“GH VIP” y los “hijos tróspidos”, el verdadero “hit” de la tele

Llevo unas semanas viendo rondar un programa por el fin de semana de TVE con un nombre poco digno si se compara con sus datos de seguimiento. De toda la vida ‘hit’, en inglés, es sinónimo de éxito, como el que verdaderamente Mediaset España tiene con sus shows estrella “Gran hermano” y “¿Quién quiere casarse con mi hijo?”.

Las noches del miércoles, jueves y domingos son dominio del grupo de los colorines. La ruidosa llegada de los nuevos “tróspidos” a la tele, con un 13,7% de seguimiento, o el abusivo 31,5% que consigue “GH VIP” en su segunda salida por televisión, dejan claro quien manda en la tele. El programa de Telecinco asusta a su competencia con los escandalosos datos de este jueves 15 de enero y el show de Luján Argí¼elles revalida su interés superando a la edición anterior. Eso es un ‘hit’ y no pasar del triste 8% de share a un catastrófico 7,6% de audiencia, radiotelevisión española…

1421253404_341208_1421253577_album_normal

Para muchos, la televisión ya está saturada de ‘frikis’ con estos dos brutales programas. Empezando por el de Cuatro, que retomó su insistencia en casar “hijos tróspidos” con lo más destacado de la sociedad española en el mundo juvenil, es de rigurosa obligación ver la actual edición. Os la resumo:

Sin entrar en nombres, que para eso soy más vago de memoria, tenemos de todo: el gay que simpatiza con partidos de extrema derecha y tintes azules, está extremadamente mimado por su madre y se encuentra en el salón de citas con un viejo conocido suyo del mundo de los Supermodelos que ya da pistas de saber quien se casará con él. Luego tenemos al hetero que es gay (y esto es literal y leí­do en prensa seria y no solamente porque lo parezca…) que contratarí­a a un asistente solo para que le recoloque el tupé cada vez que se le baje, porque no se ama, no, se harí­a el amor él mismo si llegase..
Después está el que pretende ser conquistado por los ojos, sí­, precisamente el que necesita unos minutos para que los suyos se alineen cuando mira a alguien fijamente. También tenemos al millonario, que tiene millones y quiere que sus pretendientas sepan que los tiene. Y al cinéfilo creativo. í‰ste último, el más normal y corriente, me atreverí­a a decir, que ha pisado el programa de Eyeworks Cuatro Cabezas.

Y no, tranquilos, no me olvido de las “madres tróspidas”, porque este año volvemos a tener a la clásica mamá sargentona que obliga, literalmente, a su niño a elegir parienta. Tampoco falta la tocada de la cabeza que dice que tiene contacto con los astros y ve cosas que otros no vemos, o la madre que si por ella fuese llevarí­a una plancha portatil para que su hijito lleve bien estirada la camiseta que va a arrugar minutos después en una orgí­a… en fin, menos mal que los miércoles nos hacen reí­rnos.

Y si no tienes bastante con el mundo “tróspido”, Telecinco te lo soluciona los jueves y los domingos con “GH VIP”. Sí­, ya debes haberte enterado del datazo de audiencia que ha escrito: 31,5% y 4.4 millones de personas pendientes de la aplaudible decisión de sacar a los hermanos de Azúcar Moreno del concurso, pero sobre todo, de la morbosa entrada del pequeño del alma de La Pantoja en Guadalix. Cuanta plancha dio la gala señores…
Los Chunguitos minimizados por sus comentarios racistas, homófobos y dignos de un paí­s tercermundista fueron puestos de patitas en la calle sin anestesia ni más protagonismo que un perdón, por su parte, y el paripé de besar a un gay en directo (como si eso arreglase el asqueante comentario que soltaron). Pero lo mejor vino con la llegada de Kiko Rivera a la casa, primero camuflado y luego viéndose bien las caras con Laura Cuevas, y el resto de los habitantes. No hay palabras para describir el momento televisivo al que nos está arrastrando la de Mediaset España: una Belén Esteban encerrada junto a Olvido Hormigos (ésta si es mas normal que concurse en programas) o el hijo de la tonadillera más criticada de la historia compartiendo plano con un extronista de “MYHYV” o el mismí­simo Coman de “Adán y Eva”. Sencillamente, bravo.

Goliath
Goliath

Un intrépido amante de la televisión que oculta su identidad por miedo a los paparazzi.

No hay comentarios

Deja tu comentario :)

¡Tranquilo! Tu email no se publicará ;)

Utiliza atributos HTML y tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Ingrese aquí Captcha : *

Reload Image

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies