La botella de agua que va a cambiar el mundo

Porque las bebidas también forman parte de nuestra gastronomía, hablamos de la historia de una marca de agua mineral que más que agua, lo importante son los valores que transmite.

Hay 700 millones de personas en el mundo que no tienen acceso a agua potable. Y a veces no somos conscientes de este hecho hasta que nos lo recuerdan. Por eso, en BFace Magazine hemos querido hacer un artículo muy especial para que tengamos en cuenta que con pequeños gestos podemos hacer grandes cambios. Os cuento la historia de Auara, el agua mineral con valor social.Auara

Hablar de agua en una sección de gastronomía es más importante de lo que parece porque aunque nos pensemos que las bebidas no tienen nada que ver con la comida, nos equivocamos. Las bebidas juegan un papel fundamental a la hora de maridar los platos. Pero, ¿por qué hablar de Auara en la sección de slow food? Para entenderlo vamos a hablar del origen de la ‘comida lenta’ o slow food: nació en Italia en un movimiento internacional que buscaba contraponerse a la estandarización de la gastronomía y promover la difusión de una nueva filosofía que combinaba placer y conocimiento de los ingredientes, de los platos, a la vez que eres consciente de lo que comes y disfrutas en cada bocado que das.Auara
Tu bebes, otros beben.
Quizá nunca has pensado que el agua es derecho, es igualdad, es tiempo, es educación, es desarrollo, es vida, es belleza, es energía, es alimento, es frescura, es naturaleza. En definitiva, el agua es FUTURO. Sin agua, no hay vida y sin vida no hay futuro.

Auara es una marca de agua mineral de máxima calidad que dedica el 100% de los ingresos que genera a proyectos para dar acceso a agua potable a países en desarrollo. Ellos se plantearon que algo básico en la vida de cualquier ser vivo es el agua, entonces ¿por qué no buscar un producto de agua que sea muy directo para los clientes y que esté directamente relacionado con la labor que realizan? Así nació la botella de agua que va a  cambiar el mundo.

Al comprar una botella de Auara ayudas a que otras personas tengan agua potable a la vez que reduces el impacto ambiental de las botellas que consumimos porque fabrica todas sus botellas con plástico reciclado.
Auara¿Dónde destinan los fondos? A proyectos concretos co-financiádolos y co-gestionándolos. A día de hoy están involucrados en Tamarou (Benín) con el objetivo de instalar un pozo de agua con bomba manual en el colegio proveyendo de agua potable y gratuita a todos los alumnos del centro, y en Roka (Camboya) donde van a construir en su primera fase 10 baños con ducha para prevenir más infecciones por falta de higiene a 28 familias con, al menos, una persona infectada.

Ayudar es muy sencillo, simplemente con la compra de Auara estás haciendo que los proyectos lleguen a mucha más gente. Sube tu foto de Auara con el el hashtag #CrisisDelAgua para mostrar a tus seguidores, familia y amigos que las cosas se pueden cambiar.

Cuando el caloret aprieta en la pantalla

El ser humano es un animal de costumbres. Y de estupideces. O de ambas cosas, en bucle todo el rato. La mitad del año se lo pasa deseando que llegue el calor, pero cuando este hace acto de presencia, la cosa va de quejarse todo el rato de que la ciudad es un horno y deseando que alguien apague el botón de la calefacción. Es como cuando nos arañamos la cara porque no encontramos un hombre decente pero cuando lo hacemos tardamos en darle boleto dos actualizaciones de facebook y un botellón que se nos va de las manos.

Pero el cine nos ha enseñado que los calores se pasan mejor en el agua, con poca o ninguna ropa. Así que hoy le pegamos un repaso a los 10 baños más cinéfilos para sobrellevar mejor julio, agosto y un poco de septiembre (matadme por usar frases que harían las delicias de Federico Moccia).


1. El helicóptero de Nomi

Piscina, palmeras con luces de neón, champagne por las tetas los pechos desnudos de una stripper con ínfulas de Eva Harrington (buscadlo en google si no sabéis quién es, panda de catetas, que os lo tenemos que dar todo hecho) y uno de los polvos más delirantes y celebrados del cine. Nomi Malone acuñó el término «helicóptero» para que los espectadores pudiéramos entender ese orgasmo a base de espasmos y meneos circulares de cabeza. El sexo acuático nunca volvió a ser el mismo.

giphy


2. Arriba el rollo bollo

«Juegos salvajes « son los noventa en estado puro. Neve Campbell, en uno de sus descansos de ser perseguida por psicópatas adictos al móvil, y Denise Richards, antes de encamarse con Charlie Sheen, sofocaban el calor de los pantanos de Florida dándose un paseo por el lado oscuro del lesbianismo pasado por agua.

tumblr_nsxxh4NiAk1tajwcco1_500


3. El balconing de Disney

Antes de que los mismos ingleses que votaron por el Brexit sin saber ni lo que era llegaran a Mallorca para despeñarse mientras hacían balconing, Disney ya lo puso de moda entre sus princesas para bajar las temperaturas de tanto revolcón campestre Colores en el viento.

giphy (2)


4. «Está esperándote»

Llegar de after a un chalet con piscina, quitarse la ropa (o dejarse el calzoncillo en caso de ser femme fatale con pene) y crear una de las secuencias más perturbadoras y eróticas de toda la filmografía de Pedro Almodóvar. Y eso ya es decir mucho. Fele Martínez y Gael García Bernal dispararon nuestra imaginación a límites incendiarios en la piscina de «La mala educación».

[youtube id=»VidhpW8T02g» align=»center» mode=»normal» autoplay=»no» maxwidth=»1080″]


5. El secretito de Bruce

Corría 1995 cuando todos nos quedamos loquers al ver El color de la noche. No tanto por la calidad inexistente de la película sino por ese revolcón en el agua donde a Bruce Willis se le veía su pequeño secreto… en un estado de relajación completamente contradictorio con el supuesto calentón de su personaje.

bruce-willis-naked-4


6. Empezar el día con Michael

Fassbender es nuestra religión, no vamos a sorprender a nadie diciéndolo. Y Michael, nuestro Michael, tenía la sana costumbre en Shame de empezar el día relajándose bajo el agua que querríamos ser tod@s de la ducha.

13059


7. La vida hay que vivirla a tope

Mario Casas, antes de ser Mario Casas, y Yon González en una playa hablando de que «la vida hay que vivirla a tope, tío, a tope». Después se quitaban la ropa y salían disparados hacia el agua. Era el inicio de «Mentiras y gordas» y bueno… es «Mentiras y gordas», para qué vamos a decir nada más.

[youtube id=»LVIOh2BOv6I» align=»center» mode=»normal» autoplay=»no» maxwidth=»1080″]


8. Declaración de amor acuática

Porque sí, nosotros también tenemos nuestro corazoncito. Helado, de hierro, duro como el corazón de Mila Ximénez… pero lo tenemos. Y soportar el calor tirando a la piscina al chico del que estás enamorad@ para decirle bajo el agua que te gusta… es muy top, para qué negarlo. Lo hacía Sandra Martín en La gran familia española y nos enamoraba para siempre.

[youtube id=»AGqYm7RupzU» align=»center» mode=»normal» autoplay=»no» maxwidth=»1080″]


9. Blanco sobre cloro

Gael García Bernal y Diego Luna se pasaban su último verano de adolescencia entre la playa y los trampolines de su piscina. Nadaban, tomaban el sol, hacían carreras acuáticas… y se masturbaban mientras dejaban que su semillita cayera sobre el agua en uno de los más míticos planos de la obra maestra de Cuarón, Y tu mamá también.

R6oj6is6u


10. Sexo pasado por sudor

Y terminamos con un poco de alta cultura, que sólo sabéis hablar de Supervivientes y de los putos Pokemon. William Hurt y Kathleen Turner encendieron el séptimo arte en los ochenta con sus polvazos culpables y fatales durante un verano de insoportable calor. Nada de planos bonitos, ellos sudaban como cualquiera de nosotros practicando el sexo culpable sin aire acondicionado. Mítica como pocas «Fuego en el cuerpo» para entender los baños veraniegos en el cine.

body-heat_l

Stand up & Paddle Surf: tu nuevo verano

Muchos ya lo han probado y cada vez son más… Y no, no estoy hablando de la última dieta milagrosa del verano. Cada vez son más los que van a la playa sin intención de tomar el sol o paseitos por la orilla. Todos ellos son los que dicen: Stand up and Paddel Surf!

¿Sabes lo que es?

Puede que los demás nos hayamos quedado estancados en los 90, ¿tú también? ¿Eres de los que aún metes las palas de la playa en el macuto? Pues, amigo, eso ya está pasadísimo de moda. A partir de hoy, no querrás ir a la playa para tomar el sol, jugar a las palas, hacer castillos y comer fruta a todas horas, entre otras cosas. ¡Eso, se ha acabado! Bueno lo de la fruta sí, que sienta estupendamente.

En definitiva, aunque aún no te hayas ido de vacaciones, estoy segura de que sabes de lo que hablo. Esos cuerpos andantes sobre las aguas, con remo en la mano y tabla sobre los pies. La primera pregunta que te has hecho mientras los contemplas desde la toalla es: ¿Pero ése que hace?

La segunda: ¿Y eso será muy difícil?

A la tercera, ya eres tú quién quiere caminar sobre las aguas al más puro estilo Jesucristo.

MD_20140919_MAS_DEPORTE_D_54416148522-652x492@MundoDeportivo-Web

Los deportes acuáticos siempre son muy cool: divertidos, refrescantes y encima consigues piernas y torso para lucir a la vez que te pones moreno. ¡Para qué más! Y este verano, lo que querrás será Paddle Surf. Un deporte muy completo que trabaja el cuerpo de arriba abajo. Y permite que disfrutes del paisaje.

 

Esta modalidad de surf no es algo nuevo, en las islas de la Polinesia se lleva practicando desde hace siglos, y es que en sus orígenes no era un deporte como tal, sino que era la manera que tenían los nativos de estos lugares de trasladarse de una isla a la otra a través del agua. Ya que sólo tenían su cuerpo y una tabla para practicar este deporte, al no tener embarcaciones como tal. Hoy en día es una de las modalidades deportivas que más está pegando.

 

¿CUÁLES SON LAS MEJORES ZONAS DE ESPAÑA PARA PRACTICARLO?

Toma nota porque si eres de los que te mueres de ganas por hacer algo nuevo este verano, uno de estos destinos podrá ocupar tu top 10 para tus próximas vacaciones:

Playa de la Lanzada: una de las playas más bonitas de Pontevedra. Allí encontrarás una buena oferta de Surf y Paddle Surf con un equipo de profesionales estupendos. Con opción a realizar algún curso por la Rías de Pontevedra.

Playa de la Mata: una de las playas más tranquilas en Torrevieja. Poco oleaje donde podrás disfrutar de una práctica algo más sencilla. Podrás realizar cursos con Torrevieja Surf,  un equipo de monitores titulados por la Federación Española de Surf.

Playa de San Pedro Pescador: en Girona, una de las bahías más bonitas del Mediterráneo con unos 6 km de longitud.

Playa los Locos: y que no sea por su nombre lo que te quiten las ganas de subirte a una tabla. En Suances encontrarás uno de los mejores clubes de Surf de toda España.

Playa Nova Mar Bella: Sobran las palabras cuando te encuentras con playas con este nombre. Una playa renovada y que cuenta hoy con un público y ambiente joven.

Playa Los Lances, Tarifa: Ya sabemos que Tarifa es un punto usual de amantes del surf, pero los nuevos amantes de ésta práctica también tienen un hueco en esta bella zona.

Playa del Río Real: en Marbella incluso podemos ver la práctica del paddle surf de niños. Una de las playas más frecuentadas con un oleaje moderado.

Playa d’en Bossa: uno de los paraísos de nuestro país es Ibiza. La isla más deseada durante los meses de calor. Y es que en esta isla no todo son fiestas. Las calas con encanto y los planes alternativos como Paddle Surf son muchos.

Isla Cristina, en Huelva está una de las playas más extensas de la Península: 2000 metros de longitud y 70 de anchura. Agua calmada y fría, ideal para los amantes de éste deporte.

Y por último, Playa de Port Saplaya, una playa urbana bastante tranquila en Valencia. Su arena es fina y dorada y podrás disfrutar de un oleaje calmado.
¿Ya sabes dónde irás? STAND UP & PADDLE SURF!

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies