La alfombra roja de los premios Goya 2016

Anoche tuvieron lugar los premios más importantes del cine español, los Goya, y en Bface Magazine no quisimos perdernos la alfombra roja. Vimos muchas apuestas por diseñadores españoles como Teresa Helbig o The 2nd Skin Co, aunque algunas de las actrices (pocas) se atrevieron con firmas que pasan más desapercibidas en España como por ejemplo Georges Chakra (Nieves Ávarez y Clara Lago). A continuación, nuestras premiadas:

GOYA A: LAS MEJOR VESTIDAS

collage Mejor vestido goya*Manuela Vellés de Cortana, Leticia Dolera de Dolores Promesas, Amaia Salamanca de Pronovias, Inma Cuesta de Teresa Helbig, Nieves Álvarez de Georges Chakra.

GOYA A: PA’ ESO HABERTE QUEDADO EN CASA

quedate en casa goya*Maria Botto de Silvia Tcherassi, Cuca Escribano de Nihil Obstat, Natalie Seseña de Chorda Couture, Elvira Lindo, Juliette Binoche de Loewe.

 

GOYA A: LAS MÁS SENCILLITAS

Sencillos goya*Juana Acosta de Isabel Basaldúa, Ana Álvarez de Lorenzo Caprile, Penélope Cruz de Versace, Marta Nieto de Ana Locking, Aura Garrido de Pronovias.

 

GOYA A: TE HAS EQUIVOCADO DE EVENTO

Te has equivocado de evento goya*Mariam Bachir de Adriana Iglesias, Yolanda Ramos, Victoria Abril, Belén Rueda de Rosa Clara, Icíar Bollaín.

 

GOYA A: VESTIDOS MÁS ORIGINALES

Vestido original goya*Macarena Gómez de Teresa Helbig, Anna Castillo de Elisabetta Franchi, María León de Leandro Cano, Sara Vega, Verónica Sánchez de 2nd Skin Co.

 

GOYA A: BOMBONAZOS

chicos goya*Miguel Ángel Muñoz (también conocido como MAM o Tito Rober), Marc Clotet, Hugo Silva, Jesús Castro, Pablo Alborán.

Crítica: ‘El desconocido’ | Adrenalina en vena

No voy a negar la realidad: cuando iba a ver la película pensaba “ver esta película ahora; qué pereza”. En qué momento de mi vida se me pasó por la cabeza pensar algo así. En-qué-momento. Pregunto.

La historia transcurre en el coche de Carlos, un ejecutivo bancario que, tras subirse a su vehículo como un día cualquiera para llevar a sus hijos al colegio, recibe una llamada de una amable persona que le comunica que si cualquiera de los que está en el coche se levanta explotará una bomba. Hasta ahí todo más o menos bien -dentro de lo que cabe, claro-. Si te lo cuentan así, pensarás que es lo típico de siempre; pero, juro solemnemente que no.

El filme te cautiva, te atrapa, te enamora, te todo, vamos. Igual es la actuación de Luis Tosar -la actuación o, simplemente, su presencia, porque solo con verlo a él estaremos hablando, seguramente, de un peliculón-, la tensión que vives desde el minuto uno en el que no entiendes nada y quieres saber qué demonios está pasando y por qué quieren hacer volar a este hombre, con la cara de buena persona que tiene.

Y, ojo cuidado, pobre del que se olvide de Paula del Río, hija en la ficción del protagonista. Puedes empezar odiando a la niña, no lo vamos a negar, pero, a medida que va avanzando la trama, va adquiriendo un peso y una relevancia en la historia que, al final, consigue que la acabes queriendo muy fuerte. No tiene nada que envidiar a actores que le doblan la edad, de verdad.

30

Javier Gutiérrez, Elvira Mínguez y Goya Toledo dan sus pequeñas y grandes pinceladas para conseguir completar el reparto de esta maravillosa película.

No podemos olvidar a Dani de la Torre, debutante como director, que con unos movimientos de cámara muy sutiles a la vez que dinámicos -ya que yo, personalmente, odio los movimientos de cámara bruscos que marean- logra que el montaje sea muy limpio visualmente. Eh, que grabar una película por toda una ciudad, dentro de un coche, siendo perseguido por la policía y un millón de cosas más que no spoilearé, tiene un mérito muy grande.

Puede que el guion no sea el mejor que nos podemos echar a la cara; pero, oye, que, desde mi punto de vista, está más que compensado con el resto.

En fin, que si tuviese que volver atrás pensaría: “ver esta película, ahora y mil veces más, por favor”. Para que luego haya gente que tenga el valor de decir que el cine español no es bueno. Hasta nunqui a todos ellos.

Goya a los actores revelación: ¿trampolín o caída libre?

La Academia los incorporó en 1994 para dar visibilidad a los nuevos rostros del cine español, como una nueva oportunidad para que los recién llegados no tuvieran que competir cara a cara con los rostros consolidados de nuestro cine. Pero lo cierto es que el Goya al mejor actor o actriz revelación no siempre ha supuesto un espaldarazo para los que lograron el cabezón por una categoría que a veces pronostica una carrera imparable pero que en otras ocasiones supone prácticamente el punto y final para aquellas promesas incumplidas que logran alcanzarla. Este año, Miguel Herrán, por A cambio de nada, y Yordanka Ariosa, por El rey de La Habana, parten como favoritos para convertirse en los intérpretes revelación del año, pero el tiempo dirá si tan merecido reconocimiento relanza sus trayectorias o los introduce de lleno en el baúl de los recuerdos. A continuación, algunos ejemplos de actores y actrices cuyo Goya revelación les ha conducido por caminos radicalmente opuestos, el estrellato o el descalabro.


Goya revelación hacia el triunfo


Santiago Segura, por El día de la bestia

Santiago Segura El día de la bestiaEs el caso más excepcional de esta lista, con una trayectoria ascendente de lo más polifacética y rentable. Aunque su carrera como actor se remonta a 1989, el Goya al actor revelación que le brindó su papel de José Mari en El día de la bestia en el año 1996 marcó un punto y aparte a partir del cual se convirtió en un rostro imprescindible del cine y la televisión de nuestro país. Tres años más tarde, en 1999, se alzó con el Goya al mejor director novel por una saga, Torrente, que es la que le ha brindado sus mayores éxitos como productor. Su peculiar forma de promoción le asegura un hueco prácticamente perpetuo en los programas televisivos de entretenimiento, que, a pesar de las antipatías que despierta en una pequeña parcela del público, se lo siguen rifando para remontar las audiencias.


María Valverde, por La flaqueza del bolchevique

María Valverde La flaqueza del bolcheviqueHa protagonizado junto a Mario Casas la saga adolescente superventas de nuestro país, Tres metros sobre el cielo, y ha formado parte del reparto de una película de Ridley Scott, Exodus: Dioses y reyes. Por si fuera poco, estará presente en uno de los próximos proyectos más ambiciosos del cine español, Gernika, después de haber pasado por la comedia (Ahora o nunca, junto a Dani Rovira), la televisión (Hermanos y La fuga) y otras producciones internacionales. Todo ello le ha llegado a esta madrileña a punto de alcanzar la treintena tras debutar como actriz en La flaqueza del bolchevique, en la que Manuel Martín Cuenca la seleccionó entre más de 3.000 aspirantes para llevarla directamente al Goya a la mejor actriz revelación en 2004 con tan sólo 16 años.


Belén Rueda, por Mar adentro

Belén Rueda Mar adentroRostro televisivo imprescindible de los años 90, de la mano de Emilio Aragón, la eterna Clara de Médico de familia y de Periodistas debutó en el cine por la puerta grande, con un papel en la cuarta cinta de Alejandro Amenábar, Mar adentro, que le reportó el Goya a la mejor actriz revelación en 2005. A partir de entonces se ha convertido en la musa del cine de género en nuestro país, escogiendo muy bien sus papeles con directores debutantes que han sabido convertirla en la estrella de la película (El orfanato, Los ojos de Julia, El cuerpo). Aunque ha alternado con desigual fortuna sus papeles en cine y televisión, lo cierto es que nunca le ha faltado trabajo. Actualmente rueda en Medellín junto a Clara Lago y Álex González la ópera prima de Hatem Khraiche, Órbita 9.


Quim Gutiérrez, por AzulOscuroCasiNegro

Quim Gutiérrez AzuloscurocasinegroYa era una cara bien conocida en Catalunya, desde que debutara con tan sólo doce años en el primer culebrón de sobremesa de TV3, Poblenou, y lo encadenara con otras exitosas series como Rosa y El cor de la ciutat. Pero en 2007 dio el salto al ruedo español con Daniel Sánchez Arévalo y su brillante ópera prima Azuloscurocasinegro. Desde ese instante, ambos con un Goya bajo el brazo (el director como novel y el actor como revelación), formaron un tándem en nuestro cine que los ha llevado a colaborar en otras dos ocasiones (Primos y La gran familia española). Además de su don para la interpretación, sobre todo en un género tan complicado como la comedia (el ejemplo más reciente lo encontramos en Anacleto), Quim Gutiérrez se ha convertido en todo un icono de moda, protagonizando algunas de las campañas publicitarias más destacadas de nuestro país.


Natalia de Molina, por Vivir es fácil con los ojos cerrados

Natalia de molina Vivir es fácil con los ojos cerradosPrueba de que su Goya a la mejor actriz revelación en 2014 fue de lo más visionario es que tan sólo dos años más tarde, este próximo sábado, parte como favorita a mejor actriz principal por Techo y comida. Desde que debutara aquel año en Vivir es fácil con los ojos cerrados, esta joven jienense de tan sólo 25 años ha sabido aprovechar muy bien su tiempo, encadenando varios proyectos en cine con su papel en la serie de Antena 3 Bajo sospecha. Para este 2016 ya tiene dos proyectos en cola: las comedias Kiki, el amor se hace, de Paco León, y Los del túnel, del debutante Pepón Montero.


Goya revelación hacia el olvido


Ruth Gabriel, por Días contados

Ruth Gabriel Días contadosCon su papel de Charo en Días contados se convirtió en la primera actriz en lograr el Goya revelación. Incluso estuvo nominada también a mejor actriz principal por el mismo papel. Corría el año 1995 y la cinta de Imanol Uribe sobre la banda terrorista ETA arrasó en la ceremonia con ocho galardones. 20 años más tarde, ¿qué ha sido de Ruth Gabriel? Su prometedora carrera quedó diluida con el paso del tiempo, de ser una actriz con una gran proyección hoy sus papeles se han convertido en secundarios de películas y series con escasa repercusión. Su última actuación destacable fue como Flor en la serie Bandolera.


Andoni Erburu, por Secretos del corazón

Andoni Erburu Secretos del corazónNos conquistó a todos con su papel coprotatonista en Secretos del corazón, de Montxo Armendáriz, recogió su Goya al mejor actor revelación en 1998 con sólo diez años, pero terminó abandonando el mundo de la actuación. Aunque volvió a trabajar con el director navarro en 2001, en Silencio roto, esta jovencísima promesa se retiró por completo del panorama audiovisual para centrarse en sus estudios. Años más tarde confesó en una entrevista: «me sentía agobiado, me llegó todo muy de repente. Lo dejé todo, y no tengo intención de retomarlo».


Micaela Narváez, por Princesas

Micaela Narváez PrincesasSi te he visto no me acuerdo. Su carrera como actriz sí que se ciñe única y exclusivamente a su papel como prostituta puertorriqueña en la cinta de Fernando León de Aranoa Princesas y por el que obtuvo el Goya revelación. El director la descubrió trabajando en un restaurante de Nueva York como camarera, cuando ya tenía la edad de 32 años y ninguna relación profesional con el mundo del cine. El galardón que logró junto a su compañera de reparto Candela Peña le sirvió de bien poco. Hoy reside en Londres sin ninguna otra interpretación conocida.


Nerea Camacho, por Camino

Nerea Camacho CaminoUno de los casos más extraños de trayectorias dispersas. De protagonizar una de las mejores películas del cine español, encarnando con maestría el calvario de Alexia González-Barros en Camino, una de esas cintas milagro que se alzó con 6 Goya, incluido el suyo a la mejor actriz revelación, a convertirse actualmente en la reina del culebrón colombiano La esclava blanca. La suerte no le ha sonreído demasiado desde que Javier Fesser la seleccionara entre 5.000 candidatas. Aunque desde aquél 2009 rodó la fantástica Héroes, participó en Tres metros sobre el cielo y Tengo ganas de ti y estuvo presente en series como Los protegidos o El barco, su rosto no ha terminado de cuajar entre los espectadores de nuestro país.


Francesc Colomer y Marina Comas, por Pa negre

Francesc Colomer Marina Comas Pa negreFueron los últimos galardonados menores de 16 años con un Goya. A partir de 2011, cuando ambos subieron al escenario para recoger la estatuilla por su interpretación en Pa negre, la Academia decidió excluir a los menores de esa edad de los premios cinematográficos “para proteger al menor”, según palabras de su presidente por aquél entonces, Enrique González Macho. El tiempo termina dando la razón y lo cierto es que pocos niños prodigio de la interpretación terminan desarrollando grandes carreras a largo plazo. Francesc Colomer y Marina Comas debutaron ambos de la mano de Agustí Villaronga y, aunque todavía es pronto para pronósticos, sus carreras permanecen ancladas en papeles secundarios dentro de producciones catalanas.


Goya hacia no se sabe dónde


Paz Vega actriz revelaciónMás allá de actores y actrices que han salido claramente beneficiados o perjudicados tras su Goya revelación, lo cierto es que existe un punto intermedio en el que, a diferentes niveles, permanecen buena parte de los premiados en esa categoría. ¿Qué ha sido de Tamar Novas, galardonado junto a Belén Rueda por Mar adentro? ¿En qué punto se encuentran Fele Martínez, revelación en 1997 por Tesis, e Ingrid Rubio, también ese mismo año por Más allá del jardín? ¿Cuánto hace que no sabemos nada de Juan José “El Bola” Ballesta? ¿Podemos considerar un éxito la carrera de Paz Vega desde que en 2002 obtuviera su Goya revelación por Lucía y el sexo? Sus merecidas estatuillas sirvieron como reconocimiento para papeles memorables, les aseguraron un hueco en la historia de nuestro cine y dentro de la profesión, pero no predijeron necesariamente una carrera meteórica. Está visto que en el cine eso es fortuna de muy pocos.

Entrevista | Leticia Dolera: «El mejor sitio para encajar está dentro de nosotros»

Fotografía de Leticia Dolera

Un tono, otro tono, otro tono más… Espero al otro lado del teléfono con la Intro de The XX cuando surge la voz de Leticia Dolera, cariñosa y agradable como cada vez que me atiende, porque no es la primera. Pensará que soy un pesado, aunque es posible que no se acuerde de mí. Yo de ella sí: la vi haciendo de novia asesina de infectados, en el suburbano de Barcelona por un apocalipsis de agorafobia o de adolescente quinqui y bisexual. Pero no parecía ser suficiente y se animó a escribir, dirigir y protagonizar su primera película, Requisitos para ser una persona normal, que ha enamorado a público y crítica por igual por su ternura, su originalidad, su colorido y su optimismo para recordarnos la importancia de ser uno mismo, querernos, saber quiénes somos y saber qué queremos. Algo ha debido funcionar, porque está nominada a tres premios Goya por Mejor dirección novel, Mejor montaje y Mejor actor revelación.

Desde el estreno de ‘Requisitos para ser una persona normal’ ha tenido que ser todo una locura, ¿no?

Sí, pero una locura bonita. Lo malo sería que no nos hubieran hecho caso desde los medios y que la gente no se hubiera enterado de la existencia de la película. Pero ha sido muy bonito, ha significado el compartir la obra con el público, ya que al final para eso hacemos películas. Las películas cobran sentido cuando las personas las ven, porque es otra manera de comunicarte con los seres humanos. Estoy muy feliz, además, de que haya habido esta respuesta por parte de crítica y de público.

Es difícil que espectadores y críticos nos pongamos de acuerdo…

Sí, la verdad, pero en todos los coloquios en los que he estado tengo la sensación de que la película conecta con una parte muy bonita de cada persona. Y eso me hace muy feliz.

«Como no sabía que era imposible, lo hice»

¿Cómo surgió la idea de hacer Requisitos?

Pues mira, te cuento. Había hecho tres cortometrajes y una web serie, que se llama Bloguera en construcción, y me puse a escribir una nueva historia. De manera natural me di cuenta que no estaba trabajando en un corto, sino que necesitaba más minutos y más páginas que con mis cortos anteriores. Realmente, me estaba enfrentando a la escritura de un largometraje, así que me animé y mi buen amigo Luiso Berdejo, en mi Moleskine donde empecé el proyecto, escribió “como no sabía que era imposible, lo hice”. Y ese fue mi lema durante todo el proceso.

La película, y esto lo he contado mucho durante la promoción, surge de una sensación que yo siempre he tenido de no encajar, pero creo que todo el mundo la ha tenido en su vida. Por el tipo de educación que recibimos, desde pequeños nos enseñan que tenemos que encajar en los cánones que la sociedad nos marca. Y por el camino se olvida que el mejor sitio para encajar está dentro de nosotros. Y para ello tenemos primero que saber quiénes somos y qué queremos.

La verdad es que todo lo que rodea a ‘Requisitos para ser una persona normal’ es bonito, es indie, es bastante colorido. ¿Cuáles son tus referencias para haberla creado?

En el momento de escritura del guión, me hice un repaso de todo el cine de Woody Allen como Annie Hall, Siempre Alice, Cuando Harry encontró a Sally o La boda de Muriel. El espíritu de esas películas y el tono me resultaban muy inspirado para trabajar en Requisitos. A nivel formal, mis referentes han sido películas que me gustan como Juno, 500 días juntos o el cine de Miranda July o las películas de Valeria Bruni-Tedeschi, que son mujeres que son también actrices que escriben y dirigen sus propias películas. Era como un espejo en el que mirarme.

[youtube id=»W8MHSGz0rCQ» align=»center» mode=»normal» autoplay=»no» maxwidth=»700″]

¿Cómo ha sido ponerte detrás de las cámaras en tu primer largometraje y, al mismo tiempo, escribir y actuar?

Ha sido novedoso porque era mi primer largo, pero ya había dirigido tres cortometrajes, por lo que sabía qué era ponerme al otro lado. Pero el trabajo ha sido muy intenso, ha requerido esfuerzo, pasión, trabajo y mucha dedicación. Y cuando te crees un proyecto y te importa lo que estás contando, las energías nunca se te acaban.

Hace poco conocimos tu periplo con Laia, la directora de arte, en el que fuisteis a una galería de arte y el dueño os preguntó dónde estaba el director de la película, ¿qué ocurre en este mundo que todavía nos sorprendemos de ver mujeres directoras?

Pues que no nos educan en igualdad. La educación todavía está muy estereotipada. Solo tienes que ver los libros de primaria, los cuentos infantiles o la publicidad. Tenemos que tomar responsabilidad y preocuparnos por romper esos estereotipos. Debemos preocuparnos desde algunos lugares de reflejar esa diversidad de personalidades, de formas de vivir. Creo que los estereotipos nos hacen daño a todas.

«Es hora de hablar de la mujer cirujana o la mujer abogada»

¿Faltan mujeres haciendo cine, faltan que se les den oportunidades o faltan mujeres siendo nominadas en festivales y premios?

Bueno, más que mi opinión, que siempre se puede malinterpretar o ver como algo sesgado, yo me voy a los datos. Somos lo suficientemente adultos e inteligentes para darnos cuenta de que los datos están ahí e indican que hay una desigualdad en muchos sectores, como el de la cultura, y es por ello que tenemos que conseguir visibilizar a la mujer desde más prismas y más maneras, no solo como el ama de casa o la mujer joven y atractiva. Es hora de hablar de la mujer cirujana o la mujer abogada. En muchos otros roles, los no estereotipados, las niñas tienen que tener referentes diversos y plurales.

¿Y cómo se puede conseguir transmitir esa visibilidad y esa igualdad a través del cine?

Bueno, lo esencial es no plantearse la creación de una historia como un proceso de aleccionar al espectador o que el espectador piense lo que tú quieres que piense. A mí me gusta que el público se haga preguntas y que las respuestas las encuentre cada una y cada uno. En mi película, aunque no es sobre este tema, yo planteo la pregunta de “¿qué es ser normal?”, una pregunta que yo me he hecho y, por tanto, pienso que más gente se la ha podido hacer. Creo que cuando te mojas y escribes o diriges sobre aquello que te preocupa o te conmueve, aquello que supone un motor real en tu vida, es cuando conectas con la gente.

El otro día hablaba con Juana Macías sobre vuestra generación de directoras que, a pesar de ser pocas, tiene una presencia relevante en el cine español. ¿Creéis que sois vosotras la que debéis luchar por la igualdad a través del cine?

Bueno, tú es que no eres de nuestra generación porque eres un jovenzuelo jajaja. Pero no, no creo que tengamos que ser nosotras las únicas encargadas de esto. Eso es como ponernos la responsabilidad de vivir en una sociedad machista. La oportunidad de luchar contra la desigualdad está en manos de todas y todos. Tanto las directoras como los directores podemos hacer personajes interesantes de los dos sexos y reflejar una sociedad diversa.

Sí, al final los hombres también deberíamos hacer por crear relatos feministas e igualitarios

Claro, es normal escribir sobre lo que uno conoce y que un hombre escriba un personaje protagonista que también sea un hombre, pero el tema está en qué tipo de personajes femeninos muestran esas películas. Tenemos que preocuparnos por todos ellos, no solo por los de un sexo u otro. Es una responsabilidad de toda la sociedad.

«Llevamos bastantes años reconectando con el público y haciendo películas para ellos y ellas»

¿Y cómo ves a la industria española del cine tú que estás ahí dentro?

Pues la veo resistiendo y avanzando, aunque todavía con algunas cositas pendientes que cambiar. Tenemos que seguir evolucionando, pero ahora tenemos cine de todo tipo, géneros distintos y es muy positivo que exista esa pluralidad. Ciertamente, llevamos bastantes años reconectando con el público y haciendo películas para ellos y ellas, pero no creo que tengan que ser todas de una manera, porque las personas son diversas y el cine que, finalmente, triunfa en taquilla no debería ser tan solo de un tipo.

¿Qué papel juega Internet aquí?

Ahora mismo es tierra de nadie y no tenemos unas leyes serias como se ha hecho en otros países, a los que nuestros políticos les encantan citar, como Francia, Inglaterra, Alemania o los países nórdicos, respecto a propiedad intelectual y regulación de la piratería. Parece ser un tema más impopular y no se acaban de mojar. Contaba en mi blog hace poco que la cultura es libre y tiene que estar al alcance de todo el mundo, pero también tiene que ser sostenible y para eso debe contar con unos tiempos. Si una película está en Filmin por 3€ y gratis en una web pirata, que se enriquece con contenidos que no son suyos y que no ha creado, es muy difícil competir contra ella.

Por eso hay legislar esto de una vez, cerrar esas webs y dar a la cultura el valor que tiene. Pero al final, la piratería hace más daño a la industria local. Quiero decir, las plataformas legales están pagando impuestos, altas en la seguridad social… Esto es importante, forma parte de la economía de todos. Entonces hay que mirar por el bien común. A este paso, las únicas que sobrevivirán serán las grandes productoras de Estados Unidos, porque tienen un gabinete legal y gente ocupada en revisar las webs piratas para vigilar en España y reclamar los derechos de cada película suya que se publica de forma ilegal. Pero nosotros no tenemos esos medios. Entonces, al final favoreces a las grandes compañías y te cargas la competencia local. Esto no es bueno para España, porque corremos el peligro de hacer desaparecer la cultural. Y la cultura es parte de nuestra identidad.

Y después del cine, los festivales, las plataformas digitales y los premios… ¿Cuál es el siguiente paso para Requisitos?

Bueno, lo primero es que la gente siga viéndola y después haremos dos cosas: iremos a una cárcel de Madrid para verla con los presos y comentarla, lo cual será una experiencia única para Manuel Burque y para mí; y, después, Requisitos se proyectará en un Ciclo de cine en valores en Valencia en el que alumnos de distintos institutos trabajarán con una profesora de Filosofía los temas y valores que trata la película para reflexionar sobre ello. Me hace bastante ilusión que los institutos, a partir de mi película, vayan a pensar sobre temas que les conciernen, sobre la vida, sobre quiénes son o si quieren aspirar a ser normales o ellos mismos.

Las películas tienen una vida muy larga y Requisitos este año tendrá una vida pedagógica dentro de los institutos o de las cárceles. Pero también es verdad que tengo que pasar página en algún momento y centrarme en los nuevos proyectos.

¿Cuál será esa nueva página con la que te encontrarás?

Pues ahora estoy en Bajo sospecha, tengo muchas ganas de hacer teatro y que alguna producción abra casting para participar y, sobre todo, voy a seguir escribiendo. En el cine no me veréis de momento, cuesta mucho sacar un proyecto adelante.

Crítica | ‘Truman’: Los hombres también lloran

Las mujeres son las reinas del drama en el cine. Extrovertidas, emocionales e impulsivas, son mucho más agradecidas en pantalla que los hombres, siempre forzados por genética y convicción a ocultar más sus sentimientos. De ahí que orientar una carrera cinematográfica hacia las relaciones de afecto masculinas, siempre más cohibidas, más introvertidas, menos visuales, sea toda una hazaña, la que inició Cesc Gay con Una pistola en cada mano y se afianza ahora con Truman.

En esta ocasión, es la actitud frente a la enfermedad y la muerte la que sirve como punto de partida para adentrarnos en esa mentalidad del hombre tan poco explorada cinematográficamente, como si el hombre sólo existiera en pantalla para reforzar su rasgo más superficial, el de la impetuosidad. De ahí que la presencia de dos hombres tan poco susceptibles de desprender poca hombría como Ricardo Darín y Javier Cámara sea tan importante. Demuestra que ellos, nosotros, a nuestra manera, también somos capaces de querernos.

Truman

De nuevo, Gay cede todo el protagonismo a la palabra y el talento de unos actores que sabe escoger. El mejor camino para destapar los sentimientos que normalmente quedan ocultos, silenciosos, pero implícitos. Hay dos momentos, dos abrazos en el filme, que ejemplifican perfectamente esa comunicación basada en la introversión, el que se dan dos amigos como última despedida y el de un padre a un hijo. Dos instantes contenidos pero mágicos, altamente emotivos.

El director catalán, además, aborda una enfermedad tan sobada en el cine como el cáncer de la manera más pragmática posible, sin recurrir a reacciones fantasiosas y tan efectivas para la ficción como las que tiene la protagonista de la maravillosa Mi vida sin mí o al melodrama lacrimógeno de la más reciente ma ma. Aquí el personaje de Darín se preocupa por cuestiones reales, por el tamaño de la urna de sus cenizas o por dejarle el mejor hogar posible a su mejor amigo Truman. Qué gusto comprobar que la sensatez también tiene cabida en el cine y, sobre todo, qué gustazo saber que ni una sola coma del guión estará fuera de lugar.

Así han cambiado los nominados a los Goya

En nuestro especial de los premios Goya no queremos dejar pasar la oportunidad de repasar la carrera (y esos trabajillos que ahora les sacan el rubor a sus mejillas) de algunos de los actores y actrices nominados.

Desde su paso por televisión hasta su debut en el cine, vamos a comprobar cuál fue el caldo de cultivo interpretativo en sus primeros años.


Asier Etxeandía

Allá por el año 2002 echaba a rodar una serie innovadora en nuestro país que relataba las historias de superación y lucha de un grupo de chavales en una academia de baile, ¿os suena? Sí, estamos hablando de UPA: Un Paso Adelante. Fue en esta serie donde Asier Etxeandía comenzó a hacerse notar en el mundillo del espectáculo interpretando a Beni, un joven gay muy amigo del grupo protagonista de la serie. A partir de este momento su presencia en las series españolas fue in crescendo y le pudimos ver en ficciones como Cuéntame, Los Serrano, Los hombres de Paco o Velvet.

En la pantalla grande su debut tuvo lugar en 2004 donde le pudimos ver en el largometraje La mirada violeta.

Pero ahora, la pregunta más importante: ¿dónde comenzó todo? ¿Cuál fue su primer papel? La respuesta la tenemos en un cortometraje de 1996 llamado ¡After! Doble dimensión, una auténtica bizarrada noventera con música tecno, argumento metafísico interdimensional y toda una oda al cine encarnada por el personaje de Asier Etxeandía que nos deleita con frases como: “El que va al cine entre semana, folla el fin de semana”.[youtube id=»FCGv–q8Kjg» align=»center» mode=»normal» autoplay=»no» maxwidth=»1080″]


Ricardo Darín

A sus 59 años, Ricardo Darín es uno de los actores con una trayectoria televisiva, cinematográfica y teatral más abultada del panorama español. Comenzó sus andanzas interpretativas muy joven, ya que a los 10 años ya participaba en obras de teatro junto a sus padres. Es durante su adolescencia cuando su carrera actoral comienza a ser notable en las televisiones argentinas en programas como Alta Comedia o Estación Retiro. A continuación comienza a participar tanto en producciones de la pequeña como de la gran pantalla. Una de sus primeras apariciones cinematográficas fue en He nacido en la ribera en 1972 y aquí le vemos a sus 15 años interpretando a Miguel Notari.

Ricardo Darín en "He nacido en la ribera"

Mucho ha llovido ya desde sus primeras actuaciones en cine allá por la década de los 60 y 70. Actualmente es un actor reconocido internacionalmente que ha optado y ha sido galardonado con numerosos premios. Este 2016 opta al Goya a Mejor Actor Protagonista por su papel en Truman.


Inma Cuesta

La actriz encargada de interpretar a la novia en el film homónimo comenzó su andadura artística en el 2005, año en el que protagonizó un spot que se emitió fuera de nuestras fronteras. Fue en Reino Unido donde se pudo ver el anuncio en el que Inma Cuesta se entregaba enfervorecida a la pasión de un tablao flamenco, y claro, después de tantas horas zapateando lo mejor es echarse un trago de una cerveza bien fresquita.[youtube id=»4MgnKdU_3-g» align=»center» mode=»normal» autoplay=»no» maxwidth=»1080″]

A partir de aquí se adueña del eslogan y “donde va, triunfa”: la pudimos ver durante 4 años interpretando a la protagonista del musical Hoy no me puedo levantar y en la gran pantalla ha participado en obras tan importantes como Primos, La voz dormida, Grupo 7 o Blancanieves.


Juliette Binoche

La actriz francesa, que opta al Goya a Mejor Actriz protagonista por Nadie quiere la noche, empezó trabajando en obras de teatro a finales de los años 70. Su debut en el cine tuvo lugar en 1983 con Liberty Belle, aunque el año anterior participó en un film para la televisión francesa titulado Fort Bloqué.Juliette Binoche en "Fort Bloqué"

Fue en 1985, de la mano de Jean-Luc Godard, cuando protagonizó su primer film Yo te saludo, María.Juliette Binoche en "Yo te saludo, María"

Ya sabemos que desde entonces la carrera de Binoche ha sido un cúmulo de trabajos brillantes alcanzando su cénit en 1997 con su actuación en El paciente inglés, trabajo por el que ganó el Oscar a Mejor Actriz de Reparto.


Javier Cámara

Los orígenes interpretativos de uno de los actores más prolíficos del país, que ha participado en numerosas ficciones tanto televisivas como cinematográficas, se remontan al inicio de la década de los 90. En septiembre de ese mismo año se estrenó en TVE la comedia Eva y Adán, agencia matrimonial protagonizada por Antonio Resines y Verónica Forqué. Pues bien, el argumento del episodio 8 transcurre en su mayor parte en un hospital donde han ingresado a Bruno, personaje interpretado por Resines. En un momento del capítulo hacen acto de aparición dos enfermeros que tienen que ayudar a Bruno a cambiarse a una camilla. Si aguzamos bien la vista podemos detectar a un joven Javier Cámara en su primera aparición como actor. Aunque no lo parezca es él, el que lleva gafas, inconfundible por su voz.[youtube id=»8OqwXzFrdZM» align=»center» mode=»normal» autoplay=»no» maxwidth=»1080″]

Tuvieron que pasar 3 años hasta que debutara en la pantalla grande con la comedia Rosae, rosae dirigida por Fernando Colomo. Pero no fue hasta 1994 cuando su carrera comenzó a despegar con su participación en la serie Ay señor, señor en la que interpretaba al Padre Ángel. Los siguientes años encadenó diferentes trabajos en cine y televisión hasta que alcanzó la popularidad de la que actualmente goza con su aparición en Torrente: el brazo tonto de la ley (papel por el que fue nominado a Mejor Actor Revelación) y por su papel en 7 vidas.


Tim Robbins

El veterano actor estadounidense comenzó su labor como actor a mediados de los años 80 tras estudiar interpretación. Su primera aparición tuvo lugar en la comedia Vacaciones locas, locas, locas y en el vídeo podemos ver un fragmento en la que aparece un lozano Tim Robbins con tan solo 27 años. [youtube id=»YXVgVUWmU0M» align=»center» mode=»normal» autoplay=»no» maxwidth=»1080″]

Desde entonces ha participado en varias decenas de películas y realizando todo tipo de papeles, además de haber trabajado como director y guionista. El momento más importante de su carrera llegó con Mystic River por el que fue galardonado con el Oscar a Mejor Actor de Reparto en 2004.


Elvira Mínguez

Vinculada desde 1989 a las obras de teatro, en 1994 dio el salto a la gran pantalla con Días contados donde interpreta a una etarra, papel que le valió la nominación al Goya como Mejor Actriz Revelación ese mismo año. En el tráiler de la película vemos a una joven Elvira Mínguez que con 29 años irrumpió de manera brillante en el panorama cineamatográfico español. Tuvieron que pasar varios años para alzarse con un Goya, en concreto en 2005, cuando fue premiada por su papel como actriz de reparto en Tapas.[youtube id=»XEREWi_FExY» align=»center» mode=»normal» autoplay=»no» maxwidth=»1080″]


Marian Álvarez

La actriz, nominada por su papel de reparto en Felices 140, inició su carrera como intérprete hace 15 años, concretamente en Soberano, rey canalla un spot rodado en forma de cortometraje y que fue dirigido por Miguel Bardem. Su aparición y su papel se reducen a unos pocos segundos pero fue el inicio de una fructífera carrera como actriz.[youtube id=»IiY_R_kUDEY» align=»center» mode=»normal» autoplay=»no» maxwidth=»1080″]

Ese mismo año, en 2001, participó en varios episodios de 7 vidas interpretando a Lucía. Dos años más tarde, en 2003, participó en otro cortometraje, El extra, dirigido por Alberto Pernet. Fue en 2004 cuando dio el salto a la gran pantalla con Incautos, un film dirigido por Miguel Bardem con el que ya trabajó en su primer cortometraje.

Desde entonces la carrera de Marian Álvarez ha sido todo un éxito tanto en cine como en televisión y compaginando su carrera con apariciones en diversos cortometrajes. En 2014 fue premiada con el Goya a Mejor Actriz por su papel protagonista en La Herida.


Irene Escolar

Esta joven actriz de 27 años lleva a su espalda una dilatada trayectoria en teatro donde comenzó con apenas 10 años. Su salto a la escena cinematográfica vino con Imagining Argentina en 2003, un film en el que realizaba un pequeño papel. Su siguiente participación fue en 2004 con la película de Carlos Saura, El séptimo día.Irene Escolar en "El séptimo día"

Uno de los puntos álgidos en su carrera fue la participación en Los girasoles ciegos en la que interpretó a la hija de Maribel Verdú. Pero, sin duda alguna, ahora se encuentra en un momento muy importante para su trayectoria ya que el 6 de febrero se desvelará si Irene Escolar obtiene el Goya a Mejor Actriz Revelación por su trabajo en Un otoño sin Berlín.Irene Escolar y Maribel Verdú en "Los girasoles ciegos"


Álex García

Sus inicios artísticos se dieron en televisión, concretamente en la serie Compañeros de Antena 3 donde interpretaba a El Serpa. En el vídeo vemos una recopilación de momentos en los que aparece durante un capítulo en el año 2001 con tan solo 20 añitos. [youtube id=»QmBJW3R-XO4″ align=»center» mode=»normal» autoplay=»no» maxwidth=»1080″]

En 2004 comenzó su andadura cinematográfica participando en Reprimidos. Desde entonces ha actuado tanto en ficciones televisivas, como Sin tetas no hay paraíso o Amar en tiempos revueltos; como en cinematográficas como Kamikaze o La novia, siendo esta última por la que se ha ganado la nominación a Mejor Actor Revelación.

30 actores internacionales nominados a un Goya

[vc_row][vc_column][vc_column_text]

El próximo sábado 6 de febrero se celebrará la 30a edición de los premios Goya en una ceremonia que por segundo año consecutivo conducirá Dani Rovira y que será la primera con Antonio Resines como presidente de la Academia de la Academia de las Artes y las Ciencias Cinematográficas de España tras la dimisión de Enrique González Macho en febrero del año pasado.

Entre las películas nominadas, las recientemente triunfadoras en los premios Feroz La novia y Truman, parten como favoritas, mientras que en el resto de categorías todo se presenta muy abierto, lo que promete regalarnos una noche llena de intrigas y sorpresas. Lo que sí tenemos claro a estas alturas es que ‘la fiesta del cine español’ estará llena de caras que nos gustan y que centrarán toda nuestra atención, como las de los candidatos a un cabezón Álex García, Luis Tosar, Asier Etxeandía, Inma Cuesta, Leticia Dolera, Nora Navas o nuestra internacionalísima Penélope Cruz. Pero no solo los actores patrios serán protagonistas este año, ya que dos intérpretes foráneos de la talla de Juliette Binoche y Tim Robbins están entre los nominados y también una revelación, la cubana Yordanka Ariosa .

Y es que no es la primera vez que actores de otros países, incluso renombradas estrellas de Hollywood, se han visto compitiendo por un Goya junto a Lola Dueñas, José Sacristán, Javier Bardem, Elena Anaya o Antonio de la Torre. Por eso, hoy en BFace Magazine hacemos un ejercicio de memoria y repasamos en orden cronológico la lista de actores internacionales que alguna vez fueron nominados a un premio de la Academia del Cine Español.

-Década de 1990-

Cecilia Roth: tiene dos premios Goya en su casa. Uno lo ganó en 1998 por ‘Martín (Hache)’ y el segundo en 2000 por ‘Todo sobre mi madre’

Miroslav Taborsky: el checo se llevó el Goya como mejor actor revelación por encarnar a Václav Passer en ‘La niña de tus ojos’, en 1998

miroslavMiroslav Taborsky en ‘La niña de tus ojos’

-Década de 2000-

James Bentley: con tan solo siete añitos, el inglés fue nominado por su trabajo en ‘Los Otros’ de Alejandro Amenábar. Fue en el año 2001 y en su categoría a Mejor Actor Revelación ganó Leonardo Sbaraglia por ‘Intacto’

Alakina Mann: la niña de ‘Los Otros’ fue nominada en 2001 como actriz de reparto por su papel en la película de Alejandro Amenábar

Nicole Kidman: llegó a los Goya en 2001 de la mano de Alejandro Amenábar y su papel en ‘Los Otros’

Nicole Kidman en ‘Los Otros’

Gael García Bernal: nacido en Mexico, el recientemente galardonado con un Globo de Oro por su interpretación en ‘Mozart in the jugle’, en 2002 fue nominado como actor de reparto por ‘Sin noticias de Dios’, donde compartía pantalla con Penélope Cruz y Victoria Abril

Leonardo Sbaraglia: ganó el Goya en 2002 como actor revelación por ‘Intacto’, y recibió nominación en la categoría de reparto en 2007 por ‘Salvador (Puig Antich)’

Geraldine Chaplin: la británica fue dos veces nominada al Goya como actriz de reparto. En 2002 lo ganó por ‘En la ciudad sin límites’, y en 2007 por ‘El Orfanato’, se tuvo que conformar con vérselo ganar a Amparo Baró

Sarah Polley: la canadiense consiguió nominación en 2003 por su trabajo en ‘Mi vida sin mí’ de Isabel Coixet

Sarah Polley en ‘Mi vida sin mí’

Daniel Brühl: alemán de origen español (nació en Barcelona), consiguió dos nominaciones como actor protagonista, la primera por ‘Salvador (Puig Antich)’ en 2006

Walter Vidarte: nacido en Urugay, fue nominado en 2006 en la categoría de actor revelación por ‘La noche de los girasoles’

Micaela Nevárez: en 2006, la puertorriqueña ganó el Goya a la mejor actriz revelación por ‘Princesas’, de Fernando León de Aranoa

Benicio del Toro: el puertorriqueño ganó el Goya al mejor actor protagonista por encarnar al Che Guevara en ‘Che, el argentino’, en 2008

José María Yazpik: consiguió su única nominación como actor de reparto en 2008 por su papel en ‘Solo quiero caminar’

Rachel Weisz: encarnar a Hipatia de Alejandría en ‘Ágora’ le reportó una nominación como actriz protagonista en 2009

Rachel Weisz en ‘Ágora’

Ricardo Darín: el internacional más nominado no ha ganado nunca un Goya. En 2009 optó a la estatuilla por partida doble como actor protagonista por ‘El secreto de sus ojos’, y actor de reparto por ‘El baile de la victoria’. En 2014 fue nominado como protagonista por ‘Relatos salvajes’, y este 2015 vuelve a optar en la misma categoría por ‘Truman’

Soledad Villamil: la compañera de Ricardo Darín en ‘El secreto de sus ojos’, ganó la estatuilla por esta película en la categoría de actriz revelación

-Década de 2010-

Natasha Yarovenko: la ucraniana fue nominada como mejor actriz de reparto en 2010 por su papel en ‘Habitación en Roma’

Ryan Reynolds: su trabajo en ‘Buried’, de Rodrigo Cortés, le valió una nominación como mejor actor protagonista en 2010

Ryan Reynolds en ‘Buried (Enterrado)’

Viggo Mortensen: su primera y única nominación fue por ‘Alatriste’ en 2011. Compitió con Juan Diego, Sergi López y Daniel Brühl

Daniel Brühl: su segunda nominación le llegó en 2011 y fue como actor protagonista por ‘Eva’, de Kike Maíllo

Salma Hayek: con ‘La chispa de la vida’, de Álex de la Iglesia, la mexicana se hizo con su primera nominación en el año 2011

Tom Holland: su gran interpretación en la película de JA Bayona, ‘Lo imposible’, le llevó hasta los Goya en el año 2012

Naomi Watts: fue nominada al Goya en 2012 por su trabajo en ‘Lo Imposible’ de JA Bayona

Ewan McGregor: el británico fue nominado como mejor actor de reparto por ‘Lo Imposible’ en 2012

Ewan McGregor en ‘Lo Imposible’

Daniel Giménez Cacho: interpretar al torero Antonio Villalta en ‘Blancanieves’ le valió una nominación en la categoría de mejor actor protagonista en 2012

Jean Rochefort: el francés recibió nominación por ‘El artista y la modelo’, de Fernando Trueba, en 2012

Olimpia Melinte: en 2013, la rumana compitió como mejor actriz revelación por su trabajo en ‘Caníbal’, de Manuel Martín Cuenca

Yordanka Ariosa: como hemos dicho antes, la actriz está nominada este año gracias a ‘El rey de La Habana’, su primera película

Tim Robbins: nominado como Mejor actor protagonista este año por su papel en ‘Un día perfecto’

[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row]

Goya 2016: lista de nominados

Las señoras y los señores de la Academia de las Artes y las Ciencias Cinematográficas de España son extremadamente adorables y nos han concedido el prestigioso y exclusivo honor de asistir a la Lectura de Nominados de la 30ª Edición de los Premios Goya. Lo de que nos inviten a la gala de entrega, que se celebrará el próximo 6 de febrero de 2016, ya tal. Resines, si nos lees: ¡queremos varias butacas a nuestro nombre! ¡Aunque tengamos que volver a soportar a Dani Rovira como presentador!

En cualquier caso, nosotros estamos encantados de formar parte de la celebración de los treinta tacos de los Goya 2016, una edición muy importante que demuestra la madurez de la industria cinematográfica de nuestro país y la calidad de las cintas que este año optan al cabezón. No habrá dinero, ayudas o subvenciones, pero el talento nos sale por las orejas. Son tantas las favoritas, que todavía estamos pegándonos por ver con cuál nos quedamos.

Si te has perdido nuestro directo por Periscope o tienes alergia al Twitter, este es tu artículo. Conoce la lista definitiva de nominados a los Goya 2016, una lectura que ha estado protagonizada por la portentosa Emma Suárez y el magnífico Asier Etxeandia:

MEJOR PELÍCULA

  • La novia
  • Truman
  • A cambio de nada
  • Nadie quiere la noche
  • Un día perfecto

MEJOR DIRECCIÓN

  • Paula Ortiz (La novia)
  • Cesc Gay (Truman)
  • Isabel Coixet (Nadie quiere la noche)
  • Fernando León de Aranoa (Un día perfecto)

MEJOR DIRECCIÓN NOVEL

  • Daniel Guzmán (A cambio de nada)
  • Dani de la Torre (El desconocido)
  • Leticia Dolera (Requisitos para ser una persona normal)
  • Juan Miguel del Castillo (Techo y comida)

MEJOR GUION ORIGINAL

  • A cambio de nada
  • El desconocido
  • Negociador
  • Truman

MEJOR GUION ADAPTADO

  • La novia
  • B de Barcenas
  • El rey de la Habana
  • Un día perfecto

MEJOR MÚSICA ORIGINAL

  • El teatro del más allá
  • La novia
  • ma ma
  • Nadie quiere la noche

MEJOR CANCIÓN ORIGINAL

  • El país del miedo
  • Matar el tiempo
  • Palmeras en la nieve
  • Techo y comida

MEJOR ACTOR PROTAGONISTA

  • Pedro Casablanc (B de Barcenas)
  • Luis Tosar (El desconocido)
  • Asier Etxeandia (La novia)
  • Ricardo Darín (Truman)

MEJOR ACTRIZ PROTAGONISTA

  • Inma Cuesta (La novia)
  • Penélope Cruz (ma ma)
  • Juliette Binoche (Nadie quiere la noche)
  • Natalia de Molina (Techo y comida)

MEJOR ACTOR DE REPARTO

  • Felipe García Vélez (A cambio de nada)
  • Manolo Solo (B de Barcenas)
  • Javier Cámara (Truman)
  • Tim Robbins (Un día perfecto)

MEJOR ACTRIZ DE REPARTO

  • Elvira Mínguez (El desconocido)
  • Marian Álvarez (Felices 140)
  • Nora Navas (Felices 140)
  • Luisa Gavasa (La novia)

MEJOR ACTOR REVELACIÓN

  • Miguel Herrán (A cambio de nada)
  • Fernando Colomo (La isla bonita)
  • Álex García (La novia)
  • Manuel Burque (Requisitos para ser una persona normal)

MEJOR ACTRIZ REVELACIÓN

  • Antonia Guzmán (A cambio de nada)
  • Iraia Elías (Amama)
  • Yordanka Ariosa (El rey de la Habana)
  • Irene Escolar (Un otoño sin Berlín)

MEJOR DIRECCIÓN DE PRODUCCIÓN

  • El desconocido
  • Nadie quiere la noche
  • Palmeras en la nieve
  • Un día perfecto

MEJOR DIRECCIÓN DE FOTOGRAFÍA

  • El rey de la Habana
  • La novia
  • Nadie quiere la noche
  • Un día perfecto

MEJOR MONTAJE

  • El desconocido
  • Requisitos para ser una persona normal
  • Truman
  • Un día perfecto

MEJOR DIRECCIÓN ARTÍSTICA

  • La novia
  • Mi gran noche
  • Nadie quiere la noche
  • Palmeras en la nieve

MEJOR DISEÑO DE VESTUARIO

  • Mi gran noche
  • Nadie quiere la noche
  • Palmeras en la nieve
  • Un día perfecto

MEJOR MAQUILLAJE Y PELUQUERÍA

  • La novia
  • ma ma
  • Nadie quiere la noche
  • Palmeras en la nieve

MEJOR SONIDO

  • Anacleto
  • El desconocido
  • La novia
  • Mi gran noche

MEJORES EFECTOS ESPECIALES

  • Anacleto
  • El desconocido
  • Mi gran noche
  • Tiempo sin aire

MEJOR PELÍCULA DE ANIMACIÓN

  • Atrapa la bandera
  • Meñique
  • Noche de paz
  • Yoko

MEJOR PELÍCULA DOCUMENTAL

  • Chicas nuevas 24 horas
  • I’m your father
  • Sueños de sal
  • The propaganda game

MEJOR PELÍCULA IBEROAMERICANA

  • El clan
  • La once
  • Magallanes
  • Vestido de novia

MEJOR PELÍCULA EUROPEA

  • Camino a la escuela
  • Leviathan
  • Macbeth
  • Mustang

MEJOR CORTOMETRAJE DE FICCIÓN ESPAÑOL

  • Inside the box
  • El corredor
  • Os meninos do rio
  • Cordelias
  • El trueno rojo

MEJOR CORTOMETRAJE DE ANIMACIÓN ESPAÑOL

  • Alike
  • Honorio
  • La noche del océano
  • Víctimas de Guernica

MEJOR CORTOMETRAJE DOCUMENTAL ESPAÑOL

  • Hijos de la tierra
  • Regreso a la Alcarria
  • Ventana
  • Viento de atunes
Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies