Popstars: chicas al poder

Verano del 2002. El éxito de Operación Triunfo en Televisión Española empujó a Telecinco a estrenar su propio talent, Popstars, un concurso musical cuyo objetivo era lanzar una girl band al estrellato. Por aquel entonces, las Spice Girls ya se habí­an quedado en el recuerdo y el programa no acabó de cuajar. Las chicas de Popstars no eran tan picantes ni tan posh como lo fueron las integrantes del grupo británico.

Popstars se presentó como el formato estrella de la cadena para la época de chiringuitos y mojitos. El programa fue la primera toma de contacto de Jesús Vázquez como presentador de un talent y parece que no lo hizo del todo mal, ya que a éste le siguieron otros muchos. Junto a él, estaba en el plató Elia Galera y un jurado formado por Michelle McCain, y su spanglish, Dr. Fló y Lucas Holten que hicieron famosa la frase “No sigues con nosotros” con la que daban a conocer su veredicto.

juradopopstars

La dinámica era sencilla. En la Gala 0, las 30 chicas seleccionadas en el casting cantaron la canción del programa y, al final de la noche, 10 de ellas fueron expulsadas. En las sucesivas galas, se formaron grupos para interpretar canciones y el jurado nominaba a 4 chicas para que el público salvase a 2 de ellas. En el último programa, el jurado y el público eligieron a las 5 chicas para formar parte de una banda. Además de las actuaciones musicales, en cada gala se podí­an ver resúmenes del taller de música en el que las concursantes recibí­an formación musical y de baile.

[youtube]https://www.youtube.com/watch?v=QFcJ2zF4S7w[/youtube]

Las ganadoras de Popstars fueron Carmen Miriam -la guapa-, Elisabeth -la inocente-, Norma -la rebelde-, Marta -la simpática- y Davinia, que formaron el grupo Bellepop. Tení­an un punto choni, por decirlo finamente, y es que la banda era un cuadro que se disolvió tras la marcha de Elisabeth. Su mayor éxito, ya siendo muy espléndida, fue el single Chicas al poder que logró ser disco de oro.

El tí­tulo del programa, Popstars, todo por un sueño, no fue nada certero. Pero decir que fue un fracaso quizás sea demasiado. El programa nació un poco gafado, esa es la verdad. Lis, una de las concursantes, sufrió la pérdida de su pareja durante la emisión del concurso, un drama; la madre de Davinia se desmayó en la final al ver a su hija actuando (aunque nunca se confirmó la bajada de tensión pudo deberse al trapito que le pusieron a la criatura); y Roser, para muchos la mejor del concurso, cedió su puesto a Carmen Miriam en la final, un desastre. Para que luego digan de alguna presentadora de televisión y su mala suerte…

Hacerse un hueco en el mundo de la música no es tarea sencilla, sobre todo en aquella época plagada de extriunfitos, y en televisión se suda la gota gorda para triunfar. Sus temas bailones no llegaron a despegar pero no nos pongamos tristes, siempre nos quedará la opción karaoke. Popstars, todo por un sueño; Popstars, lo vamos a lograr… Siente la energí­a. ¡Somos Popstars!

Siempre positivo, nunca negativo, ¿o era al revés?

[followbutton username=’noeliarua’]

[wp_ad_camp_2]

Noelia Rúa
Noelia Rúa

Redactora

Comunicación Audiovisual. Seriéfila y socialholic. Pensando en pulgadas y escribiendo en caracteres.

No hay comentarios

Los comentarios están cerrados

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies