‘Evita’, un musical a medio gas

Anoche, asistimos al estreno de ‘Evita, el musical’, el regreso a los escenarios, treinta y cinco años después en nuestro país, de una de las obras más importantes de la historia. Sin diálogos, cantada en su totalidad, nos cuenta la vida de Eva Perón, una mujer que hizo todo por llegar al poder y acabó siendo una de las personas más importantes para Argentina durante el mandato de su marido, Juan Perón, presidente del país.

Si ves el musical de nuevas, sin tener mucha idea sobre quién era ella o qué hizo, puede que te sorprenda la crudeza con la que tratan a su persona: iba pensando que sería una obra ensalzando su obra y gracia, y nada más lejos de la realidad. A Evita la tildan de prostituta para arriba, criticándola por acostarse con unos y otros para conseguir todo lo que quiso; además, una vez en el poder, tampoco nos queda claro si lo que hizo por Argentina fue el bien o el mal, algo que ya en sus primeras representaciones en los setenta provocó fuertes críticas por parte de los partidarios peronistas.

La producción que se encuentra actualmente en Madrid se estrenó con gran éxito en Canarias y ahora llega aquí siguiendo la estela de ‘Priscilla’ o ‘Sister Act’, lo que quizá haga que palidezca un poco ante lo virtuoso de sus predecesoras. ‘Evita’ es mucho más minimalista de lo que cabría esperar: el fondo del escenario cambia demasiado poco, sólo hay un momento que te deja realmente con la boca abierta y el tamaño de la pantallita que muestra imágenes es algo pequeño.

vertic_880_0-1Pese a todo, disfrutar del trío protagonista hace que se te olvide lo demás: impresionante Inma Mira, con una voz que llega hasta cada rincón del teatro; tremendo como siempre Ignasi Vidal, y muy, muy sorprendente Jadel, maravilloso como el Ché, derrochando voz y comiéndose el escenario.

Después de haber visto otras producciones que han llegado recientemente a Madrid, en ‘Evita’ nos faltó algo de rodaje: hubo momentos en que no se entendía demasiado bien la letra de las canciones (sobre todo, en las rápidas) y había una ligera sensación de que los bailarines se despistaban en algunas ocasiones y no hacían los pasos al mismo tempo.

En definitiva, ‘Evita’ no es el mejor musical que ha pisado la capital pero tiene un trío protagonista entregadísimo, con unas voces extraordinarias, y cuenta con algunas canciones y números bastante reseñables. Os recordamos que se encuentra en el Nuevo Teatro Alcalá hasta el 23 de octubre.

Jonathan Espino
Jonathan Espino

cine@bfacemag.es

Volé en el Oceanic 815, bailé con Billy Elliot y me enamoré de Satine en el Moulin Rouge. Ahora, comparto despacho con Alicia Florrick y canto en las barricadas en mis ratos libres.

No hay comentarios

Deja tu comentario :)

¡Tranquilo! Tu email no se publicará ;)

Utiliza atributos HTML y tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR