5 One-Hit Wonders de los últimos años

Ey, me has pillado… Estaba aquí, quitándole la poca gracia que le queda a esta broma. Es 2016, superémoslo ya. O devolvemos a Chenoa al estrellato entre todos o la enterramos para siempre. No podemos tener a la muchacha en el limbo entre el éxito y la casposidad sin dejarle claro si la admiramos o nos reímos de ella. Y hablando de volver al estrellato… Me pregunto yo si muchos de los pringaos one-hit wonders de estos últimos años también se han tenido que acabar dedicando al maravilloso y milenario arte de la venta de productos cosméticos a domicilio como nuestra querida María Laura.

De vez en cuando está bien hacer un ejercicio de solidaridad -de vez en cuando, Brangelina, desde Benetton nos informan que van a tomar medidas legales si no les devolvéis a los niños de su último anuncio-, así que he considerado oportuno abrir el baúl de los recuerdos y volver a escuchar esas canciones que hicieron creer a sus intérpretes que tendrían una carrera de éxito y más bien acabaron con un paseíto a la vuelta de la esquina. Llegar al top de las listas y mantenerse es todo un reto que no todos llegan a superar, aunque se intente de cualquier manera, ¿verdad, Rita Ora?

Sin más dilatación, echemos la vista atrás un poco.

Raven visión


Kat DeLuna ft. Elephant Man – Whine Up

¿Quién no recuerda este temazo dance-pop-latino de la JLo del chino? A pesar de parecer que se acaba de comer algo a lo que es muy alérgica, esta muchacha es multifuncional; lo mismo te canta ópera que te hace twerk subiéndote la pata como si te fuera a marcar territorio o te rapea versos tan delicados y sutiles como:

A ese nene lo tengo trikiao (oye)

Cuando lo bailo lo bailo de lao

Y lo empujo lo tengo tumbao

Con mis caderas lo tengo amansao, what!

https://www.youtube.com/watch?v=

Gotye ft. Kimbra – Somebody That I Used To Know

Si en 2011 no escuchaste esta canción es probablemente porque vivías debajo de una piedra o eras Christina Aguilera y seguías encerrada en tu casa llorando por el flop de “Bionic”. Hemos de admitir que quien no haya llorado con esta canción poco le ha faltado, ¿quién no se siente identificado con la letra? Fue una gran fuente de subtweets para nuestros exes y debemos estarle agradecidos. Menos agradecidos estamos de este vídeoclip, creativo a la par que incómodo de ver. Desde sus pies con las uñas largas al principio del vídeo hasta el primer plano de su piñata, se le podía oler el aliento desde el otro lado de la pantalla. Menos mal que no comió ensalada antes de grabarlo. Tras este éxito tan sonado que le dio tres Grammys, Gotye no volvió al mundo mainstream ni sacó ningún álbum nuevo. Si nos estás leyendo, Gotye, nos gustaría volver a cortarnos las venas con tu música y, a poder ser, no arrancarnos los ojos con tus vídeos.

https://www.youtube.com/watch?v=


Aqua – Barbie Girl

Aquí tenemos dos opciones: o nos encanta o la odiamos con todas nuestras fuerzas; y yo casi que estoy en el segundo bando. Es la típica canción que esperas que si la ponen en la discoteca la mezclen rápidamente con otra antes de que acabes de los nervios y le estampes la copa al primero que pase.

Después de petarlo con Barbie Girl, el grupo danés-noruego fue en declive hasta llegar a separarse en 2001. Sin embargo, plot twist de la vida, que nadie pidió, se volvieron a reunir en 2007 y, actualmente, siguen siendo una banda, allá en su pueblo dinamarqués de nombre seguramente impronunciable. No sé si lo volverán a petar, pero desde aquí queremos hacerles algunas sugerencias para llegar a conectar con el público actual: Monster High Girl (ft. Mónica Naranjo), Dora the Explorer is F*cking Lost Again o I Hope The Pink Elephant Doesn’t Rape Pocoyó.

https://www.youtube.com/watch?v=


t. A. T. u – All The Things She Said

Bueno, bueno, bueno. No podíamos no incluir en esta lista a las bolleras de mentira más amadas y odiadas de la música. A muchos os dolerá que las incluya en una lista de one-hit wonders, pero, seamos sinceros, más allá del dramatismo pezonero tras la valla del insti no conocemos. Atención, ojocuidao, que son reconocidas como “la banda rusa más exitosa de todos los tiempos”. Quizás Putin debería reconsiderar algunas cosis, desde BFace te animamos, bonico. Lo último que supimos de ellas fue su actuación en el Festival de Eurovisión de 2003, donde actuaron en vaqueros y camiseta, muy del rollo “explotemos el estereotipo tortillero a ver si sigue colando”. Pero nada, oye, en 2004 le dieron la patada a su manager y salieron del armario. O sea, entraron al armario. Bueno, que dejaron el rollo bollo.

Después siguieron dando tumbos sin conseguir llegar muy alto… -sin drama no había fama-, hasta que en 2014 se separaron en plan telenovela, echándose los trastos a la cabeza. Si es que esto de las girlbands nunca acaba durando…

https://www.youtube.com/watch?v=


Willow Smith – Whip My Hair

Parece mentira que haga 5 años desde que Willow Camille Reign Smith Pinkett -su madre se creía que iba a dar a luz a la duquesa de Alba-, la niña más moderna del cole, sacara este temazo de la nada y nos transportara a un concierto de heavy metal con tal aspaventoso movimiento de melena. A todos nos causó sorpresa, y a más de uno, una tortícolis, ver que la hija de Will Smith molaba muchísimo más que nosotros con tan sólo 10 años. La canción llegó al número 11 en el Billboard Hot 100 y, a partir de ahí, sacó unos cuantos singles más; se dio una vuelta por el desierto de Almería, sacó una canción con Nicki Minaj… Sin embargo, desgraciadamente, se ve que suspendió un examen de mates y su papi la castigó sin disco y nunca lo acabó sacando. Aún estamos a la espera de que acabe la ESO para que esta mini Rihanna resurja de sus cenizas, sobre todo, viendo lo que nos espera con la Rihanna de tamaño normal…

https://www.youtube.com/watch?v=


Todavía quedan muchos más one-hit wonders que desempolvar de las gasolineras de todo el mundo, pero ya otro día, que leer sobre los fracasos de los demás deprime un poco. Volvamos todos a escuchar a Adele, que tenemos que aprovechar ahora que es feliz. Por favor, que nadie le deje dormir la siesta, que como se despierte igual que yo, nos jode la vida a todos de nuevo.

Juan Marín
Juan Marín

Redactor

Traductor e intérprete sin oficio ni beneficio. Especialista en el nonsense y en creerme más gracioso de lo que soy. Me chifla tener razón y que me la quiten.

No hay comentarios

Deja tu comentario :)

¡Tranquilo! Tu email no se publicará ;)

Utiliza atributos HTML y tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR