Afterwork canalla en ‘Punk Bach’ con ‘The Glenrothes’

Lo pasamos taaaaan bien en el afterwork que organizó The Glenrothes… ¡¡Que nos moríamos de ganas por contároslo!!

Parecía un miércoles cualquiera, yo salía un tanto cabreada después de una mañana perdida en Hacienda presentando unos documentos (menuda novedad para nosotros, los autónomos)… El sol ya asomaba y había ganas de terraza y cervecita. Así que, antes de continuar nuestros quehaceres, allí que nos dispusimos a comer a la luz del Lorenzo un buen bocata de albóndigas en un sitio nuevo y apetecible en el barrio, Skateballs (C/Dulcinea, 1). No preocuparse, os hablaré de él muy pronto.

11011002_932787766783258_172228006260886269_n

Skateballs combina 3 must: cerveza MAHOU, decoración rollo SKATE y unas BALLS (albóndigas) muy ricas.  

Por fin llegó la hora. Llegamos a Punk Bach y la primera impresión fue de :

– “WOOOOW!!! Qué pasada de sitio”.

– “Cierra la boca que pareces de Cuenca mirándolo todo con esa cara”.

Y así es como dos nuevas aficionadas a esto del afterwork comenzaron a disfrutar como enanas de la mejor tarde de su semana.

Nos trataron estupendamente. En primer lugar (yo creo que al vernos la cara de impresión ante la exquisita decoración del local, obra de Lázaro Rosa-Violán) nos invitaron a visitar el baño. “Es muy curioso, os va a encantar. Ahora nos decís qué os ha parecido”. bano

Alucinante el “puntito canalla” de los baños unisex de Punk Bach. Según nos contaron, la música del baño es de lo más rompedora: Bach de día y, por la noche, Punk. ¡Genial! Lo que más nos gustó: las fotos de estilo “bondage” y el juego de espejos. ¡¡Daban ganas de quedarse a vivir en esos baños!!

Para comenzar la velada, el Brand Ambassador de ‘The Glenrothes’ y ‘Nº3 London Dry Gin’ nos contó un poco el espíritu de su marca: calidad, perfección y nada mas y nada menos que tres siglos a sus espaldas como aval.

“Cuestión de madurez, no de edad”.

bartender

Ya en un ambiente relajado, Adrian Sehob, el bartender de la brasserie Punk Bach, nos presentó los cocktails que había creado para la ocasión. Probamos dos de los cuatro que había “diseñado”, el primero de wishkey  ‘The Glenrothes’, titulado ‘Rothes Revolution, sabor en altamar’. Nos sorprendió por su frescura, conseguida gracias al aroma de la hierbabuena y la albahaca, el zumo de naranja y limón y el toque de bitter de pimienta de Jamaica. Un cocktail que seguro, segurísimo, triunfará en verano en su terraza. Exótico… Riquísimo. 

image2

Las más guapas de la tarde… ¡Las botellas! Claaaaaro. 

 Tras un picoteo deluxe, ideal para no salir a rastras de allí (pan cristal con aceite virgen extra y tomate rallado, jamón ibérico y degustación de quesos) pasamos al segundo cocktail de la tarde con las expectativas muy altas, esta vez, a base de ginebra. Y no defraudó. Se trataba del recién bautizado ‘London 3 Cherry Fizz, el ritmo de la noche’. Un cocktail también muy refrescante, con zumo de arándanos, Cherry Brandy y sirope de azúcar… Pero con más cuerpo (por la clara de huevo). Ideal para disfrutar antes de salir a la pista a bailar.

image1 (1)

Un auténtico lujo, ¿qué os voy a contar? 

 

Irene Ramí­rez
Irene Ramí­rez

Redactora

Comunicadora, soñadora, ecléctica. Me encontrarás en algún punto entre Herman Hesse, Muchachada Nui, Led Zeppelin y Bertolucci.

No hay comentarios

Deja tu comentario :)

¡Tranquilo! Tu email no se publicará ;)

Utiliza atributos HTML y tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Ingrese aquí Captcha : *

Reload Image

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies