Carta abierta a Jorge Cremades

¿Cómo se despierta uno cada día sabiendo que le hacen gracia los vídeos de Jorge Cremades? ¿Cómo es posible que alguien se sienta tranquilo sabiendo que se ríe con bromas homófobas o machistas? Y, si se llegase a considerar que la pregunta anterior es errónea, ¿quién vive en paz con el hecho de que le hagan gracia vídeos que dan vergüenza ajena?

Jorge Cremades podrá ser muchas cosas. Podrá hacer gracia o crear absoluta indiferencia; podrá ofender a otros o podrá pasar desapercibido. Pero no deja de ser lo que es: un señor que, por culpa de Internet, tiene voz. Y, ojo, el problema no es que la tenga; el problema es que la utilice para soltar las mierdas que suelta.

Esto, hoy, va por ti, Jorge Cremades:

No te vas a convertir en gay por sujetar el bolso de tu novia. Te lo dice uno que no necesitó coger uno para saber cuál era su condición sexual. Igual esto está más allá de tu dominio, porque tú sólo pensabas que subir un vídeo así haría gracia, pero lo cierto es que no, no la hace. Te lo digo yo y te lo dicen todos los homosexuales y personas con más de una neurona que están cansados de tus estupideces.

Foto: @canelica0
Foto: @canelica0

Tampoco necesitamos saber cómo sobrevivir al primer viaje con una novia. Quizás, no lo sabías, pero cada mujer es un mundo y no responden a un patrón. Te contaré un secreto que puede sorprenderte: no todas las mujeres comen ensaladas; hay mujeres que se tiran pedos delante de sus novios; a todas las mujeres no les gusta Pretty Woman; las mujeres también utilizan WhatsApp para hablar con sus amigas, amigos, familia y compañeros de trabajo. ¡Sorpresa! ¡Las mujeres son personas y hacen cosas de humanos!

Tus vídeos no son humor, no es un «hay que saber reírse de uno mismo», porque lo que tú representas es una figura machista y homófoba que no tiene cabida en esta sociedad, por muchos seguidores que puedas tener. Eso debes tenerlo claro, quieras o no.

Tus intentos forzados de bromas, que caen en clichés y estereotipos rancios, pueden hacer daño. Sorpresa, ¡la gente tiene sentimientos! Y tus bromas hacen daño, aunque no sea de forma directa. A las mujeres que no son capaces de ver que pueden valerse por sí mismas sin necesitar a un hombre; a las mujeres que no entienden que no viven para hacer feliz a un hombre; al niño o adolescente que se puede ver cohibido porque, según tú, ser gay es algo de lo que reírse.

Sin título

No, una foto en Twitter en la que digas que «love is love» no es suficiente. ¿A quién debemos creer: al Jorge Cremades que defiende el amor igualitario o al Jorge Cremades que, semanas antes, considera que coger un bolso es algo de gays? El problema lo tienes tú, no el chico que, haciendo caso omiso a una tontería del tonto de turno, decide agarrar el bolso de su novia.

Bien por ti, bien por tus logros, bien por tus artículos en revista, bien por las entrevistas que das, bien por tus amigos, bien por tus seguidores, bien por tu novia. Bien, de verdad, pero basta ya. No creas ni por un sólo momento que nos representas, porque tus vídeos nunca lo han hecho ni lo harán.

Insisto: no haces gracia. Y, si te tomas a mal este artículo, recuerda unas palabras de tus defensores:

«Es sólo humor»

Requisitos para petarlo en Vine

¿6 segundos te pueden dar la fama? En 6 segundos puedes atarte un zapato o marcarte un vídeo viral. La sabiduría popular nos dice que 6 segundos no son suficientes para hacer un vídeo decente. ¡ERROR! Vine nos demuestra que la creatividad en 6 segundos tiene mucho que decir. Y, lo más importante, no es cuestión de género, edad, estatus social… Es decir, no es una cuestión de los jóvenes o los millennials (que ahora se ha puesto muy de moda).

A fin de cuentas para petarlo en Vine sólo necesitas un smartphone, un perfil en la plataforma y dar rienda suelta a tu creatividad. Ya sabemos que de esto último quizás no todos vamos muuuuy sobrados…  por eso hemos indagado en lo que hacen multitud de perfiles que triunfan en Vine para chivártelo. Coge boli y papel si quieres petarlo en 6 segundos. Te presentamos las claves de los mejores Viners del planeta.

No siempre tienes por qué ser el prota

Alcanzar la fama 2.0 sin salir ni un segundo en pantalla es factible. BetterOffRed se monta unas luchas encarnizadas con muñecos, gominolas o juguetes dignas de la mejor escena de Walking Dead.

Otras viners tiran de los mejores amigos del hombre, las mascotas. En cuanto descubrimos a Marnie The Dog, nos divertimos con sus vines y nos enternecemos descubriendo que tiene una enfermedad.

La perspectiva, como el tamaño, sí importa

Dar rienda suelta al ingenio en Vine es como repartir caramelos a la puerta de un colegio, fácil y preciso. Daniel Ojanlatva saca todo el partido a cualquier escena de una peli o serie y al actor que la protagoniza.

La familia cuenta

– ‘¿Qué hacemos el domingo por la tarde, papi?’

– ‘¡Vines!’

¿Dónde quedan las tardes en el parque, montar en bici o salir a pasear al perro? Vine se convierte en la nueva actividad familiar favorita de pequeños y grandes (sino que se lo digan a los EhBee), que además demuestra que no todos los vídeos son de humor extravagante o que roza lo políticamente incorrecto. También hay familias que sacan partido a la vida cotidiana, y se divierten haciéndolo.

Colaborar con otros viners

Como fuente de inspiración surgieron las quedadas entre viners en multitud de ciudades. Pasaron de intercambiar opiniones, trucos, ideas… a compartir cámara y segundos en Vine. Y de ahí ha surgido una tierna y preciosa amistad de más de 6 segundos. Es el caso de la pandilla de Jorge Cremades, Dante Caro, Uri Sabat

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies