Guía del ‘mamarrachismo’ televisivo

La televisión española está de celebración. Tras muchos años en los que nos olvidamos de unos seres que entraban dentro de la definición de ‘mamarrachos’, estamos volviendo a recuperarlos. Atrás quedaron esos años en los que realities como ‘Hotel Glam’ copaban las pantallas de los que antes se llamaban ‘frikis’. Porque todo en esta vida, incluso los personajes, tienen una evolución, y ahora que las Redes Sociales como Vine ayudan a ello, volvemos a tener a un subgrupo de personas que nos regalan momentos maravillosos y en ocasiones lamentables.

Pero, ¿cómo llega a uno a ser mamarracho? ¿Qué tiene que hacer para que sea considerado como tal? En Bface Magazine ayudamos a esas personas que o quieren serlo o bien quieren entender qué toma esa gente o qué tienen que hacer para llegar a ser conocidos como lo son actualmente. Sus vidas, sus mentiras, sus profesiones – si se pueden llamar así – y sobre todo su actitud ante la vida. Y todo, por supuesto, desde el respeto. Si algo queremos en esta revista es a este tipo de gente. Por eso, aquí va nuestra guía-homenaje que esperamos os ayude.


1. Lo normal para ti es lo bizarro para los demás

216981

 

Ante todo, no solamente tienes que hacer cosas que a la gente le parezcan raras cuanto menos. Si algo debe caracterizarte es que todo lo que hagas para ti sea absolutamente normal. No se te debe ver forzado, ni actuando, ni tan siquiera incómodo. Debes estar orgulloso de ti mismo y de que la gente te tome por el pito del sereno. Todo lo que digan de ti debe de entrarte por un oído y salirte por el otro. Qué más da lo que digan, si te critican alguna extravagancia, multiplícala cinco veces que seguramente triunfes mucho más. Y lo más importante: nunca hagas cosas normales, ni reaparezcas diciendo que renegabas de tu vida anterior. Si te comportas de manera rara, sigue adelante, que antes muerto que normal.


2. Si no cantas – o lo intentas -, no eres nadie

cbf3f06ce4d672c649d5c80f2d197832

¿Recordáis cuando Jesulín cantaba? ¿O la época ‘No cambié’ de Tamara – Ámbar – Yurena? Pues bien, ahora mismo estamos de nuevo en ese punto, punto en el que o cantas o mueres. Una de las canciones más bailadas este verano está siendo ‘Pégate’ de Ylenia. Y no está siendo la única. Todos alguna vez hemos movido las caderas a golpe de ‘Tsunami’, nos hemos ‘Nachopolizado’ o hemos querido montar un ‘Universo Gay’ in every world. Busca una letra que roce lo absurdo, ponle una base pegadiza, métele bien de ‘rever’ et voilà, tu éxito veraniego – o invernal – está listo. Si encima haces un videoclip que sea cutre y pueda ser viral en YouTube, haces el trabajo perfecto. Y sobre todo, siéntete orgulloso de cantar en playback y de que quieran escuchar tu verdadera voz. Creas misterio a tu alrededor, y eso engancha a la gente. Permítete sentirte Madonna por un día, aunque no llegues a Wendy Sulca.


3. Tu vida, el mayor circo

leticia-sabater-famosos-vieja

Si los dos primeros pasos no salen bien, tranquil@. Puedes convertir tu vida en una factoría de bizarrismos que hagan de ti carne de TT, de platós de televisión y de portadas de revistas online. Puedes contar que te has reconstruido el himen, que te han robado, que te casas después de un mes muy intenso de relación o que adoptas a un niño que, obviamente, nunca llega. Da igual. Siempre podrás dar noticias que de absurdas rocen lo genial. La gente está harta de leer noticias que nos amargan la existencia. La política y la sociedad importan, por supuesto, pero siempre necesitamos soplos de aire fresco entre tanto ahogo, y qué mejor que un cúmulo de buenas nuevas que nos hagan al menos reír y pensar: ‘pues podría ser peor y ser yo esa persona’. Conviértete en tu propio enemigo, y quítate toda credibilidad. A más noticias, más mentiras. Y, sobre todo, créetelas.


4. Los realities, tu nuevo hogar

etv_20140507_1

No hagas inversiones tontas como puede ser una casa. ¿Para qué? Puedes tener distintas direcciones como Guadalix, Supervivientes y Guadalix de nuevo. Si quieres triunfar y que la gente te vea en estado puro, acepta todas las proposiciones que te hagan para entrar en un reality show. No solamente serás un gran fabricante de contenidos que coparán la televisión e internet, sino que darás pie a conocer muchas más facetas tuyas, porque ante todo, si puedes mostrar algún tipo de personalidad múltiple, mejor. Sé polémico en su justa medida, intenta hacer de todo frente a las cámaras y, sobre todo, realiza una introspección personal que termine siendo un aumento de tu ‘mamarrachismo’. Piensa que de un reality pueden salir exclusivas, polígrafos y oportunidades de cumplir los tres pasos anteriores – de la última edición de GH VIP tenemos ya a 4 músicos, y los que quedan -. Y si te caes, haces el ridículo en las pruebas, y entras al trapo en todo, muchísimo mejor.


5. Si lo anterior no sirve, monta bronca, eso siempre funciona

victor-sandoval_MDSIMA20150205_0071_9

Si tu vida deja de interesar, no triunfas en el mundo de la música, pasas por realities sin pena ni gloria y, sobre todo, lo que haces ya deja de ser raro, no lo dudes. Ve a un plató de televisión, monta en cólera, insulta a todo el que puedas, y que parezca que el resto del mundo no te importa, salvo llenar tu bolsillo. Eso, o que realmente te guste la bronca y tu nivel de endorfinas suba por el simple hecho de meterte con todo el que pueda contestarte – y si ya no puede ni hacer eso, mejor aún, más ruin quedas y más mamarracho te consideran -. Eso sí, si después te disculpas, te reconcilias y le das a tu vida 5 minutos de normalidad, tampoco pasa nada. Eso te da cierta humanidad que a la gente le hace empatizar contigo y vuelves a un punto neutral en el que o te haces más mamarracho que nunca, o caes en el Olvido Hormigos – ¿qué ha sido de esta señora después de GH VIP? -.


unclesamSon cinco pasos a seguir que de cumplir todos, desde luego pasas el examen mamarracho de la televisión. Un examen que la audiencia realiza y que a menudo termina con otorgar confianza e incluso ternura. Porque lo queramos o no, estos personajes que a veces nos dan demasiada vergüenza ajena, también son capaces de rozar lo entrañable. Desde la revista os animamos a seguir estos pasos, convertiros en uno de ellos, y en caso de que lo consigáis, por favor, contactad y agradecernos vuestra nueva vida llena de focos, fama… y risas. Hacia vosotros, no con vosotros. Y si no lo conseguís, al menos esperamos que esta guía os sirva para identificar a esas personas y no haceros seguidores de las mismas. No como para llenar vuestras habitaciones de pósters suyos.

 

David Marañón
David Marañón

Redactor

23 años sentado frente al televisor, escritor en mi tiempo libre y con un futuro enfocado en ser héroe de cómic.

No hay comentarios

Deja tu comentario :)

¡Tranquilo! Tu email no se publicará ;)

Utiliza atributos HTML y tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR