajes: ‘Tropic Thunder’, ‘Zoolander’ y la mencionada ‘Walter Mitty’, con grandes resultados en los dos primeros casos.

Stiller ha trabajado con directores como Wes Anderson o los Farrelly, y con Noah Baumbach bajo cuya batuta estrenará esta primavera la muy aplaudida en Toronto ‘Mientras seamos jóvenes’, en el que comparte pantalla con Naomi Watts. Cameron Diaz, Gwyneth Paltrow o Eddie Murphy también han participado en proyectos junto a él aunque la actriz Christine Taylor es su mujer en la vida real desde el año 2000.

Por último, destacable también su experiencia en televisión, con tres nominaciones a los Emmy y la participación en series como ‘Curb your enthusiasm’, ‘Extras’, ‘Arrested Development’, ‘Burning Love’, ‘Padre de familia’ o la británica ‘The Trip’.


CONCLUSIí“N:

Wilson y Stiller son prácticamente un ente indivisible: alternancia de directores y compañeros de escena, diez pelí­culas juntos y una amistad (o ‘bromance’, como prefieras) indestructible. Pero… mójate. ¿Con cuál te quedas? Vota en nuestra encuesta. ¿Cuál es tu personaje preferido de ambos? ¡Cuéntanoslo en comentarios!

[socialpoll id=»2257755″]

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies