Lo que te escribí después del Jäger

Abres lo ojos como lo hizo el Dr. Shepard en el primer capítulo de Lost. Después de lo que bebiste anoche podrías estar en cualquier isla y haber formado una familia pero por suerte estás en casa, en la tuya.

Estoy segura de que la primera persona que dijo Me cago en la puta fue porque se despertó con resaca en casa de otro ser. The perezest ever.

Domingos de resaca

Si el caso es que la teoría te la sabes; sí, te la sabes pasar por el forro. Cuántas veces has comprobado en tus carnes lo que pasa cuando mezclas churros con merinas. Ni recuerdas ya los domingos de temblores de la muerte que llevas a tus espaldas, pero aún así, es sonar La Gozadera y antes de que Miami te lo confirme estás con tus amigos y algún desconocido en la barra bebiendo un chupito de Jäger. Y has pagado tú.

Domingos de resaca

Secuelas físicas aparte, hay todavía más motivos para sentirnos víctimas de este licor que embelesa. Es una lástima que tu móvil no haya aprendido a hacer la cochinilla cuando bebes porque de repente te crees Gongorino y sientes esa necesidad de mandar literatura a los contactos más tabú de tu Whatsapp.

Domingo de resaca

Y ahí estás tú, mareando un plato de pasta en el sofá, dudando entre seguir comiendo o reunirte con tu amigo Roca, mientras revisas todos los microrrelatos que escribiste anoche y los audios que grabaste que bien podrían pasar por los sonidos que emiten dos abejonejos manteniendo relaciones. Y te odias a ti mismo. Y a las cosas en general.

Domingos de resaca

Sí, eso lo has escrito tú

 

El doble check azul te apuñala nada más despertarte. Es real life. Vamos a ver quiénes han sido los afortunados que han recibido tu superconsejito de la noche, en grado ascendente de gravedad.

1. Mamá

Empezaste tú grabándole un audio pero lo terminaron tus amigos, que son capaces de inventarse una canción con su nombre.

2. La persona con la que habías quedado al día siguiente

Mañana voy a estar malo.

Hay un audio de 1 hora después con la canción que sabes que le gusta pero sólo se te escucha a ti cantando como un gorrino.

3. Tu compañera de piso

¿Me robas comida?

4. Tu novio

No sabía yo que en las despedidas de soltero no te dejaran usar el móvil para llamar a tu novia.

A partir de aquí hay pullas de 15 en 15 minutos con pinceladas de quasi-insulto hasta que terminas por abrir el cajón de la mierda. Es maravilloso asistir a la progresión de la ira.

5. Tu fisioterapeuta

No sé por qué te estoy escribiendoooo. A mi amiga le gustas.

6. Uno de Blablacar

Cobrar 20 euros de Jaén a Madrid tiene cárcel. Y encima me dejaste en Opañel.

7. Esa amiga con la que no te hablas

Ha sonado Azúcar Moreno y me he acordado de ti. Te echo de menos aunque fuiste un poco puta.

8. Tu jefe

Paco, se sabe algo de lo míoooooo????

9. Tu ex

¿Has salido?

Y entonces le cuentas que te has enfadado con tu novio.

A ver si echamos un café un día.

Llega el resquemor.

Me han dicho que estás con Sara. Menos mal que no la podías ni ver. Bien que me la ponías verde.

Y así hasta la dignidad cero.

¿Por qué no vemos el peligro? ¿Por qué nos parece todo buena idea? Lo mejor es que no intentes enmendarlo, ya retomarás las conversaciones el próximo sábado.   

Marí­a Pulgar
Marí­a Pulgar

Redactora

Engordo la tele, las redes sociales, las webs y a mi misma de octubre a marzo. Producción de contenidos y de cosas que te dan ganas de llevarte a tu casa.

4 Comentarios

Deja tu comentario :)

¡Tranquilo! Tu email no se publicará ;)

Utiliza atributos HTML y tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR